Por: Carlos Cordero Pérez.   18 octubre, 2017

La industria tecnológica espera que el lanzamiento del iPhone X, anunciado por Apple para finales del 2017, reimpulse durante el 2018 las ventas de teléfonos celulares.

“Esperamos que el ciclo de reemplazo del iPhone fluya más fuertemente el próximo año”, dijo Roberta Cozza, directora de investigación de Gartner.

Un reciente reporte de esta firma indica que las ventas de teléfonos celulares no crecerían en el 2017 respecto al 2016.

Para el próximo año se incrementarían 2%. El empujón vendría de las ventas del iPhone X y de los dispositivos que otros competidores están lanzando en el mercado.

Las estimaciones indican que en el 2019 el incremento volvería a ser muy leve: apenas 0,3%.Lea iPhone X intenta superar las tecnologías que ya existen en otros ‘smartphones’

La debilidad en el crecimiento se debe a la escasez de los componentes y, como consecuencia de tal situación, a un incremento de sus precios que impiden reducir el costo de los dispositivos móviles.

La industria espera que el lanzamiento del iPhone X a finales del 2017 relance las ventas de móviles en el 2018.
La industria espera que el lanzamiento del iPhone X a finales del 2017 relance las ventas de móviles en el 2018.

En el caso de las computadoras, de escritorio y portátiles, los envíos volverán a crecer en el 2017 impulsados por el reemplazo del sistema operativo Windows 10 de Microsoft.

Lo anterior se produciría pese a que los costos de los equipos también se ven afectados por la escasez y el mayor precio de los componentes.Los vientos a favor provienen de mercados como el de Rusia y el de China.

En el primer caso ayudaría la recuperación de las perspectivas económicas. En el segundo, la adopción de una versión de Windows 10 que espera el visto bueno del gobierno del país asiático.