Conservación vial aún carece de planificación

Los actuales contratos de conservación están por vencer, pero el Conavi aún no saca a concurso los nuevos convenios con empresas privadas

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Casi un año pasó desde que la Contraloría General de la República reprendió al Consejo Nacional de Vialidad (Conavi) por falencias en los contratos de conservación vial que, bajo advertencia, renovó por únicamente 12 meses más, plazo que vence en noviembre.

Pese a la cercanía del término de expiración de esos contratos, el Conavi aún no ha sacado a concurso los nuevos convenios con empresas privadas, para darle mantenimiento a los 7.500 kilómetros de red vial nacional que le corresponden.

Mejoras insuficientes

Los plazos de los procesos estatales de contratación hacen prever que el Conavi no logrará adjudicar los nuevos acuerdos antes de noviembre, por lo que, como en años anteriores, es probable que deba echar mano de la contratación directa por motivos de urgencia, mecanismo que riñe con la planificación, según expertos consultados por EF.

Este medio intentó contactar a Mauricio Salom, director del Conavi, para solicitar un criterio sobre lo dicho por otras fuentes, pero su oficina de prensa lo excusó por estar en el exterior.

Ese despacho no ofreció fechas para la emisión de los carteles para la licitación de los nuevos contratos de conservación que, se informó, estarían listos en alguna fecha antes de noviembre.

En medio de ese limbo, el Gobierno planea cerrar el 2015 con una inversión de casi ¢70.000 millones en proyectos de conservación vial.

La cifra pareciera insuficiente para llevar a la red vial nacional a otros estándares. De acuerdo con el estudio “La gestión de la infraestructura pública en Costa Rica: el caso de la red vial nacional”, de la Academia de Centroamérica, a pesar de los proyectos de conservación del Conavi, la calidad de la red vial nacional sigue cayendo en picada.

Pese a las falencias, Luis Guillermo Loría, coordinador del Programa de Infraestructura del Transporte (Pitra), cree que ha habido mejoras en la gestión de la conservación vial, aunque todavía insuficientes.

El funcionario del Laboratorio Nacional de Materiales y Modelos Estructurales (Lanamme), de la Universidad de Costa Rica (UCR), detalló que las mejoras se notan primordialmente en los conceptos de conservación vial.

Puso como ejemplo que antes ese programa se dedicaba a tapar los huecos en las carreteras, mientras que desde hace unos años a la fecha se incluyeron otros aspectos como chapear los terrenos aledaños a las vías y pintar la carpeta asfáltica.

Sin embargo, se arrastran problemas como la delgadez de la capa de pavimento en rutas que requieren más material, lo cual denota, según Loría, la ausencia de un gran plan de conservación.

Loría opina que el Conavi debería utilizar los estudios del Lanamme sobre la calidad de la red vial y las necesidades de intervención, un criterio que comparte José Manuel Sáenz, presidente de la Asociación de Carreteras y Caminos. Él también coincide con Loría en cuanto a la mejoría en la conservación vial.

Una oportunidad

Para Sáenz, la expiración cercana de los contratos de conservación es la oportunidad idónea para que Conavi haga cambios en los esquemas, como limitar a dos años la duración de los convenios, implementar sistemas de evaluación de los concesionarios, y lograr una mejor coordinación entre los departamentos de Conservación y de Ingeniería, para lograr intervenciones más certeras en la red vial más extensa de Centroamérica.

Los contratos de conservación por zona, agrupando las rutas a intervenir, es otra de las recomendaciones de Sáenz.

Conavi, en medio del proceso de cierre que echó a andar el gobierno actual, pretende aprovechar el vencimiento de los contratos de conservación para realizar una próxima contratación más democrática, abierta a la participación de pequeñas y grandes empresas por igual.

La idea del consejo del Ministerio de Obras Públicas y Transportes (Mopt) es tomar en cuenta a varias pequeñas y medianas empresas que capacitó junto con el Ministerio de Economía, Industria y Comercio (MEIC), para que brinden servicios de mantenimiento rutinario a las vías, sin maquinaria especializada.

Sin embargo, ni el Conavi ni el MOPT mencionan variaciones trascendentales en los esquemas para darle mantenimiento a una red vial que, según Lanamme, tiene más de tres décadas de rezago y en la que no se está invirtiendo el 3,5% del PIB por año, gasto necesario para cumplir con las necesidades señaladas en el Plan Nacional de Transportes.

La cara de la red

Las características de la red vial nacional en este 2015:

1

7.700 kilómetros constituyen la extensión total de la red vial costarricense, la mayor del istmo centroamricano.

2

5.300 kilómetros es el total de kilómetros que atenderá este 2015 el Conavi según el plan operativo institucional.

3

5.082 es la cantidad total de kilómetros asfaltados de la red vial nacional, mientras que las vías de lastre son 2.687 kilómetros.

4

26 son los proyectos de conservación que el Conavi tiene en ejecución actualmente en todo el país.

5

174 km es la extensión del tramo de la carretera Interamericana entre los ríos Lagarto y Tenorio que recibe mantenimiento.

Fuente Casa Presidencial.

Sostenbilidad y financiamiento