Lagarde: Sin tipos de interés negativos estaríamos 'mucho peor'


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Vídeos

Washington.- La directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, afirmó que el uso de los tipos de interés negativos por parte de algunos bancos centrales es positivo y que sin ellos estaríamos "en una situación mucho peor".

"Fue una buena cosa que se implementaran esas tasas de interés negativas bajo las actuales circunstancias", apuntó Lagarde en una entrevista con Bloomberg desde Vietnam, donde se encuentra dentro de una gira que lleva a cabo por Asia, sobre este instrumento monetario apenas utilizado hasta el momento.

LEA TAMBIÉN: La Fed afirma que los tipos de interés negativos no están 'fuera de la mesa'

La directora del Fondo subrayó que "si no hubiéramos contado con tasas negativas, estaríamos en un situación mucho peor hoy, con la inflación probablemente más baja de donde está, y un crecimiento menor del que tenemos"  . "Puede que sea bueno para la economía, no para siempre, pero sí por un periodo " , agregó Lagarde en referencia a (los tipos negativos).

En los últimos meses, países como Suecia y Japón, así como el Banco Central Europeo (BCE) , han decido aplicar tipos de interés negativos con el objetivo de incentivar la economía en un momento de debilidad, por lo que ha resurgido el debate acerca de su efectividad.Mediante esta modalidad, los bancos centrales comienzan a cobrar intereses a los bancos privados por depositar fondos en sus arcas, al contrario de la situación normal, por la que las entidades reciben dinero por dejar allí parte de sus reservas, con el objetivo de estimular el flujo de crédito a consumidores y empresas.

"Vamos a ver si impulsa el proceso de relanzar el crédito a la economía, cambiando el patrón de comportamiento de la gente y la estrategia de los bancos también", señaló Lagarde.

Desde el FMI se ha venido advirtiendo recientemente de los crecientes riesgos a la baja para la economía global, ante la debilidad mostrada por los mercados emergentes y la volatilidad financiera mundial.

El Fondo presentará en su reunión de abril sus nuevas previsiones de crecimiento mundial, que situó en enero en el 3,4% para 2016, y que parece más que probable que vuelva a revisar a la baja.

Sostenbilidad y financiamiento