País implementó tres reformas en pagos de impuestos, obtención de electricidad y obtención de crédito, pasando del puesto número 79 del ranking al número 58.

Por: María Fernanda Cruz 27 octubre, 2015
Analice a qué actividades asistir, no todos los eventos de networking coincidirán con el perfil de su negocio o le ayudarán a generar vínculos.
Analice a qué actividades asistir, no todos los eventos de networking coincidirán con el perfil de su negocio o le ayudarán a generar vínculos.

Para un empresario en Costa Rica, conectarse a la red de electricidad por primera vez es mucho más más rápido en el 2015 que en el 2014, al pasar de 55 a 45 días.

Esa es una de las conclusiones a las que llega el informe Doing Business del Banco Mundial, que mide las condiciones para hacer negocios en los países, y es el referente de la competitividad.

"Ahora es más rápido (conectarse a la red) que en Suecia", indica el informe.

El informe destaca a Costa Rica como el país que más mejoró a nivel mundial y lo ubica en el Top Ten Reform, pasando del puesto número 79 del ránking al 58 y mejorando sus propias calificaciones en los indicadores.

Su calificación absoluta es de 68.55 puntos.

El país lo logró al volverse más eficiente en los últimos cinco años en la obtención de crédito, la implementación de un nuevo registro de garantías y la ejecución extrajudicial de la garantía, entre otros.

El documento, no obstante, señala las áreas de protección al inversionistas y cumplimiento de contratos como temas aun pendientes.

"Estar en posiciones menores a la 50 en tres indicadores, dentro el 30% los países mejor calificados del estudio, hablan por sí solos", señaló el ministro de Economía, Welmer Ramos.

La Ley de garantías mobiliarias entró a regir en mayo de este año y permite que los empresarios puedan poner a responder bienes tangibles o intangibles por sus préstamos.

También mejoró en la reducción en los tiempos para declarar y pagar impuestos.

Algunos indicadores no dan buen ambiente empresarial. Por ejemplo, la protección de inversionistas que obtuvo una calificación de 35 puntos, el cumplimiento de contratos, con 52 y la resolución de insolvencia con 44. Para el mismo Gobierno, estas calificaciones están rezagadas y es algo que el mundo ya le está cobrando a Costa Rica, dijo Ramos.

Sin embargo, el ministro apuntó varias iniciativas que pretenden revertir la mala nota.

"Para el primero ya se cuenta con un proyecto de Ley que ha sido dictaminado unánime, afirmativo por la Comisión de Asuntos Económicos de la Asamblea Legislativa y para los otros dos, se cuenta con el apoyo de la presidenta de la Corte Suprema de Justicia, Zarella Villanueva, para iniciar un trabajo conjunto con el Poder Judicial en una reforma de la Ley sobre Derecho Concursal", indicó.