Empresa propone nuevo vehículo aéreo

Por: María Clara Vargas 19 abril, 2014
 El HAV304 es todavía un prototipo, pero la empresa confía en ponerlo a trabajar antes de que acabe el 2014.
El HAV304 es todavía un prototipo, pero la empresa confía en ponerlo a trabajar antes de que acabe el 2014.

¿Se imagina volando por Europa a bordo de un dirigible o zepelín?

Casi un siglo después de la edad de oro de los zepelines, una empresa británica desveló un prototipo de este vehículo, presentado como “la aeronave más larga del mundo”, y sus autoridades quieren que comience a operar este mismo año.

El gigante de los aires, nombrado HAV304, no es tan grande como los zepelines alemanes de las décadas de 1920 y 1930 pero mide 91 metros, lo que lo hace más largo que cualquier avión actual.

 Bruce Dickinson, piloto y vocalista de Iron Maiden, promueve la idea.
Bruce Dickinson, piloto y vocalista de Iron Maiden, promueve la idea.

Los promotores elogian los aspectos ecológicos del prototipo, capaz de volar durante tres semanas consecutivas.

“Es un 70% más verde que un avión de transporte”, dijo Bruce Dickinson, cantante del grupo de heavy metal Iron Maiden, uno de los inversores del proyecto y quien también es piloto.

El HAV304 tiene una barcaza y estructura de fibra de carbono ligera, su característico globo está relleno con gas helio inerte, y puede volar a una altura de hasta 20.000 pies y a una velocidad de crucero de 148 kilómetros por hora, impulsado por cuatro motores diesel V8 de 4 litros.

Despertar

En marzo, el dirigible fue exhibido en la ciudad de Cardington (Bedfordshire) en el único hangar lo suficientemente grande como para dar cabida a sus 91 metros de largo, 26 metros de alto y 34 metros de ancho.

Su llegada ha supuesto una enorme alegría para la población local, que veía cómo se deterioraban año a año los históricos almacenes donde se guardaron los primeros ingenios de esta clase, en los años 20 del siglo pasado. Desde allí salían los dirigibles británicos a principios del siglo pasado.

El HAV304 se pensó inicialmente como un aparato de vigilancia, para dotar al Ejército de Estados Unidos de un vehículo aéreo que sirviera para apoyar las necesidades operacionales de las tropas en Afganistán en la primavera de 2012, según publica lainformación.com .

Finalmente, el primer vuelo del dirigible tuvo lugar en agosto de 2012, y los problemas técnicos y de rendimiento del ingenio, unido a los recortes presupuestarios, llevaron a que el Pentágono abandonara su desarrollo.

Pero en lugar de llorar por la paralización del proyecto, el fabricante del aparato volador decidió recomprar el dirigible a la autoridad federal de ventas de Estados Unidos, y llevarlo de vuelta a Reino Unido.

Así fue como, empleando 15 contenedores gigantes, y tras pasar cuatro días completos cargando sus piezas en dos grúas descomunales, el dirigible regresó a casa.

Emprendedores

La aventura de recuperarlo ha sido posible gracias a aventureros y enamorados de la aviación, entre los que se destaca Dickinson.

A largo plazo, la aeronave, constituida como es habitual con tres compartimientos llenos de helio, podría servir para misiones de vigilancia, de transporte e incluso para vuelos de pasajeros. HAV, empresa constructora, estima que hay mercado para vender de 600 a 1.000 aparatos en todo el mundo.