Tren busca ir sobre rieles del cambio

Incofer basa desarrollo de nueva infraestructura en aprobación de proyecto para su fortalecimiento

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Construir un tren eléctrico metropolitano y conectar, vía ferrocarril, al menos a uno de los dos puertos con la Gran Área Metropolitana (GAM) para el transporte de carga, son los objetivos del Instituto Costarricense de Ferrocarriles (Incofer) durante el gobierno actual.

La máquina que tiraría de esos vagones sería el proyecto de “Ley de fortalecimiento del Incofer” . El problema es que aún está estacionado en los patios de la Asamblea Legislativa a la espera de que los diputados le den su aprobación.

El proyecto está en trámite de mociones para modificar sus contenidos en la Comisión de Ambiente.

La mayoría de bancadas están a favor del plan para dar nuevas potestades al Incofer.

Guillermo Santana, el maquinista designado por el presidente Solís para conducir esa institución, cree que el proyecto montaría a la entidad sobre los rieles del cambio, algo indispensable para que el Instituto atienda las nuevas demandas del servicio.

Pitándole a la modernización

El proyecto fue presentado en setiembre del 2011.

Su objetivo es autorizar al Incofer a buscar financiamiento externo e interno hasta por un 50% de sus activos totales.

También se le permitiría a la entidad constituir fideicomisos, emitir títulos valores y valerse de otros mecanismos financieros para desarrollar sus proyectos.

El Incofer podría realizar compras directas y licitaciones privadas por montos superiores al millón de colones, mecanismos de contratación ágiles que hoy le están vedados.

Además, establece que el Incofer podrá aplicar un régimen de expropiaciones más rápido sin depender del Gobierno Central.

Santana dijo que esos elementos permitirían llegar más rápido al desarrollo de un tren eléctrico metropolitano que conecte Alajuela con Paraíso de Cartago.

Sin embargo, el proyecto va más allá y, en su capítulo II establece la promoción del tren eléctrico interurbano con acciones como declarar el proyecto de interés público y autorizar al Instituto Costarricense de Electricidad (ICE), así como a las empresas de servicios públicos municipales a “aportar todo tipo de recursos” para la construcción y mantenimiento del tren.

Sobre el financiamiento de la obra, el proyecto plantea la creación de un fondo de capitalización al que iría el 5% de lo recaudado por el impuesto único a los combustibles, fideicomisos, fondos de inversión, fondos inmobiliarios y fondos de desarrollo inmobiliario para captar recursos.

Plan de acción en un mes

Santana espera que el proyecto se apruebe a inicios de setiembre.

En paralelo, su equipo trabaja en un plan de acción para construir el tren interurbano. Los lineamientos estarían listos dentro de un mes.

Después de dar ese paso, el Incofer tendría un plan de ejecución en los próximos seis meses con los derroteros para lograr la construcción del ansiado tren de cercanías de la GAM.

El costo de ese proyecto se calculó en un máximo de $300 millones en el 2012. Sin embargo, Santana prefirió no adelantar cifras.

Sí fue claro en que para justificar la inversión el Incofer tendrá que garantizar el crecimiento en el uso del tren para llegar a un mínimo de entre 10 y 12 millones de viajes anuales que permitan pagar lo invertido.

Hoy las máquinas del Incofer solo realizan 3 millones de viajes al año, insuficientes, según la entidad, para pensar en extender el servicio de ferrocarril.

La iniciativa, empero, depende de condiciones más complejas para su desarrollo.

El jerarca del Incofer apuesta a que el tren sea un complemento al servicio de autobús que hoy, con 1.500 unidades, realiza 1,5 millones de viajes al día.

Asimismo, la apuesta es que el tren sea el mejor competidor de los vehículos que hoy atascan las carreteras metropolitanas.

Cuando eso se logre, afirmó, el tren eléctrico metropolitano podrá considerarse una inversión segura.

De la mano con ese proyecto el Incofer, pretende llevar el tren de carga hasta Orotina, a un paso del puerto de Caldera. El objetivo es de trasladar insumos con facilidad hasta el oeste de la GAM, donde se concentran grandes empresas de manufactura.

El fin será disminuir los costos de transporte por tonelada, uno de los problemas que agobian a los empresarios.

Estación de salida hacia el Siglo XXI

Capacidad de endeudamiento: El proyecto de fortalecimiento del Incofer le daría a la entidad la potestad de endeudarse hasta en un 50% del valor de sus activos totales.

Contratación más fácil: El Incofer tiene capacidades restringidas en contratación administrativa. El proyecto pretende autorizar las compras directas y licitaciones privadas por montos superiores al ¢1 millón de colones.

Ingresos propios: El Instituto podría desarrollar sus propias fuentes de ingresos para financiar proyectos, así como a suscribir alianzas y convenios de cooperación con otras entidades públicas para facilitar su ejecución.

Expropiaciones rápidas: Hoy el Incofer depende del Poder Ejecutivo para los procesos de expropiación. Si el proyecto se aprueba, la entidad tendrá su propio régimen que sería más rápido.

Tren interurbano: En un capítulo exclusivo se declara de interés público la construcción del tren eléctrico metropolitano. Para financiarlo, se dispone que Hacienda trasladará un 5% de lo recaudado por el impuesto único sobre los combustibles, además de lo que generen otros instrumentos financieros.

Fuente Proyecto de ley 18.252.

Sostenbilidad y financiamiento