Por: María Esther Abissi.   3 junio

El Banco Central de Costa Rica (BCCR) anunció que a partir del 16 de junio próximo el encaje mínimo legal se ubicará en 12% y no en 15%, nivel en el que había estado desde el 2005.

La medida forma parte de un conjunto de acciones del Central para incentivar la mayor colocación de crédito en moneda nacional con el objetivo de ayudar a la reactivación de la economía, entre las que también se encuentra el descenso de la Tasa de Política Monetaria.

Con la baja del encaje mínimo, el Banco Central activa dos de sus instrumentos de control monetario a favor de la reactivación económica. Fotografía José Cordero
Con la baja del encaje mínimo, el Banco Central activa dos de sus instrumentos de control monetario a favor de la reactivación económica. Fotografía José Cordero

Con el ajuste del encaje mínimo, el Banco Central activa dos de sus instrumentos de control monetario a favor de la reactivación económica.

El Financiero consultó en una entrevista a Rodrigo Cubero, presidente del Banco Central, quien explicó la expectativa con esta medida y sus posibles efectos.

En vivo: conversamos con Rodrigo Cubero, presidente del Banco Central sobre reactivación económica y encaje mínimo legal

Posted by El Financiero on Monday, June 3, 2019

—¿Cómo esta medida va a impactar a la colocación del crédito?

—La medida consiste en la reducción de la tasa del encaje del 15% al 12%. El encaje mínimo legal es una reserva que tienen que constituir todas las entidades financieras que hacen operaciones de intermediación como un depósito en el Banco Central.

"Esto quiere decir que cuando un banco capta un depósito, un 15% de cada deposito tiene que colocarlo en una cuenta corriente que no recibe intereses, lo que le permite al Central controlar de las condiciones de liquidez sin costo alguno, es decir, sin tener que pagar intereses.

"Lo que el Banco (pretende) con esta decisión, es reducir la tasa de ese instrumento de 15% a 12%. Ahora por cada colón la entidad financiera solo deposita el 12%, el restante 3% se libera para que las entidades los puedan usar para créditos y otras colocaciones.

"Aquí es importante decir que lo que la medida trata de hacer es estimular las condiciones crediticias. Lo que nosotros podemos hacer es facilitar las condiciones, pero lo que hagan los bancos con los recursos es decisión de ellos, la idea es que ellos aprovechen la medida para hacer colocaciones de crédito.

“Creemos que esta medida puede contribuir y ahora toca que las entidades la aprovechen para estimular las condiciones del crédito”.

—¿Qué otro objetivo tiene esta medida?

—Esta medida tiene como objetivo también desestimular la dolarización del crédito. Lo que hicimos en la Junta Directiva el viernes pasado fue reducir la tasa en colones, pero no en dólares. Los depósitos y captaciones en dólares deben tener un encaje del 15%, como hasta ahora, con esto, se incentiva a que los bancos presten en colones y no en dólares.

—¿La medida viene por orden de Casa Presidencial o es promovida desde el Banco Central?

—El Central es independiente y hemos tomado todas nuestras decisiones de forma independiente. La Ministra de Hacienda tiene asiento, voz y voto en la junta directiva, pero la decisión del encaje mínimo legal ha sido tomada de forma unánime.

Esto quiere decir que el voto del Gobierno no ha sido necesario para formar la mayoría, con lo cual el Central ha venido tomando decisiones de forma independiente.

—¿Cómo pueden garantizar que esta medida no genere un shock inflacionario o un comportamiento al alza?

—Con las condiciones de la economía actual, no es previsible un impacto inflacionario alto.

"Tenemos un alto nivel de desempleo y una importante desaceleración económica y eso tiene un efecto más deflacionario, es decir, a la baja. De igual forma tenemos la intensión firme de que la inflación se mantenga dentro del rango meta y estamos comprometidos a garantizarlo.