¿Es rentable organizar un concierto?

El 30,5% de los ingresos en taquilla se destina a impuestos; empresas optan por alianzas y patrocinios

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes
  • Gráficos
  • /negocios/costo-concierto_ELFCHA20121026_0007_5.jpg
    326x204
    ¿Cuál es el costo de un concierto?
    / 28 OCT 2012

index

¿Ya se preguntó cuánto está cobrando la cantante de pop estadounidense Lady Gaga por venir a dar un concierto en Costa Rica?

RPMTV, la empresa organizadora de este show –que se llevará a cabo el próximo 3 de noviembre en el Estadio Nacional–, se reservó la cifra por razones de confidencialidad, pero hay datos que pueden brindar algunas pistas.

De acuerdo con Manrique Mata, presidente de la productora, para presentarse en nuestro país la artista –cuyo tour es el quinto más vendido en el mundo durante el 2012– hizo un descuento de cerca del 50% en su tarifa usual.

“Ella personalmente quería venir a Costa Rica”, cuenta Mata al explicar el buen trato.

Si se toma en cuenta que según el sitio web Yahoo! Finance, a la cantante se le paga $2 millones en honorarios por concierto, saque usted sus propios cálculos.

El resultado es bastante superior de lo que cobran algunas estrellas de la música latina, cuyo rango puede ir desde los $70.000 hasta cerca de los $350.000.

Por ejemplo, el rapero Pitbull –que recientemente cantó en el país– recibe $300.000.

Según cada artista, a esa tarifa se le debe agregar el costo del vuelo (algunos no viajan en aerolíneas comerciales), el hospedaje, el transporte terrestre y la comida.

Otras estrellas, las más caras, se encargan de todo su espectáculo y solo contratan a un productor en cada país. Este parece ser el caso de Lady Gaga.

Aun así, un organizador de conciertos también debe pensar en otros gastos fijos como la producción técnica y logística, las cuales pueden acaparar hasta un 35% y 25% del total de egresos, respectivamente.

Dentro de esos rubros, también se incluye el alquiler del recinto donde se actuará: desde $10.000 por una noche en el Gimnasio Nacional hasta $70.000 por tener disponible al Estadio Nacional. Este paso es vital, pues su selección toma en cuenta la relevancia del artista y la cantidad de entradas necesarias para recuperar la inversión.

Juan Carlos Campos, director de 28 Producciones –organizadora centroamericana de conciertos de artistas como Chayanne, Marc Anthony y Yuri–, indica que en Costa Rica, según la escala de precios, un buen retorno de inversión necesita entre el 65% y 75% de la venta de la taquilla.

Impuestos: talón de Aquiles

Después de contratar al artista y planear la logística, no todo es ingreso para los productores.

Veamos. En agosto pasado, unas 40.000 personas asistieron a los dos conciertos que el guatemalteco Ricardo Arjona ofreció en el estadio Ricardo Saprissa.

El promedio del costo de sus entradas fue de ¢38.860. Si se hace el cálculo con esa cifra, la recaudación de taquilla significó poco más de $3 millones.

De lo recolectado, la empresa productora Love Fest Productions, debió girar el 30,5% al fisco.

Los impuestos de venta (13%), de derechos de autor (6,5%), Teatro Nacional (6%) y municipal (5%) son cobrados por el Estado sobre la taquilla.

Precisamente, este aspecto es el que le resta competitividad al sector, según los productores.

“Es imposible como negocio. En este país deben fijarse incentivos para estos eventos como se ha hecho en otros lugares. Aquí los trámites demoran semanas”, comenta Juan Carlos Campos.

Para Manrique Mata, Costa Rica debe aprovechar la atracción de cantantes de fama mundial –como sucedió con Elton John, en febrero pasado– y generar, a través de mejores condiciones tributarias, un turismo de espectáculos.

Eventos como el concierto de la banda de rock Pearl Jam, realizado en noviembre del 2011, ya registraron el ingreso de entre 400 y 500 personas extranjeras.

En equipo

Los organizadores ticos –pymes en su mayoría– están utilizando alianzas con productoras nacionales y transnacionales para llevar a cabo shows de alto perfil.

Hace dos años, RPMTV –firma que nació en 1996 como un programa de televisión y que se convirtió en organizadora de eventos deportivos– unió su capital al del empresario Don Stockwell para crear su división de conciertos.

Traer a Lady Gaga representó una nueva alianza, esta vez con la compañía mexicana Ocesa y la estadounidense Live Nation. De no ser así, Mata reconoce que hubiera sido imposible costear un show de ese calibre.

Otro caso es el de la productora Flevent, que se alió a la empresa venezolana Main Event para manejar conciertos como el que el grupo Evanescense dará este 30 de noviembre.

En el país también operan multinacionales como la venezolana Evenpro, encargada de traer a Iron Maiden y Metallica.

Asimismo, los negocios recurren a tácticas como el patrocinio de marcas y canjes de servicios o espacios publicitarios para generar mayores ingresos.

A recitar los retos

A pesar de los obstáculos, el negocio parece ser rentable.

Solo entre el 2011 y lo que lleva el 2012, San José ha presenciado 46 conciertos a cargo de unas 24 productoras, según datos de la Dirección Regional de Rectoría de la Salud Central Sur.

Cada uno de estos eventos genera encadenamientos que representan empleo hasta para 1.500 personas, según la magnitud del recital.

Seguridad, limpieza, acomodadores y montaje de luz y sonido destacan entre los principales rubros tercerizados.

No obstante, la industria es criticada con frecuencia por problemas en cambios de fechas, recintos y cancelaciones.

De hecho, la Oficina de Apoyo al Consumidor del Ministerio de Economía, industria y Comercio (MEIC) contabilizó 11 conciertos cancelados o reprogramados entre el 2011 y el 10 a noviembre del presente año.

Escasa venta de entradas, riesgos en la condición física de los artistas y factores climáticos destacan entre las principales razones que dan los organizadores para hacer cambios en sus eventos.

Empero, Maricruz Goñi, jefa de la Plataforma de Apoyo al Consumidor del MEIC, añade que las denuncias de consumidores solicitando la devolución de dinero son comunes cuando hay cambios de fechas y suspensiones de eventos.

En otras ocasiones, se denuncia la informalidad de algunas de las empresas productoras.

Es por esa razón que en los próximos días, el MEIC presentará ante la Asamblea Legislativa un proyecto de ley de reforma a la legislatura actual, con miras a establecer la obligación de las productoras de registrarse ante esta institución antes de realizar eventos.

Entretanto, hace unos meses varios de estos negocios se organizaron en la Asociación de Productores Artísticos y Recreativos de Costa Rica (APAR).

Hasta el momento, la asociación representa a RPMTV, Arceyut Producciones, Evenpro, Interamericana y Live Music.

Con problemas

Estos son algunos de los conciertos cancelados o reprogramados durante el 2012

Laura Pausini y Luis Fonsi: cancelado (TMG Producciones).

Angélica María y Enrique Guzmán: cancelado (Doble Jota).

Luis Fonsi, Chino y Nacho: cancelado (Rumbas Costa Rica S.A.)

80’s Awesome Fest: cancelado (Rpmtv)

Big Time Rush: cancelado (Flevent).

Chayanne y Marc Anthony: reprogramado (Arceyut).

José Luis Perales: cambio de sede (Interamericana de Producciones).

Fuente Ministerio de Economía.

Sostenbilidad y financiamiento