REPORTE LO DARÁ EL PRESIDENTE SOLÍS ESTE JUEVES A PARTIR DE LAS 7 P.M.

Más que denuncias, sectores esperan informe de cien días cargado de objetivos

Las expectativas se concentran en señales de seguridad jurídica para empresarios y en planes para reducir el costo de la electricidad y de los combustibles.


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

El presidente de la República, Luis Guillermo Solís, brindará al país el informe sobre sus primeros cien días al frente del Gobierno. El acto se realizará este jueves 28 de agosto a partir de las 7 p. m. en el teatro Melico Salazar frente a unos mil invitados de todos los sectores de la sociedad, quienes esperan escuchar los lineamientos que seguirá la actual administración. 

Casa Presidencial informó que el presidente hablará durante dos horas y, al final, contestará diez preguntas: ocho realizadas por los invitados al evento y dos más extraídas de las redes sociales.

Algunos de los invitados al acto, más que denuncias contra administraciones anteriores, esperan que Luis Guillermo Solís dé a conocer al país los objetivos que marcaran las acciones de su Gobierno,así como la ruta y el plazo para alcanzarlos.

Juan Carlos Hidalgo, analista de políticas públicas sobre América Latina del Centro para la Libertad y Prosperidad Global (Cato Institute), con sede en Washington, Estados Unidos, considera que el presidente Solís tiene que definir en ese informe de los cien días una hoja de ruta para enfrentar si más dilaciones el problema fiscal del Gobierno Central que cerraría en un 6% del PIB al finalizar el 2014, según estimaciones del Banco Central (BCCR). 

"En su informe el presidente debe enumerar las acciones para reducir de manera significativa el déficit con planes de contención del gasto y debe definir por dónde irán los balazos en materia impositiva", mencionó.

Otra braza que según Hidalgo el presidente debe apagar de inmediato es la de las pensiones de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS), del Magisterio Nacional y del Poder Judicial.

Hidalgo comparte expectativas con Gustavo Araya, vicepresidente de la Cámara Nacional de Turismo (Canatur), quien además espera que el presidente envíe señales claras al empresariado nacional y a la Inversión Extranjera Directa de que aún es seguro hacer negocios en Costa Rica.

"Lo que queremos es que el presidente nos hable claro, que sea él el que mande y que le quite poder a los mandos medios de las instituciones del Estado que son los que realmente imponen las políticas públicas en este país", sostuvo Araya, miembro de una de las cámaras que más se ha quejado del joven Gobierno de Solís, dada la decisión del Ministerio de Hacienda de gravar nuevas actividades turísticas con el Impuesto General de Ventas (IGV).

"El Gobierno está obligado a enumerar las acciones para reactivar la economía y a brindar garantías de que en Costa Rica hay seguridad jurídica", manifestó Hidalgo.

Ronald Jiménez, presidente de la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado (Uccaep), manifestó que los patronos esperan un informe repleto de proyectos y escaso de denuncias.

El jerarca puntualizó que los empresarios pretenden un informe donde el Gobierno plantee las acciones para reducir al menos en un 15% las tarifas de energía eléctrica, donde se enumeren los pasos para ampliar la carretera San José-Limón, vital para las exportaciones, así como para echar a andar ya la construcción de la nueva Terminal de Contenedores de Moín (TCM).

En materia fiscal, Jiménez espera que el Gobierno enuncie las medidas para reducir el déficit entre un 2 y un 3% del PIB, mientras que en generación de empleo Uccaep aguarda por acciones para que la economía tenga un crecimiento de al menos un 4% anual del cual se enganche la creación de más puestos.

"En resumen, esperamos medidas para que el país aumente su competitividad", recalcó el presidente de Uccaep.

En el mundillo político todas las miradas se centrarán en el podio del Melico Salazar. El diputado Antonio Álvarez Desanti, del Partido Liberación Nacional (PLN), pidió al presidente Luis Guillermo Solís enfocar sus anuncios al país en las metas y en cómo alcanzarlas, y no en las denuncias contra funcionarios o acciones de administraciones anteriores del PLN. 

"Espero que el presidente señale el norte de su Gobierno y el cronograma de acciones para lograr sus metas. (...) El que se ha encargado de levantar la expectativa sobre denuncias políticas ha sido el propio don Luis Guillermo. De ser así, esperamos que lo haga con nombres y apellidos y que traslade los casos mañana mismo al Ministerio Público", enfatizó el legislador opositor.

Las fuentes consultadas reconocieron que sus expectativas sobre el informe de Solís se reducen cuando las contrastan con lo ocurrido durante los primeros tres meses de la nueva administración.

Juan Carlos Hidalgo sostuvo que sería una sorpresa si el informe presidencial en realidad tuviera el grado de detalle que pide en las acciones para enfrentar el déficit fiscal y para reactivar la economía.

Álvarez Desanti, en tanto, coincidió en que por lo visto en la víspera el informe de Luis Guillermo Solís al país carecería de contenido.

"Esperamos que se señalen cambios. Antes de las elecciones todos conocíamos cuáles eran los problemas del país. Eso todos lo sabemos. Esperamos, por el bien de Costa Rica, que el informe señale el rumbo hacia un futuro más claro y concreto", finalizó el empresario turístico Gustavo Araya.

Sostenbilidad y financiamiento