Sigue tendencias y gustos del lector

Por: Evelyn Fernández Mora 8 enero
 Librería Internacional quiere consolidarse de la mano de una oferta bien afinada
Librería Internacional quiere consolidarse de la mano de una oferta bien afinada

Analizar y ofrecer las últimas tendencias de lectura que generen una experiencia adecuada para consolidar la relación con las diferentes audiencias, son parte de las estrategias que reforzará el nuevo gerente general de Librería Internacional, Luis Amón.

Los libros siguen siendo el fuerte del negocio y representan el 70% de sus ventas. La librería ya cuenta con 23 locales.

Sin embargo, su estrategia de un conocimiento más profundo de los gustos y preferencias del consumidor le ha permitido aumentar oferta de otros artículos inteligentes que complementan la lectura.

¿Cuál es su valoración sobre el negocio de librerías en el país?

La gente se ha ido especializando. Esto es un negocio de segmentos, de audiencias diferenciadas, que depende de los diferentes gustos de los lectores, sean más profundos, más suaves, de otros idiomas o géneros. Algunas se han dedicado a ser de nicho, pero también hay segmentación geográfica entre las librerías.

¿Dónde se ubica en este mercado Librería Internacional?

Somos una librería general, amplia, de contenido profundo para diferentes tipos de lectores donde básicamente tenemos un conocimiento amplio de lo que los lectores andan buscando y haciendo, y así es como segmentamos nuestro surtido y contenido.

“Tratamos de brindar una experiencia completa. Nosotros somos estudiosos de las ventas al detalle a nivel mundial, qué está pasando con el mundo físico y el virtual, y entonces tratamos de que nuestras librerías los combinen y tengan ese ambiente”.

¿Cuál es la participación de mercado que tiene Librería Internacional en el resto de librerías de este segmento?

Pues en Costa Rica, en muchos de los segmentos hacen falta ese tipo estadísticas como para saber por segmento cuál es el mercado total de libros o el mercado total de librerías y eventualmente en eso, cómo participamos. Sí tenemos una participación muy importante, porque tenemos una cobertura geográfica de 23 puntos físicos en la GAM y algunas de las librerías no tienen una presencia tan amplia como la nuestra, sin embargo, tienen una presencia importante.

¿Seguirán su expansión?

El crecimiento ha venido orientado en el auge del retail , conforme hemos visto el crecimiento, por ejemplo, de Auto Mercado, ya que existe una afinidad muy importante entre su perfil de consumidores y el nuestro; así como el desarrollo de centros comerciales y tiendas de conveniencia.

“El 2013 fue el año de mayor inversión en aperturas con cinco nuevos locales y una importante remodelación en San Pedro. Seguido por el 2015, donde incursionamos con dos locales en El Salvador y la apertura de City Mall”.

¿Ha sido consecuente la expansión desde el 2013 con el crecimiento de ingresos ?

En términos de cobertura y participación de mercado han sido aperturas que responden a una parte de mercado desatendida.

“Hemos crecido en ventas a dos dígitos en los últimos años y por esa tendencia estamos invirtiendo en las nuevas plataformas a partir del 2017”.

¿Cómo están diversificando y cuáles segmentos refuerzan?

Analizamos cómo el estilo de vida de nuestros lectores se complementa con otros productos. Tenemos artículos innovadores, disruptivos, inteligentes relacionados con la gastronomía, hogar, infantiles, arteterapia; todo lo que permita relajación, educación, actividades lúdicas”.

¿Cuál es la división porcentual de su tipo de oferta?

En los puntos de venta, un 70% de nuestra mezcla son libros y un 30% son cosas complementarias.

¿Cuáles áreas y estrategias reforzarán para este 2017?

El segmento de los lectores lo tenemos muy bien atendido. Hemos empezado a cambiar el marketing de punto de venta atrayendo un segmento diferente del que ya tenemos, con surtido.

¿Hay algún otro país que donde estén analizando ingresar?

Tenemos estudios en Centroamérica para determinar cuál es el siguiente país para abrir y estamos esperando también cuál es el momento preciso según la estrategia local e internacional.

¿Cuáles servicios adicionales brindan ahora para faciliar la venta y por canal se venden más?

Entrega a domicilio y por el canal digital, entrar al sitio web y comprar, ya sea que lo tengamos físicamente en nuestro centro de distribución o librerías o que lo encarguen y se lo enviamos.

“Y el canal físico sigue siendo el canal predominante sin embargo estamos preparados para cuándo el canal virtual de el salto”.

¿Todavía manejan algunas cafeterías dentro de locales?

No, sin embargo, seguimos abiertos a escuchar si los lectores lo requieren. Teníamos tres dentro de locales, desde el 2009 que iniciamos en Moravia; teníamos en Lindora y en San Pedro, pero nuestra alianza con el socio en ese momento no fue la mejor, entonces finalizamos.

“Pero estamos evaluando si tenemos la oportunidad o si se demanda podríamos insertar el servicio. O bien, hacer alianzas con otros negocios que brinden el servicio y compartir experiencias.

“Por ejemplo, hace poco hicimos una con Giacomin, en donde se reunió un grupo de lectores y la cafetería daba el servicio del café o alimentación”.

¿Han variado la oferta de libros para atraer lectores, por ejemplo, con los best seller?

Hemos desarrollado segmentos de lectores que antes en Costa Rica no existían, por ejemplo, tenemos una parte muy importante de mujeres leyendo. Antes no era característico tener una sección de lectoras, clubes de lectura, gente que comenta un libro en casas, con influenciadores.

“Entre nuestros 74.000 clientes frecuentes de Libro Club tenemos una altísima participación de mujeres que está por encima del 70%, entonces claramente ahí tenemos un potencial”.

“Estamos muy de la mano con las mismas estrategias que los generadores de contenido tienen ahora: sale un libro, sale una película, y después de la película, la gente quiere leer el libro y ver la película.

“En el mercado juvenil es increíble como los jóvenes que tienen acceso a toda la tecnología son lectores de libros físicos, y las sagas se está trasladando fuertemente a la parte de lectura infantil.

“Tenemos un segmento de lectores profundos y exigentes, una de las segmentaciones fue Da Capo, por eso mismo. Pero acá también brindamos gran parte de esta área. Hay casas que nos brindan presentaciones de obras literarias que eran muy selectas, muy caras y elaboradas a precios más accesibles”.