Alejandra Araya y Michael Lindeman, empresarios del año 2015 en categoría de emprendimiento

Mención por emprendimiento


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Ella es una ingeniera mecánica costarricense que trabajaba para Caterpillar; él un profesor universitario estadounidense. Ambos tenían su vida en Illinois, Estados Unidos.

De un momento a otro, decidieron abandonar sus carreras, regresar a Costa Rica y empezar un proyecto propio.

Así nació, en el 2012, Costa Rica Meadery, productora de miel, hidromiel y hasta queso de cabra, que tiene una pequeña planta en Desamparados de Alajuela, justo al lado de la casa de este matrimonio formado por Alejandra Araya, Michael Lindeman, y sus dos hijos.

Hoy, esta empresa produce 12.000 litros de hidromiel y 16 estañones de miel de abeja por año, pero eso está a punto de cambiar.

En el 2016, inaugurarán una nueva planta en un jardín botánico ubicado en Santa Bárbara de Heredia, con una inversión de $200.000.

Gracias a este proyecto, podrían aumentar hasta 15 veces su producción, lo que demuestra que el proyecto es exitoso y va creciendo.

Todo inició en Illinois. Además, de hacer modelos matemáticos para la empresa de maquinaria pesada y dar clases en la universidad, Alejandra y Michael también ayudaban a los productores locales de la zona y siempre tenían contacto con animales, plantas y abejas.

Al volver a Costa Rica, quisieron empezar un proyecto relacionado con la industria alimentaria. Hablaron con amigos, visitaron algunos apiarios y así empezaron la producción de miel.

Hoy manejan casi 30 colmenas en varias partes del país. Pero no se quedaron ahí.

Alejandra reconoce que le gusta experimentar y así nació el hidromiel, una bebida que surge de la fermentación de la miel. Venden las marcas Passiflora, Amapola y el Chechemel que, por su textura, se parece más a una cerveza artesanal, además de que es elaborado con maíz criollo.

Tanto la miel como el hidromiel, se venden en algunos supermercados como French Paradox y Green Center. El Chechemel se vende en barriles a algunos bares, mientras que el queso de cabra a varios restaurantes.

Edad:

Ella tiene 35 años y él 46.

Estado civil:

Casados.

Profesión:

Ella es ingeniera mecánica y él profesor universitario.

Trayectoria:

Ella trabajó 8 años con Caterpillar y él 12 años en la U. de Illinois.

Sostenbilidad y financiamiento