MERCADEO DIGITAL

¿Es necesario que su negocio tenga un sitio web desde el inicio?

Los emprendedores deben realizar un diágnostico que les permita saber si la inversión en la web es necesaria


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Comenzar un proyecto de la nada no es sencillo y los pequeños emprendimientos siguen un patrón común: utilizan su capital en darle forma al negocio y muchas veces hacen gastos que podrían esperar.

De ahí surge la pregunta: ¿es necesario tener sitio web desde el inicio? Para responderla, hay que tomar en cuenta diversos elementos.

Katherine Manzur, directora de Marketeros, una empresa de consultoría dedicada al asesoramiento de negocios, recuerda que los pequeños empresarios se lanzan cargados de valentía e invierten en los cimientos básicos de la operación, tales como infraestructura, materia prima, legalización y recursos humanos.

"La etapa más difícil, previo a la apertura, inicia donde no saben cómo maximizar los escasos o nulos recursos para crear su marca corporativa y hacerle saber a los potenciales consumidores que ya existe su negocio", explica Manzur.

LEA TAMBIÉN: ¿Es Usted realmente un emprendedor? Descúbralo

Es justamente en ese momento donde hay que analizar y resolver: ¿qué es en lo que debo invertir en mercadeo en esta etapa?

Efectivamente, tiene que crear un logo, mandar a hacer las tarjetas de presentación, crear su cuenta de correo electrónico, incorporar su firma digital, y producir su catálogo o presentación de venta.

Y, además, es crucial contar con presencia en los canales digitales.

Aplique este test

Actualmente, gracias al Internet y sus múltiples buscadores los consumidores tienden a informarse con quiénes están haciendo negocios antes de hacer un primer contacto.

La creación de un sitio web es una inversión que se desconoce hasta el momento en que hacer la erogación.

Es muy frecuente ver a muchos abandonar la idea, tan pronto reciben una cotización del diseño. Otros, quieren crearla de forma gratuita sin saber lo que impacta o conlleva su desarrollo y mantenimiento.

Para Manzur, si el emprendedor se encuentra en este momento, y no se siente seguro de si es o no lo más adecuado colocar sus recursos en esta herramienta durante esta etapa, es recomendable aplicar el siguiente test para definir si necesito o no un sitio web:

  • ¿Mi oferta de negocio es un servicio?
  • ¿Parte de mis clientes potenciales son empresas?
  • ¿Mi oferta es un producto/servicio estándar, es decir, no requiere mayor adaptación según el cliente?
  • ¿Tengo oportunidad de comercializar mi producto/servicio con clientes en el extranjero?
  • ¿Mi oferta es algo producido por mi empresa?
  • ¿Mi producto o servicio tiene un precio elevado?

Si alguna de las preguntas anteriores, usted las responde afirmativamente, entonces es importante considerar desde un inicio el tener su propia página web.

VEA TAMBIÉN: Cómo fijar el precio si Usted es artesano (aplica para otros emprendedores)

Otra opción

Si las respuestas son negativas, la opción sería tener una tienda virtual bien elaborada en Facebook y un buen perfil en LinkedIn para iniciar esta etapa de lanzamiento. Así puede prepararse y programarse para realizar la inversión en el futuro. 

Las tiendas virtuales de Facebook ayudan cuando se es distribuidor de productos accesibles, pues ya tienen una marca reconocida en el mercado.

También, si es un artesano que crea productos a la medida o por encargo.

Si la naturaleza del negocio requiere de una alta y constante comunicación con los potenciales clientes para poder realizar una cotización, una tienda en esta red social es una excelente opción de inicio.

Pero no hay que perder la perspectiva. Crear un canal digital es muy sencillo. Si no se le da el mantenimiento e interacción adecuada puede ser un detractor para su imagen.

Incluya, por lo tanto, diseñar un plan de contenidos y la revisión diaria de sus comentarios. Definitiva e independientemente de la situación, es imperativo que cuente con presencia digital de su comercio.

"El no tenerla genera gran desconfianza y se corre el riesgo de dar una primera impresión de falta de seriedad de su negocio", afirma Manzur.

Empiece con buen pie, "exista en Google" y permítales a sus potenciales clientes conocerle de buena forma.