El otro menú


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

-Los expertos indican que los pescados grasos, como el atún, el mero y el salmón, aceptan menos tiempo de cocción. El término medio favorece su sabor.

-Algunos chefs son radicales y declaran que si se quiere sobrecocinar el pescado, es mejor ordenar pollo, antes de echarlo a perder con exceso de fuego.

-A la hora de cocinar pescado en casa, se recomienda quitarlo del calor cuando aún este jugoso y su apariencia sea suave pero no gelatinosa.

-La excepción, a la que nos referimos al principio, son los pescados grasos, que llevan aún menos cocimiento. Un steak de atún se considera listo cuando sus costados están sellados.

-En cuanto al salmón, cocinarlo demasiado resulta en un filete duro y seco. La humedad en la parte del centro, significa que está jugoso y no que le falte tiempo.

-Para quienes aman la cocción al papillote , se aconseja poner el filete en papel para hornear, con aceite, condimentos, yerbas y un poquito de líquido –vino blanco, jugo de limón–, cerrarlo bien y hornearlo de ocho a 10 minutos.

Sostenbilidad y financiamiento