Empresas transnacionales siguen confiando en las ventajas competitivas de Costa Rica

La calidad del empleado costarricense es lo más buscado por las trasnacionales, pese a pendientes

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes
  • Gráficos
  • /negocios/Costa-Rica-extranjero_ELFCHA20130419_0001_5.jpg
    326x204
    Costa Rica en el extranjero
    / 21 ABR 2013
  • /negocios/Crecimiento-mantiene_ELFCHA20130419_0002_5.jpg
    326x204
    Crecimiento se mantiene
    / 21 ABR 2013

index

Aún cuando el nivel de inglés de los costarricenses queda debiendo y se requieren más técnicos, una de las razones de mayor peso por las que las empresas trasnacionales deciden iniciar operaciones en Costa Rica es la calidad de la mano de obra costarricense.

En los últimos cinco años, la cantidad de empresas de alta tecnología que se instaló en el país creció un 48%, de acuerdo con datos de la Coalición Costarricense para el Desarrollo (Cinde). .

Además de la educación, los empresarios señalan como elementos clave la estabilidad del país y la apertura comercial.

Los grandes pendientes siguen siendo los mismos desde hace años: el exceso de trámites y la pobre infraestructura.

Sin embargo, varias empresas consultadas coinciden en que no son factores que, por ahora, limiten la competitividad del país para atraer inversión extranjera, pero cada vez más los atractivos internos se equiparan con los de la competencia.

¿Cuáles son los atractivos?

Irving Soto, director de promoción de inversión de Cinde, y varios empresarios consultados, enlistaron las razones por las cuales las empresas optan por el país. .

La trayectoria y la experiencia comprobada en la atracción de alta tecnología es una.

Javier Gómez, gerente general de St. Jude Medical, comentó que, parte de su decisión de instalarse aquí en el 2008, se debe a la cantidad de empresas de la industria médica que están establecidas.

Esta empresa produce en el país productos de atención cardiovascular.

Pesa también la ubicación geográfica y la apertura comercial, así como las condiciones para vivir, la estabilidad del país y el clima de negocios.

Allan Cornejo, gerente general DHL Express Costa Rica, manifestó que el país es conocido como un destino con solidez y estabilidad económica importante, además de tener profesionales capacitados y con gran talento.

“Esto llevó a DHL a trasladar varios de sus centros financieros a Costa Rica”, añadió.

Actualmente, esta empresa presta servicios de courier y exprés a las empresas y a clientes particulares desde Costa Rica.

Soto aclaró que según el sector de inversión, una razón pesa más que otra.

Por ejemplo, en servicios pesa más el inglés, mientras que en manufactura, la especialización.

De todos los aspectos, el más citado por las empresas consultadas es el recurso humano capacitado y de rápido aprendizaje.

De acuerdo con el Reporte de Competitividad Global 2012 - 2013 del Foro Económico Mundial, la calidad de la educación en Costa Rica es la mejor de América Latina y la número 21 del mundo.

“El alto nivel educativo que tiene la gente de Costa Rica es de bajo costo si lo comparamos con otros países que ofrecen opciones similares en cuanto a la calidad de mano de obra”, opinó Jorge Perera, gerente general de Boston Scientific Costa Rica.

Esta empresa manufactura en el país productos del área de endoscopia, urología, cardiología, intervención periférica y electrofisiología.

Los empresarios consultados admitieron que el nivel de inglés aún queda debiendo y que se requieren más especializaciones, pero el país aún sigue dando la talla como destino de inversión.

Nelson Rodríguez, vicepresidente de Operaciones de Allergan, confirmó que Costa Rica continúa posicionado como un país prioritario a invertir.

Esta empresa confecciona aquí implantes de senos e implementos para reducción de peso para personas obesas.

Por su parte, Baxter también mantiene a Costa Rica en su radar de inversión

Álvaro Conejo, su gerente general, aseguró que planean aumentar su actual planilla de 1.145 e introducir nuevos ensamblajes con tecnología más avanzada.

Algunos de los procesos que Baxter realiza en el país es el ensamble en equipos automáticos, empaques de barrera estéril y no estéril, y esterilización con tecnología de haz de electrones.

De cara al mundo

Desde hace unos 15 años, el país optó por dejar ir a la maquila y la industria intensiva en mano de obra como la agricultura y empezó a atraer empresas de alta tecnología, ya sea de manufactura avanzada, ciencias de la vida o servicios.

Una de las empresas sobrevivientes al modelo antiguo es Del Monte, que produce en Costa Rica piña, banano, melón y vegetales, informó Luis Gómez, director legal y de relaciones corporativas de la compañía.

Para Del Monte, las condiciones por las cuales ingresó al país en la década de los 60 han cambiado y actualmente países como Panamá, Nicaragua y Guatemala ofrecen mucho mejores elementos para invertir: mejor infraestructura, trámites más simple y rápidos, así como costo de vida y tierras mucho más accesibles.

Otro caso del viejo esquema es Bridgestone, instalada en 1967.

Roy Rojas, gerente de Relaciones Institucionales, comentó la ubicación geográfica ha sido uno de los principales factores de mantenerse en el país.

Sin embargo, afirmó que la empresa siempre se encuentra evaluando las condiciones de las naciones donde mantienen operaciones con el fin de buscar vías que mejoren competitividad.

“Además de Costa Rica, la empresa cuenta con relaciones muy estables con México, Panamá y Colombia, países que han mostrado condiciones positivas en la atracción de inversión”, expresó Rojas.

En el modelo actual de alta tecnología, los países competencia son otros a los señalados por Gómez, explicó Soto.

En manufactura, competimos principalmente con México, Irlanda, Singapur y República Dominicana, que ofrecen condiciones parecidas a Costa Rica pero con mano de obra más barata o más incentivos.

En cuanto al sector de servicios, los principales países competencia son México, Polonia, India, Chile y Colombia.

Soto explicó que en aranceles, incentivos y apertura comercial el país tiene ventajas frente a sus competidores, principalmente por la cantidad de tratados.

El Reporte Global de Facilitación Comercial 2012 del Foro Económico Mundial otorgó a Costa Rica 4,41 puntos (de 7 posibles), por encima del resto de Centroamérica y México.

“Costa Rica es un ejemplo de mejores prácticas en acceso a mercados, gracias a sus medidas no arancelarias moderadas y una estructura arancelaria simple”, destacó el Reporte.

En algunos casos, los otros países ofrecen más beneficios a las trasnacionales, pero aplicables solo para el inicio de operaciones.

“Una empresa consolidada que no requiere grandes ahorros para iniciar le da más valor a los beneficios de largo plazo y no a los inmediatos”, consideró Soto.

Tal es el caso Convergys. Jason Brown, gerente país de la empresa, comentó que la compañía ingresa al mercado solamente cuando lo ve como una inversión a largo plazo.

“El país cuenta con un alto nivel en la calidad de vida, una fuerza laboral calificada con destrezas en ambos idiomas, los costos laborales son competitivos, el ambiente político es estable, y existe facilidad para hacer negocios”, añadió Brown.

Convergys ofrece servicios de atención al cliente en inglés, español y portugués para varias empresas.

La seguridad, la democracia y la facilidad para establecerse en el país con buenos niveles de calidad de vida son también factores en los cuales Costa Rica está mejor posicionado que sus competidores.

“Sé del caso de una empresa que había decidido instalarse en México en vez de Costa Rica, pero tuvieron un incidente grave a raíz de la inseguridad ciudadana y cambiaron su decisión, hoy están aquí”, comentó Soto.

Según los Indicadores Mundiales de Gobernabilidad 2012 del Banco Mundial, Costa Rica está en el segundo lugar de América Latina, superado solo por Uruguay.

Además, es el segundo país más seguro junto con Chile y Uruguay de acuerdo con el Latin Business Chronicle.

Este conjunto de beneficios hacen que varias trasnacionales concentren sus procesos más importantes aquí.

Pendientes añejos

Las trabas señaladas, tanto por Cinde como por los empresarios consultados, desembocan en un listado ya conocido.

Los puertos del país se ubican en el lugar 140 de 142 países en el mundo, según el Informe de Competitividad Global, mientras que la calidad de los caminos está en el puesto 131.

“Hasta ahora no se ha caído una inversión por este aspecto, pero sí hay que mejorarlo”, aclaró Irving Soto, de Cinde.

El otro viejo problema es el exceso de trámites, que afecta a empresas nacionales e internacionales.

Aunque el proceso para instalarse en una zona franca demoran menos de un mes, el resto de los permisos pueden atrasar el inicio de operaciones hasta en dos años.

“Hay que disminuir la burocracia y complejidad de obtener permisos en la parte operativa, laboral y constructiva”, opinó Samuel Bermúdez, gerente general de Gensler, trasnacional dedicada al área de servicios de arquitectura.

Además, el ingreso al mercado de nuevos profesionales especializados es una ventaja actual, pero a la vez necesidad constante.

Al respecto, Brown, gerente de Convergys, consideró como reto el mejoramiento constante de la fuerza laboral y de las capacidades del país.

Al menos cuatro empresarios más agregaron el aumento en el costo de la energía eléctrica como una traba.

Karla Blanco, directora de Asuntos Corporativos de Intel, explicó que las condiciones del mundo han cambiado y la competencia por la inversión extranjera directa es más agresiva.

“Por ejemplo, los países que no tenían incentivos fiscales hace 15 años, hoy plantean ofertas de incentivos interesantes”.

Factores clave

Estos son los puntos fuertes para el país señalados por empresarios:

1. Recurso humano: Principal valor competitivo del país señalado por inversionistas. Se suma la capacidad de aprendizaje.

2. Trayectoria y experiencia: Tras 15 años de haber optado por la atracción de alta tecnología, el país comprobó su capacidad.

3. Ubicación geográfica: La cercanía con Estados Unidos y Suramérica brindan una ventaja a Costa Rica.

4. Apertura comercial: La cantidad de tratados comerciales ofrecen posibilidades de crecimiento a inversionistas.

5. Estabilidad del país: La seguridad ciudadana y jurídica, así como la estabilidad del Gobierno estable aumentan valor.

6. Clima de negocios: Empresarios consideran que, pese a exceso de trámites, el ambiente es estable para iniciar negocios.

7. Calidad de vida: El establecimiento de los empleados en el país es sencillo, de costos manejables.

Fuente Consultas EF y Cinde.

Sostenbilidad y financiamiento