Costa Rica quiere atraer mayor inversión de Corea del Sur

TLC permitiría mayor flujo de empresas asiáticas

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes
  • Gráficos
  • /economia-y-politica/IED-Corea_del_Sur-Procomer-TLC_ELFCHA20150606_0001_5.jpg
    326x204
    Gráfico: Balanza negativa
    / 06 JUN 2015
  • /economia-y-politica/IED-Corea_del_Sur-Procomer-TLC_ELFCHA20150606_0002_5.jpg
    326x204
    Gráfico: Flujo de IED desde Corea del Sur
    / 06 JUN 2015

index

Costa Rica desea atraer más Inversión Extranjera Directa (IED) de Corea del Sur.

Su apuesta es suscribir pronto el tratado de libre comercio (TLC) que el tigre asiático le propuso al bloque centroamericano.

La Coalición Costarricense de Iniciativas de Desarrollo (Cinde) avala la negociación comercial con Corea del Sur el ve percibe como un instrumento para promover al país como destino de más empresas coreanas y más sofisticadas.

Hoy la IED coreana en Costa Rica genera más de 400 empleos directos en la empresa fabricante de hilos SAE-A Spinning y en Daewoo Bus.

La inversión más reciente la hizo SAE-A Spinning por $35 millones en su planta de Cartago.

Daewoo Bus, en tanto, espera ensamblar 300 unidades para el 2016, el doble de vehículos que fabrica en la actualidad.

Según Irving Soto, director de Promoción de Inversiones de Cinde, el TLC que Corea del Sur negociará con Centroamérica fortalecerá a Costa Rica como plataforma de exportación y acceso al mercado mundial, algo vital para la atracción de inversiones de origen más diverso.

El tratado sería el catalizador de la IED coreana.

Datos del Banco Central de Costa Rica (BCCR) indican que el flujo de IED proveniente de Corea del Sur no ha crecido durante los últimos dos años, después de un importante repunte en el 2012.

Los empresarios costarricenses también cifran esperanzas en el acuerdo comercial para ampliar la inversión asiática en el país, especialmente en nichos que agreguen valor a la economía.

Andrés López, vicepresidente de la Cámara de Comercio de Costa Rica, advirtió que eso ocurriría solo si el Gobierno ejecuta acciones para facilitar la atracción de flujos de inversión extranjera.

La cámara considera que las economías costarricense y coreana son altamente complementarias en muchos bienes y servicios.

Oportunidad comercial

Igual opina la Promotora de Comercio Exterior (Procomer).

Pedro Beirute Prada, gerente general de Procomer, considera que los productores agroexportadores costarricenses tienen altas posibilidades de éxito en el mercado surcoreano.

Entre los bienes con esa buena perspectiva están la piña, el banano y el café, jugos de frutas, congelados y maltas, además del caballo de batalla de las exportaciones costarricenses: los productos médicos y electrónicos.

En la actualidad, Costa Rica importa seis veces más de lo que exporta a Corea.

Beirute afirmó que el tratado sería estratégico para ampliar la oferta exportadora costarricense, ya de por sí diversificada.

“Este no es un TLC aislado, sino, parte de una estrategia comercial integral de Costa Rica en el continente asiático.

Según Procomer, Costa Rica es el segundo socio comercial de importancia de Corea del Sur en Centroamérica. Solo Guatemala exporta más a esa nación.

Los tres principales productos que el país le vende a Corea son la chatarra de hierro o acero, partes para televisores y radios y el café oro. La industria electrónica y de equipo de precisión y médico es la que más ha crecido en exportaciones a Corea del Sur, con variaciones relativas de 87% y 174%, respectivamente, entre el 2014 y el 2015.

Francisco Gamboa, director ejecutivo de la Cámara de Industrias, afirmó que el sector espera un TLC balanceado que atienda sus sensibilidades frente a las importaciones desde Corea.

Esta negociación comercial es la única en la que se ha embarcado la actual administración. De hecho, las autoridades gubernamentales habían afirmado que antes de negociar nuevos tratados preferían maximizar el aprovechamiento de los ya vigentes.

Ahora Corea, junto a la incorporación a la Alianza del Pacífico, están en la mirilla del Ministerio de Comercio Exterior.

Sostenbilidad y financiamiento