BRIGADAS, PLANES DE EVACUACIÓN Y SIMULACROS SON ACCIONES CONSTANTES

Empresas activan protocolos de seguridad frente a eventos naturales

Empresas y organizaciones del país tienen claro y han prácticado por años procedimientos para estos casos


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Una serie de empresas y organizaciones dedicadas a diferentes actividades productivas han venido sensibilizándose y capacitándose para enfrentar situaciones de emergencia, entre ellos, sismos y terremotos, y la mayoría aplicó los protocolos correspondientes con éxito el miércoles anterior, tras el terremoto de 7,6 grados que afectó al país.

Compañías como Epson, Alimentos Prosalud, Banco Lafise, Coopeservidores y Walmart son algunas de las consultadas por EF para conocer cómo están preparadas frente a eventos naturales. En general. hay plena conciencia de la importancia de crear mecanismos internos de evacuación, capacitar a su gente, contar con pólizas de cobertura y tener grupos líderes que sean quienes dirigan al resto para salvaguardar sus vidas.

En las oficinas locales de Epson Centroamérica, ubicadas en Avenida Escazú, por ejemplo, hay una persona designada por área de trabajo para evaluar y dirigir a sus compañeros hacia las zonas de seguridad y salidas de emergencias de manera ordenada. Eso fue justamente lo que sucedió el miércoles anterior durante el terremoto de 7,6 grados que afectó Costa Rica y cuyo epicentro de ubicó en Guanacaste.

Erick Solano, gerente de Administración y Operaciones de la compañía, contó que en la sede trabajan 45 personas, todas ellas fueron evacuadas siguiendo el protocolo y gracias a ello no hubo imprevistos. De hecho, como Epson trasladó sus oficinas en julio pasado hacia Avenida Escazú han realizado reuniones con la administración del oficentro para poder alinear los protocolos del edificio al plan de manejo de emergencias corporativa. Este plan incluye brigadas previamente capacitadas y contar con pólizas corporativas que cubren tanto al personal como a los activos de la empresa.

Planes de emergencia también tiene la compañía Alimentos Prosalud, dueña de la marca Sardimar, que son accionados antes, durante y después de eventos de la naturaleza en las dos sedes: en la planta de producción en Puntarenas y en las oficinas centrales en San José. La protección sobre el recurso humano y sobre sus activos abarca además póliza de incendios. "Para estos efectos, tienen los activos asegurados a valor de reposición, para que, en caso que se presenten daños, la compañía reciba la indemnización correspondiente a la pérdida sufrida", dijo Shirley Romero, directora Responsabilidad Social y Comunicación Corporativa.

Otro mecanismo es la cobertura de Interrupción de Negocios en caso de que la planta sufra una paralización total o parcial producto de dicho evento.

Romero específicó que en el tema de emergencias la compañía capacita durante todo el año a su personal, sobre rutas de evacuación, planes de emergencias los cuales le permiten realizar ejercicios de simulación a lo largo del año y garantizar que toda la empresa sepa cómo enfrentar situaciones  de esta naturaleza. Existen grupos de trabajo especializados para salvaguardar primero la integridad de los trabajadores y de los visitantes.

Cuidar los activos implica contar con protocolos

Veamos otro ejemplo. Jonathan Valembois, gerente de Administración y Finanzas del Banco Lafise dijo que el terremoto del miércoles anterior le permitió a la empresa probar en vivo los protocolos que habían sido evaluados a través de simulacros. Su implementación les permitió comprobar la reacción preventiva y el entrenamiento de sus brigadistas, quienes movilizaron a zonas de protección tanto al personal como a clientes.

Porteriormente, el Comité de Emergencias inspeccionó las instalaciones valorando posibles daños en la infraestructura para luego permitir el reingreso.

Valembois detalló que el plan de contingencia lleva años en funcionamiento y hay personal dedicado exclusivamente  a su adecuada implementación, desde la evaluación de riesgos, el diseño de estrategias, la política de cambio de cultura, las pruebas y el mantenimiento preventivo periódico.

"Estos procedimientos se prepararon con base en las mejores prácticas y normas como la de National Fire Protection Association, entidad de EEUU, que fija una serie de estándares de uso global" contó el ejecutivo.

Un comité formalmente constituido tiene también Coopeservidores para la atención de primeros auxilios, evacuación e incendio. Allí la capacitación, sobre todo en primeros auxilios es pieza clave y de paso realizan simulacros aivsados o sin precio anuncio, una práctica que les sirvió el miércoles anterior pues fue acatado al pie de la letra, según contó Juan Carlos Chinchilla, coordinador de seguridad.

Es una política que abarca las 26 sucursales de la entidad e incluyen a colaboradores, oficiales de seguridad, asociados y público en general.

Algunas organizaciones han decidido invertir un poco más. Es el caso de la Fundación Omar Dengo. Allí cuentan con un asesor en Salud Ocupacional y una comisión en este tema activa y permanente. A estos grupos les corresponde fiscalizar y facilitar todo lo relacionado con la salud y seguridad en las instalaciones de la fundación. También existe un procedimiento para emergencias y mantiene una unidad de brigadas para dirigir las operaciones de este tipo de eventos.

Junto con toda esta preparación interna, la fundación tiene pólizas de seguro con cobertura para incendios, para riesgos varios que incluyen motín, huelga, daño malicioso, colisión de vehículos de terceros contra la propiedad, inundaciones y deslizamientos, entre otros, dijeron Rebeca Marín, directora de Recursos Humanos e Isabel Ochoa, directora Administrativa Financiera.

Cuando las operaciones productivas involucran más países, como en el caso de la cadena de supemercados Walmart, la atención de estas emergencias se vuelve más complejo. Su campo de acción involucra a Costa Rica, México y Centroamérica, oficinas administrativas, tiendas y unidades de desarrollo agroindustrial. La corporación maneja una estructura administrativa encargada de la gestión de riesgos laborales y dentro de sus funciones está la prevención de accidentes, la evaluación de los riesgos, la planificación y seguimiento de las acciones de mitigación y de ser posible eliminación de tales riesgos.

Yolanda Fernández, gerenta de Asuntos Corporativos de Walmart, comentó que dentro de la estructura se toman en cuentan la formación de brigadas de primeros auxilios y de incendios que reciben entrenamiento especializado y realizan simulacros al menos dos veces por año.

"A nivel interno se tienen seguimiento mensuales donde se auditan las condiciones y las instalaciones de cada operación. Por ejemplo, presencia, vigencia y ausencia de obstáculos en acceso a extintores y salidas de emergencia, funcionamiento de luces de emergencia y señalización en las salidas de emergencia", dijo Fernández.

Al contar con planes de continuidad de negocios, Walmart puede, en caso de sismo, una vez protegido el personal, revisar las condiciones de las instalaciones y su equipo y luego tomar control de la emergencia, es decir, valorando daños y comunicándolos a las autoridades de la empresa. Todo lo anterior para llegar a una serie de acciones para desarrollar que previamente fueron evaluadas.

Sostenbilidad y financiamiento