JUEGOS CENTROAMERICANOS SAN JOSÉ 2013

Natación: una de las claves para comenzar la práctica del deporte

Los Juegos Centroamericanos en Costa Rica han puesto en boca de todos los deportes no tradicionales. Para los papás que quieren ver a sus hijos destacar en estas disciplinas, el primer paso podría ser la natación 


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Implementos básicos:

Mujeres: Traje de baño de licra entero y cruzado atrás.

Hombre: licra larga o carta, ya que otro tipo de tela es muy pesada para aprendizaje.

Ambos: es indispensable el uso de gorra para evitar la resistencia del cabello y los anteojos especiales de nadar.


Club Cariari

Gracias a los Juegos Centroamericanos San José 2013, decenas de deportes no tradicionales se abren paso en Costa Rica y esperan conquistar nuevos adeptos. Aunque se practican desde hace muchos años e incluso tienen exponentes que son medallistas en la región, algunos son poco conocidos y muchos papás se preguntan cómo pueden hacer que sus hijos se relacionen con esas disciplinas.

Por eso, la próxima semana en Estilos de Vida encontrará una nota con recomendaciones y experiencias de padres de atletas. Una de esas recomendaciones es comenzar con la natación.

De acuerdo con Ann Margareth, del departamento de natación del Club Cariari y vocera de la Federación Costarricense de Natación (Fecona), el inicio de esta disciplina "se genera por su naturaleza desde la formación del embrión en el vientre de su madre. Si definimos deporte hay que hablar de las etapas del mismo: dominio del medio acuático, enseñanza gruesa de los estilos natatorios, entrenamiento y especialización en el rendimiento", explica.

El dominio del medio se da en edades tempranas (de 0 a 3 años), mientras la enseñanza comienza a partir de los 4 años "donde aprenderá de forma gruesa o básica los movimientos", señala Margareth. El siguiente paso es el entrenamiento (a partir de los 7 años, si el proceso empezó en edades tempranas), durante el que se desarrolla una buena base aeróbica para dominar las técnicas en determinada distancia.

Ya cuando se superan estas etapas básicas llega la especialización. "Se trabaja una buena base en categorías infantiles (9 años a 12 años) y a partir de los 12 años se dan los primeros pasos a la especialización. La edad de madurez es a partir de 15 años, cuando empieza el desarrollo de su rendimiento a nivel nacional e internacional", comenta la experta.

¿Cómo se decide la especialización?

Nadar es una habilidad útil para todos, pero de ahí a tener condiciones de atleta de élite hay una distancia larga. Lo primero para identificar si hay habilidades especiales es, aunque parezca obvio, que de pequeño le guste el agua, "que la disfrute al punto que haya que sacarlo del agua porque ya ha estado mucho tiempo en ella", puntualiza Ann.

En cuanto a biotipo o características físicas, brazos largos y piernas largas son características útiles. "Los nadadores a nivel internacional son bien altos pero eso no significa que alguno bajo no se pueda desarrollar en velocidad. Debe tener una base motora buena como en todo deporte, pero este ayuda mucho en edades tempranas a desarrollarla. En otras palabras, es esencial empezar a nadar a edades tempranas", enfatiza. 

Sobre este punto Minor Monge, Coordinador técnico de Juegos Deportivos Nacionales y  de selecciones nacionales en el Instituto Costarricense del Deporte y la Recreación (Icoder) asegura que unas buenas bases y pasión por el deporte pueden reemplazar casi cualquier característica física. "En natación la estatura sí es una ventaja, pero doña Silvia Poll nos ha contado varias veces de nadadoras de 1,60 m que le ganaban. El entrenador tiene que ir identificando el potencial de cada uno", afirma.

¡Inversión de tiempo!

Ambos expertos coinciden en que la primera exigencia de este deporte es que los padres sean constantes en llevar a sus hijos a las prácticas. "Cuando ya se quiere como deporte de proyección a rendimiento, se pasa a entrenamientos seis veces a la semana y en etapas de especialización se trabajan de dos a tres sesiones más, totalizando nueve a la semana con madrugadas. Y el trabajo del gimnasio es indispensable para seguir bajando los tiempos y evitar lesiones", asegura Margareth.

Aunque el esfuerzo es considerable, padres de nadadores competitivos y ganadores de medallas de oro no dudan en recomendarlo. Ese es el caso de Yanancy Noguera, directora de La Nación, cuya hija mayor, Natalia Jenkins, es medallista de oro en nado sincronizado. "Si tiene pasión y le gusta y uno quiere acompañar el proceso hay que hacerlo: hay rédito", asegura Noguera. 

El nado sincronizado, además de su base de natación, maneja en conjunto la gimnasia por sus complejos movimientos y la fuerza que debe desarrollar para mantener en un determinado tiempo una posición artística encima o debajo del agua. "La resistencia pulmonar es mayor por el tiempo prolongado que se debe estar debajo del agua", dice Margareth.

De acuerdo con Fecona, el campeonato más importante de natación en el país es el individual, en mayo. Para poder incluir a su hijo en los procesos de este deporte se debe buscar información en clubes o el Comité Cantonal más cercano de su área de residencia. El calendario y más información la pueden encontrar en la dirección www.fecona.co.cro llamar a la Federación al 2233-0944, para pedir información sobre la base de datos de todas las Asociaciones y Comités Cantonales inscritas.

Sostenbilidad y financiamiento