FINANZAS

Sugeval inicia proceso administrativo sancionatorio contra Scotiabank

En el procedimiento se investigarán dos posibles fallas de la entidad en su condición de fiduciario del fideicomiso para la emisión de bonos Altara El Tucano-Scotiabank


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

La Superintendencia General de Valores (Sugeval) inició un procedimiento administrativo sancionatorio en contra de Scotiabank de Costa Rica en su condición de fiduciario del Fideicomiso para la emisión de bonos Altara El Tucano-Scotiabank, por una posible falta a la normativa del mercado de valores.

La resolución de apertura del procedimiento se ejecutó a inicio de febrero de este 2016, con el objeto de investigar sobre dos posibles quebrantos de la regulación.

El primero es que la entidad habría omitido informar al público y al mercado de valores, por medio de un hecho relevante, sobre la existencia de factores y situaciones en torno a la operación del fideicomiso,

Esta acción es considerada como una "infracción muy grave", que implica una sanción de 200 salarios base, según lo estable el artículo 158 de la Ley Reguladora del Mercado de Valores.

En segunda instancia, Scotiabank, en condición de fiduciario, habría incurrido en un incumplimiento de normas de contabilidad en la presentación de los estados financieros del fideicomiso en cuestión, de acuerdo a las Normas Internacionales de Información Financiera (NIIF) y la normativa aplicable a las superintendencias del país.

En caso de que esta falta sea demostrada, esto podría implicar una "infracción leve", que puede implicar desde una amonestación privada, hasta una multa por un monto de hasta 20 veces el salario base.

Manfred Sáenz, director legal de Scotiabank, indicó que, aunque no puede referirse al detalle del proceso, "siempre ha sido y será respetuoso de todas las obligaciones relacionadas con la Ley Reguladora del Mercado de Valores y la normativa aplicable, es por ello que tomamos la apertura del procedimiento con la mayor seriedad profesional posible".

Por su lado, la Sugeval aclaró que la apertura del procedimiento administrativo se origina en una previa investigación y valoración de la superintendencia, pero no implica juzgamiento o condena anticipada de los presuntos responsables. El objetivo del proceso es precisamente determinar la verdad.

Sobre el fideicomiso

La franquicia Altara Resorts adquirió el hotel Tucano Resort & Thermal Spa a inicios del 2013, con el fin de desarrollar el concepto de la medicina alternativa. La compra se realizó luego de haber concretado, en noviembre del 2012, la colocación de bonos del fideicomiso Altara-El Tucano-Scotiabank, por un monto de $7 millones.

Sin embargo, el fideicomiso cesó el pago de sus obligaciones con los inversionistas, luego de que el bono con vencimiento al 28 de noviembre de ese año no se cancelara.

Ante esto, se le brindó un plazo de 30 días hábiles a las sociedades Altara El Tucano Resort y Villa Playa Dorada, para que cancelara el monto adeudado. Ese periodo caducaba el 14 de enero del 2014, pero no se llevó a cabo el pago correspondiente.

El siguiente paso era ejecutar la garantía debido al incumplimiento de pago por parte del fideicomitente.

En marzo del 2014, los inversionistas del fideicomiso rechazaron la propuesta del fideicomitente para suspender el proceso de ejecución de la garantía y optar por el pago de bonos mediante otro tipo de financiamiento.

Por ello, Scotiabank continuó con la ejecución de la garantía, mediante lo que se realizaron tres subastas, que no fueron exitosas.

De hecho, la tercera subasta del contrato de fideicomiso para la emisión de bonos Altara El Tucano/Scotiabank se declaró como fracasada por la inexistencia de oferentes o postores interesados, según anunció un comunicado de hecho relevante de finales de noviembre de 2014.

*Esta información fue actualizada posterior a su publicación para incluir la posición de Scotiabank.

Sostenbilidad y financiamiento