Por:  30 julio, 2014
Foto tomada de www.nacion.com
Foto tomada de www.nacion.com

A pocos días de la tradicional romería es muy importante que su devoción sea acompañada durante la caminata de una correcta preparación para el cuidado de su salud, por esto compartiré algunos consejos útiles desarrollados con el apoyo de la nutricionista y deportista de alto rendimiento, Catalina Miranda, del Centro de Nutrición Larisa Páez.

Los puntos clave de la romería

La preparación física, el estiramiento, alimentación e hidratación son aspectos básicos que debe tomar en cuenta antes de iniciar su caminata hacia Cartago ya que es importante la prevención para evitar problemas de resistencia durante el trayecto.

Además no olvide considerar los siguientes aspectos básicos previos, durante y después de su desempeño físico:

  • Calentamiento previo: Es importante estirar los músculos de brazos y piernas con el fin de evitar lesiones, una rutina de calentamiento ideal toma entre cinco y 10 minutos de tiempo y promueve la estimulación de los sistemas circulatorio, muscular y metabólico.
  • Alimentación: La alimentación depende de la tolerancia y tipo de ejercicio que realice cada persona. Algunas recomendaciones de alimentación son:
Desayuno:

-2 tostadas de pan blanco con mantequilla de maní y jalea o miel + 1 banano + 500 ml de líquido.

-Pinto + 1 huevo + Fruta + café y agua.

Almuerzo:

-Arroz con pollo, vegetales, ensalada + Agua o Fresco Natural

-Lasagña carne molida con salsa tomate natural y ensalada + Agua o Fresco Natural

Cena:

-Sopa de pollo con arroz y verduras + Agua o Fresco Natural (si le gusta cenar Liviano)

-Pasta con atún en salsa de tomate natural y ensalada + Agua o Fresco Natural

Además no olvide consumir carbohidratos que son vitales para evitar sufrir de calambres y arratonamientos. Al finalizar la romería, ingiera además alimentos para recuperar las reservas de energía y reparar las fibras musculares como un yogurt o batido de papaya.

  • Hidratación: Es recomendable consumir 2 vasos de agua o bebida hidratante; durante, ingerir entre 150 y 350 ml cada 10 ó 15 minutos y por último; al finalizar, ingerir entre 4 y 6 vasos de líquido.

¡Consejos finales!

Recuerde la importancia de su salud y cuide de ella en la peregrinación, por último no olvide:

  • Reduzca al máximo cualquier esfuerzo físico en las horas más calurosas del día.
  • Refrésquese con pañitos para mantener una temperatura corporal promedio.
  • Si se siente pesado o cansado, preste atención a la hidratación.
  • Recuerde las alternativas como el agua de pipa durante el recorrido.
  • Busque lugares frescos y ventilados evitando la exposición innecesaria al sol.
  • Evita el consumo de grasas saturadas, alimentos y bebidas altos en azúcares agregadas antes y durante de la caminata.
  • Durante, disfrute de una fruta o barra como snack.