Traspaso de poderes habilitará la gradería del Estadio Nacional para 17.000 ciudadanos

Las entradas estarán disponibles este sábado en la boletería del Estadio 


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Cualquier ciudadano que logre retirar su entrada a tiempo podrá asistir, el próximo 8 de mayo, a la ceremonia oficial del cambio de mando presidencial que se efectuará en el Estadio Nacional, en San José.

Las entradas se entregarán este sábado 3 de mayo en las boleterías del Estadio. Serán gratuitas y cada persona podrá retirar máximo tres. 

Así lo dispuso la Comisión de Traspaso encargada de coordinar la actividad y lo anunció Eduardo Trejos, director ejecutivo, en conferencia de prensa.

Ese día, la presidenta de la República, Laura Chinchilla, entregará la banda presidencial a su sucesor, Luis Guillermo Solís Rivera, quien ganó el último proceso electoral con más de 1.300.000 votos en la segunda ronda, el 6 de abril.

El traspaso tendrá una ceremonia de una hora y media, e iniciará a las 10 a. m.

Para el evento se enviaron 170 invitaciones a naciones y organismos internacionales con los que Costa Rica mantiene relaciones diplomáticas.

La comisión está conformada por el canciller saliente, Enrique Castillo, su relevo en el Ministerio de Relaciones Exteriores, Manuel González, y la esposa del mandatario electo, Mercedes Peñas.

"Don Luis Guillermo quiere que el evento sea abierto a la ciudadanía. El estadio dejará unos 17.000 espacios en gradería para el público. Las delegaciones e invitados especiales serán ubicados en el costado oeste del inmueble y unos 2.500 a 3.000 estudiantes serán ubicados en la gramilla", explicó Trejos.

El 8 de mayo, el Estadio Nacional se abrirá a las 8 a. m., para que haya un ingreso ordenado de los asistentes.

Además del acto ceremonial, habrá una presentación con la Orquesta Sinfónica del Sistema Nacional de Educación Musical (Sinem) y con el Coro Sinfónico del Colegio Castella.

En el parque metropolitano La Sabana se realizarán diversas actividades para niños y sus familias.

Wálter Navarro, viceministro de Seguridad Pública, dijo que se destinarán al menos 600 policías para vigilar los actos del traspaso.

Colaboró con esta información la periodista Mercedes Agüero

Sostenbilidad y financiamiento