Nicole Rudín Arroyo es una abogada especializada en propiedad intelectual, pero decidió abandonar su carrera para dedicarse a consentir a las mascotas, quienes son su pasión.

Por: Joanna Nelson Ulloa 29 agosto, 2014
Nicole Rudín, junto a su esposo Jorge Rodríguez y su perra Bianca, quien es como su hija.
Nicole Rudín, junto a su esposo Jorge Rodríguez y su perra Bianca, quien es como su hija.

Nicole Rudín Arroyo, una abogada de 32 años, percibe a los animales como parte de la familia, no como simples posesiones que se tienen amarradas en una esquina, sino como seres vivos a los que se les debe brindar atención, amor y cuidados.

Ese cariño y dedicación hacia los animales la impulsó a establecer hace un año, junto a su esposo Jorge Rodríguez Saborío, una tienda que tiene peluquería y un spa para mascotas en el que se ofrecen servicios de lujo y novedosos, principalmente para perros y gatos.

La tienda se llama Ooh Lalá! Luxury Pet Boutique & Spa y se ubica en Sabana Oeste.

El nombre se origina de una expresión que usaba el personaje de una fábula: el zorrillo Pepé Le Pew, que era francés.
El nombre se origina de una expresión que usaba el personaje de una fábula: el zorrillo Pepé Le Pew, que era francés.

¿Por qué incursionar en un mercado como este? ¿De dónde nació su pasión por los animales?

Su mamá tuvo dos veterinarias en Puntarenas y Nicole se encargaba de cortarle el pelo a los perros que llevaban los clientes, pero era un servicio muy básico.

"Desde niña siempre me gustaron los animales, siempre sentí una pasión por las mascotas", recordó.

En la tienda se ofrece el servicio de láser terapia, que sirve para regenerar la piel y mejorar el estado del pelo de la mascota.
En la tienda se ofrece el servicio de láser terapia, que sirve para regenerar la piel y mejorar el estado del pelo de la mascota.

A los siete años, Nicole sabía que quería ser veterinaria, ese era su plan. Pero, querer a los animales no siempre se traduce en tener la capacidad y el "estómago" para curarlos, operarlos y estar en contacto con sangre.

Así que, decidió estudiar Derecho, una carrera que creyó conveniente. Inclusive se especializó en temas de propiedad intelectual y trabajó un tiempo como abogada, por lo que dejó de realizar peluquería canina por tres años. Pero, su verdadera pasión no estaba en el Derecho.

"Siempre me quedaba ese vacío. Cada día quería más a los animales, me encariñaba más con los animales. Cada perrito que encontraba en la calle lo llevaba a mi casa, tenía un cuilo, hamsters, perritos, gatos, cuanto bichito se pueda imaginar".

El grooming creativo es una técnica para darle un look diferente a las mascotas. El tinte que se aplica no afecta al animal.
El grooming creativo es una técnica para darle un look diferente a las mascotas. El tinte que se aplica no afecta al animal.

Algo sucedió que la hizo volver a su antiguo oficio con las mascotas: conoció a quien hoy es su esposo, Jorge Rodríguez, un veterinario que tiene un hospital para mascotas en San Carlos.

Él se convirtió en el aliado ideal.

"Lo conocí por casualidad, por una prima que es veterinaria. Nos hicimos novios. Cuando comenzamos a salir y formalizarmos la relación, vi que él tenía que crecer en la parte de peluquería, porque su negocio estaba enfocado en la parte clínica. Le propuse crear el departamento de peluquería canina y se abrió formalmente, en el hospital veterinario, una sección solo para peluquería canina".

Nicole Rudín participó el año pasado en un concurso de grooming creativo. Obtuvo el tercer lugar.
Nicole Rudín participó el año pasado en un concurso de grooming creativo. Obtuvo el tercer lugar.

Rudín retomó su trabajo como peluquera y empezó a capacitarse.

Luego nació un nuevo plan de negocios: tener una peluquería y spa, pero esta vez en San José.

¿Cómo surgió la idea?

Los
Los "tatuajes" para mascotas son temporales. Consisten en dibujos, no causan ningún dolor o molestia.

Rudín siempre se ha preocupado por sus propias mascotas, de manera que todo el tiempo buscaba en las tiendas los mejores artículos para estas y servicios especializados para ellas.

Pero, no lograba encontrar lo que quería. Así que, no esperó a que otro hiciera el trabajo: ella misma decidió crear la tienda que buscaba.

En la tienda se vende ropa exclusiva para mascotas.
En la tienda se vende ropa exclusiva para mascotas.

Seis meses antes de montar su negocio viajó hasta Nueva York, Estados Unidos, con su esposo y visitó distintas tiendas de lujo y con servicios especializados para mascotas y quedó encantada, por lo que extrajo algunas ideas para su empresa.

Además, pidió la opinión de sus clientes para ver si estarían dispuestos a llevar a su mascota a una peluquería y spa especial. Le dijeron que sí y eso le confirmó que el negocio tenía futuro.

"Hice una investigación general, iba y entraba a algunas veterinarias, a algunos pet shops, pero en ninguno encontraba lo que traía en mente, fue cuando nos animamos".

Bianca es la perra de los propietarios de Ooh Lalá! Luxury Pet Boutique & Spa.
Bianca es la perra de los propietarios de Ooh Lalá! Luxury Pet Boutique & Spa.

Por otro lado, Rudín ya había adquirido el entrenamiento adecuado: ella ha recibido cursos y capacitación en peluquería canina y en temas de grooming (servicios de aseo y peluquería para animales), incluso a nivel internacional.

También ha participado en cursos enfocados en dermatología animal.

La tienda se llama Ooh Lalá debido a que Rudín solía ver la fábula de Pepé Le Pew, un zorrillo que era francés y vivía enamorado y utilizaba esa expresión.

Este es un ejemplo de los artículos con los que se pueden vestir a las mascotas.
Este es un ejemplo de los artículos con los que se pueden vestir a las mascotas.

Ella consiente mucho a su perra Bianca, una bulldog de siete años, y le dice esa frase. Entonces, le pareció interesante ponerle así a la tienda y que esta tuviera un estilo francés, en honor al zorrillo.

"El nombre nace de mi amor por Bianca, de los chineos que le daba. El local tiene un concepto chic, con un ambiente francés: con torres Eiffel, bicicletas. La tienda está aromatizada y tiene elementos que tienen que ver con Francia", explicó la propietaria.

Servicios

En la tienda se venden vestidos y ropa elegante para los animales.

La mayoría de los productos son traídos desde Europa, Estados Unidos y de países asiáticos.

Los servicios que ofrece la empresa son bastante novedosos y en el caso del spa incluyen aromaterapia, en la que se recurre al uso de aceites esenciales que ayudan a disminuir los niveles de ansiedad de los perros, también ofrece masajes, exfoliaciones con productos especiales, que ayudan a atenuar los problemas de la piel como seborrea (exceso de grasa en la piel), caspa.

Se brindan tratamientos contra garrapatas y pulgas. También hay tratamientos para hidratar el cabello del animal con queratina, proteína de seda y se realizan cauterizaciones en la hebra capilar.

Otra novedad es la terapia láser regenerativa, que abre la cutícula de la hebra del pelo del animal para que el producto hidratante que se aplique penetre un 50% más, luego se sella y ayuda a regenerar las células. Rudín aclaró que esto no le causa ningún dolor o daño al animal.

Hay disponibles otras opciones como hidratación por chocolaterapia y mascarilla de manteca de karité

Un servicio muy curioso es el de "paticure" (en alusión al pedicure en humanos): corte y limado de uñas con una lima eléctrica especial, pintado de uñas y decoración de estas (navideñas, francesas, de Halloween o lo que el cliente escoja). Se brinda la opción para humectar las almohadillas de las patas del perro, que es ideal para los perros que pasean mucho.

Rudín también ha incursionado en el grooming creativo, que consiste en realizar peinados especiales a las mascotas (incluye extensiones, mechas), incluso se les tiñe el cabello con productos naturales que no les causan perjuicios en su piel.

El tinte -que es temporal- también está disponible para los perros de edad avanzada, cuyos dueños quieren verlos rejuvenecidos.

Asimismo, existen "tatuajes" temporales para perros, que consisten en dibujos, que no causan ningún dolor ni daño y duran entre una semana y un mes y medio, dependiendo del tipo que se realice.

Además, se realizan envolturas en oro de 24 kilates, para regenerar la piel y el cabello de la mascota.

Rudín explicó que sus clientes son un 95% perros y un 5% gatos.

En el caso de los perros, en el servicio de peluquería, se trabaja con razas pequeñas y medianas, pues por motivos de espacio no pueden atender a perros a partir de 25 kilos.

La empresa también vende -por encargo- queques orgánicos para perros y gatos, libres de gluten, así como postres especiales hechos de pollo y carne.

Rudín y su esposo cuentan con una escuela de grooming en la cual imparten cursos de peluquería canina, tanto en Ciudad Quesada como en San José.

Nicole participa en seminarios a nivel internacional en los que enseña cómo cortarle el cabello a los animales y distintas técnicas. De hecho, ofrecerá cursos en Canadá y en Brasil próximamente.

Aparte de esto, ha participado en concursos de grooming animal. El año pasado tomó parte en un evento en Brasil y quedó en tercer lugar en dos categorías.

Hace un mes, ganó el primer lugar en un concurso de grooming creativo, que se realizó en Canadá y participará en octubre en otro concurso en Brasil.

En total, Rudín y su esposo tienen nueve perros y un pez.

"Son como mis hijos. Pero, Bianca (su perra bulldog) en especial es más que una mascota, es la niña de la casa, es la princesa de la casa, porque fue la primera. Nuestra vida gira en torno a las mascotas, todo, cada cosa que hacemos lo pensamos en favor de ellos, porque no tenemos niños: la decoración de la casa, tienen su ropa, su clóset, collares de lujo, Bianca tiene su coche", contó.