SALA CONSTITUCIONAL FALLÓ A FAVOR DE PERMANENCIA DE JERARCA DE LA PRESIDENCIA

Melvin Jiménez con reloj en contra para afirmarse como ministro

Analistas consideran que resultados del próximo periodo legislativo de sesiones extraordinarias serán fundamentales para determinar su futuro.


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

La Sala Constitucional rechazó una acción que pretendía traerse abajo al ministro de la Presidencia, Melvin Jiménez, por ser miembro de la iglesia luterana costarricense.

Con su decisión, aunque dividida, los magistrados dieron una segunda oportunidad para que Jiménez demuestre que es la figura idónea para desempeñarse como ministro de la Presidencia, enlace entre el Casa Presidencia y el Gabinete del presidente Luis Guillermo Solís, así como principal canal de comunicación entre la casa de Gobierno y la Asamblea Legislativa, y con la sociedad civil.

La duda sobre la idoneidad de Jiménez como cabeza del Ministerio de la Presidencia salta impulsada por los errores que ha cometido en su papel como vocero de la Presidencia, el más reciente de ellos cuando se equivocó al dar información laboral sensible sobre la salida de Costa Rica de Citibank

¿Lo mejor para Casa Presidencial?

El politólogo Daniel Calvo considera que el fallo de los magistrados sin duda quitará a Jiménez un peso de encima, lo cual podría liberar las aptitudes del ministro, mismas que, hasta ahora, según el analista, están en entredicho. 

"No sabemos si el fallo beneficia o perjudica al Gobierno porque aunque don Melvin es uno de los hombres de más confianza del presidente, también es uno de los que más ruido le ha generado a la gestión de don Luis Guillermo. Ha demostrado impericia en la forma en que ha conducido hasta la fecha las relaciones entre el Poder Ejecutivo y el Legislativo", sostuvo.

Para el politólogo José Carlos Chinchilla, en tanto, el tiempo se agota para que Jiménez eche a andar una reestructuración de la Presidencia en materia de comunicación con la sociedad y con la oposición parlamentaria.

"No ha sido un buen comunicador y ahora tiene la oportunidad de rediseñar su estilo. Su permanencia en el Ministerio de la Presidencia tendrá un costo político para don Luis Guillermo Solís pues don Melvin ha generado anticuerpos en la oposición y en el mismo Gobierno", concluyó Chinchilla.

Segunda oportunidad

El presidente Luis Guillermo Solís afirmó que al cabo de un año realizaría una evaluación del desempeño de cada ministro.

Es por eso que Chinchilla afirma que el próximo periodo de sesiones extraordinarias de la Asamblea Legislativa (1.° de diciembre de 2014 al 30 de abril de 2015) será fundamental para que Jiménez se afiance en el puesto siempre que logre la aprobación de los proyectos "estrella" del Poder Ejecutivo y, al mismo tiempo, logre un balance en la agenda legislativa que facilite las relaciones con la oposición. 

"Doy por un hecho que la permanencia de don Melvin en el ministerio crispará todavía más las relaciones entre Casa Presidencia y el diputado Ottón Solís, pues el ministro se va a envalentonar al resolverse a su favor un cuestionamiento que, por lo menos, lo mantenía incómo, sino amarrado", dijo el politólogo.

José Carlos Chinchilla y Daniel Calvo coincidieron en que el fallo de la Sala Constitucional reafirma la necesidad de que el país se encamine hacia una reforma a la Constitución Política para que el Estado deje de tener religión oficial, en este caso, la católica.

Sostenbilidad y financiamiento