Las catas de vino a la medida atraen a principiantes y conocedores

Hay catas de temporada y a la medida

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Las catas de vino ya perdieron su carácter exótico, pues ahora son parte de la oferta regular de importadores y restaurantes especializados.

Con estas actividades, apelan a sus clientes y también a un público creciente de interesados en pasar del consumo básico a un conocimiento que les permita elegir mejor y disfrutar más.

La percepción de algunos especialistas es que el mercado de las catas de vino está creciendo, y con él aumenta la base de consumidores que adopta esta bebida como parte de su cotidianidad.

“Es notorio el creciente interés y participación en este tipo de actividades. Queremos satisfacer las necesidades de nuestros consumidores que cada vez están más interesados en el vino. Es claro que estamos frente a un proceso de culturización vinícola en Costa Rica”, asegura Gisela Sánchez, directora de relaciones corporativas de Fifco y vocera de las tiendas Vinum Store.

Convocadas o a su gusto

El espíritu de aprendizaje puede despertar por iniciativa propia o como respuesta a la llamada de los profesionales, pues todos los entrevistados convocan cada cierto tiempo a sus clientes clave, para mantenerlos actualizados.

“En French Paradox, optamos por realizar catas para nuestros clientes solamente cuando tenemos algo verdaderamente especial que compartir. Esto puede ser la visita de algún representante de bodega, un producto nuevo, presentaciones especiales o incluso la oportunidad de probar vinos que no están en el mercado”, explica Alejandra Araya en nombre de la empresa distribuidora.

Algo similar ocurre con el restaurante Chateau 1525. “Las organizamos de acuerdo con diversas variables, por ejemplo, algún distribuidor que desee dar a conocer sus etiquetas o bodegas específicas o bien con enfoque académico, el fin de la cata varía según el objetivo que se tenga, no es catar por catar”, asegura Auren Chacón, ejecutiva de ventas del restaurante.

En las tiendas Vinum Store, las catas se organizan con diferentes temas, como tipos de uvas, bodegas específicas o países de origen. “Incluso, hay variantes con algún tipo de bebida en particular como son las catas de ron, whisky o tequila, por ejemplo”, comenta Sánchez.

En el restaurante Vino Mundo, la oferta es más constante: organizan catas todos los meses, y a partir de este año hay un chef invitado, quien se encarga de escoger el menú.

“Parte de nuestra ideología ha sido colaborar en el tema de aportar conocimientos de maridajes, en colaboración con los mejores sommeliers de Costa Rica, y al mismo tiempo nos gusta contar con la presencia de chefs”, cuenta Maricruz Leiva, vocera de Vino Mundo y sommelier .

Para diferenciarse

Para elegir entre las diferentes opciones, cada lugar ofrece un giro dentro del concepto de cata.

En Chateau 1525, por ejemplo, tienen como carta de presentación la experiencia de la Escuela de Argentina de Sommeliers, ya que es su sede oficial en Costa Rica desde hace ocho años.

En el caso de las catas privadas, French Paradox apuesta por la experiencia gourmet con vinos y productos que no están en supermercados, que incluyen opciones de cervezas artesanales, licores premium , aguas, quesos artesanales, embutidos, cortes de carne finos, pescados, mermeladas, aceites y sales, entre otros.

Vino Mundo atrae con su oferta, que ellos denominan “ la carta más grande de vinos de Costa Rica”, compuesta por más de 600 etiquetas de todo el mundo. Además, están las catas privadas que se realizan de forma exclusiva.

Vinum Store apuesta por hacer comunidad: los expertos se encargan tanto del contenido técnico como de crear un ambiente cálido.

“Más que clientes o participantes, vemos a amigos entusiastas que comparten nuestra profunda pasión por el vino y el disfrute responsable e inteligente de esta bebida”, dice Sánchez.

Los costos en cada lugar varían según la cantidad de etiquetas, el nivel de experiencia del sommelier que la imparte, la especialización que requiera el cliente y el tipo de maridaje, pero en general comienzan en los ¢15.000 por persona (la excepción es Chateau, que tiene opciones desde $15 por persona con tres etiquetas). Eso sí, la elección es cuestión de gustos.

Listo para catar

Restaurante Vino Mundo:

Teléfono: 22494715

Correo: info@vinomundos.com

Página web: www.vinomundocr.com

Facebook: Vino Mundo

Distribuidora French Paradox:

Teléfono: Escazú 2228-4769, Tres Ríos 2279-2884.

Correo: contacto@frenchparadox.co.cr

Página web: www.frenchparadox.co.cr

Facebook: French Paradox

Restaurante Chateau 1525:

Correo: info@chateau1525.com

Página web: www.chateau1525.com

Facebook: Chateau 1525

Vinum Store:

Teléfono: Escazú 2437-7750. Tibás 2437-7333. Lindora 2437-7300.

Correo: info@vinum.cr

Facebook: Vinum Store

Fuente Entrevistados

Sostenbilidad y financiamiento