OPINIÓN

Columna Contrapunto: Hacia una economía digital del conocimiento

Comentario sobre el editorial anterior: Retos de la investigación. Edición 1.035


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  

En los últimos meses se han divulgado diferentes estudios sobre el sector de tecnologías digitales: el Mapeo Sectorial de Camtic, estadísticas del sector de telecomunicaciones por Sutel y los indicadores cacionales de ciencia, tecnología e innovación del Micitt.

Hoy el sector de tecnologías digitales es el más importante del país, ya que aporta el 33% de las exportaciones del país, le da trabajo a más de 90.000 profesionales y el ingreso per cápita es casi el doble que turismo.

Aún más, a pesar de las condiciones económicas actuales, el sector sigue creciendo y las perspectivas para los años venideros son muy buenas.

A pesar de su importancia, encontramos que la inversión en investigación y desarrollo (I+D) por parte de las universidades es baja en relación con otros sectores de la economía. Las tecnologías recibieron un 58% menos que las ciencias sociales y aparece en el penúltimo lugar con un pobre 6%.

¡Que ironía! El sector de mayor aporte y valor agregado es irrelevante en I+D para nuestras universidades.

Tenemos una oportunidad histórica. Todos los actores: gobierno, academia y empresas debemos trabajar juntos en una visión país y accionar en conjunto para movernos hacia una economía digital del conocimiento.

Costa Rica ha invertido en educación y definitivamente somos diferentes, pero debemos potenciar aún más esa inversión y dar un salto cuantitativo en el desarrollo.

Para eso, debemos redistribuir los recursos que tenemos e invertir más en I+D en aquellos sectores que serán el futuro de un mundo cada vez más digitalizado y que además son transversales a todas las actividades del ser humano.

Sostenbilidad y financiamiento