Crece producción de naranja en Costa Rica

Producción nacional de la fruta se disparó: creció un 75,5% en el 2012 con respecto al 2011

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

La naranja está descollando en la producción nacional. Solo en la cosecha del 2012, creció un 75,5 %, con respecto del 2011.

Fue el mayor aumento en esta categoría, en los productos principales.

Esto quiere decir, según cifras del Ministerio de Agricultura (MAG), que el año pasado se recolectaron 280.000 toneladas métricas del cítrico.

¿Qué está ocurriendo para que se produzca este resultado?

Por un lado, ha habido una mejora en el manejo agronómico y, sumado a esto, productores de otros cultivos han decidido diversificarse y apostar por la naranja.

En cuanto al manejo agronómico, en el país se han utilizado nuevos materiales genéticos que han permitido a los 5.000 productores que se registran en el país, pasar de 400 árboles por hectárea a 800 árboles, según el MAG.

A esto se suma que en algunas zonas del país, como Guanacaste, los pequeños productores de café decidieron introducir el cultivo de la naranja y combinar los dos productos.

Esto ha hecho que, ante la caída de los precios del café, los productores sobrevivan con la venta del cítrico y haya más oferta.

“En tiempos de crisis del café, la naranja es una salvada. En Guanacaste, el suelo y el clima favorecen el desarrollo del cultivo; luego, cuando la sacamos al mercado, la producción en el país es mínima, entonces la comercializamos mejor”, explicó Jaime Salazar, gerente de Coopecerroazul, de Nandayure, Guanacaste.

Esta cooperativa, que cuenta con 82 productores de naranja, sacó en la cosecha de este año (julio), un total de 5,5 millones de unidades de naranjas. El año anterior fueron 3,3 millones. Ahora, esperan que en cuatro años la producción sea de 20 millones de unidades.

Según Salazar la demanda de la fruta es alta y nada se queda.

El 95% de lo que producen se lo venden a Cenada y a los mercados de mayoreo en San José.

Otros factores

En medio de este panorama alentador para el 2013, hay algunas situaciones que ponen en riesgo la producción para el 2014.

En el cantón de Acosta, reconocido por la producción cítrica, el cultivo ha caído debido al ataque de la mosca de la fruta y los productores se trasladaron a la ganadería y el café.

No obstante, el panorama se comienza a revertir. Según Cristian Arias, de Asoproaa, están estimulando a los agricultores para sembrar naranja y otros cítricos.

La zona ahora tiene dos viveros de árboles cítricos para ofrecer plantas certificadas, libres de enfermedades a fin de que crezca de nuevo la producción.

Además de contar con una buena planta, el clima es importante para una buena producción de naranja y eso lo tiene Acosta.

Sin embargo, el clima no siempre es favorable. Para la empresa Ticofrut, cuya mayoría de cultivos está en la zona norte del país, más bien ha jugado en contra.

Según su gerente, Carlos Odio, para el año entrante habrá menos producción a causa del mal tiempo.

Por esto, Odio prevé una caída del 15%. Ticofrut produce al año 6,5 millones de cajas de naranja.

Trabajo conjunto

Con tal de seguir impulsando la producción de naranja, se creó un grupo de trabajo interinstitucional y multidisciplinario llamado PITTA Cítricos, conformado por el sector público, el privado y organizaciones de productores de las principales zonas productoras del país, en las regiones Brunca, Chorotega, Central Occidental, Central Sur, Oriental y la Huetar Norte.

Ese equipo analiza las necesidades del sector y recientemente elaboró un programa de certificación, que permitirá elevar el nivel de competitividad de los agricultores cítricos.

Según explicó Arturo Olazo, gerente de cítricos del MAG, también evalúan materiales de mesa que han sido traídos de California, Estados Unidos.

“A corto plazo esto facilitará el desarrollo de nuevos nichos de mercado y de nuevas opciones para el sector”, dijo.

El MAG ha establecido un programa de validación de tecnología en cinco microrregiones. Además, ha ofrecido capacitación al sector de los viveristas de cítricos para que ofrezcan en la fase de producción primaria material de alto valor genético, que cumpla con todos los estándares fitosanitarios.

El MAG distribuyó ¢1.990 millones entre 2011 y 2012, como parte de su programa de asistencia a distintas organizaciones para el desarrollo de proyectos productivos. Para el 2013, se presupuestaron ¢2.000 millones.

Así, el crecimiento de la producción de naranja podrá mantenerse, dependiendo del esfuerzo del productores y del apoyo del Gobierno.

Sostenbilidad y financiamiento