Industria tecnológica acelera oferta de servicios en la nube en Costa Rica

Ahora incluyen ‘app’, almacenamiento y ‘software’

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes
  • Gráficos
  • /noticias/Cloud_computing-Nube-Codisa-Oracle-GBM-SAP-Microsoft-Cisco-EMC_ELFCHA20141107_0003_5.jpg
    326x204
    Gráfico: Subiendo a la nube
    / 07 NOV 2014

index

Los proveedores de tecnología están acelerando su oferta de computación en la nube o cloud computing , para fortalecer sus posiciones en un mercado que empieza a caminar.

Las firmas pasaron de ofrecer el alquiler de espacios en los centros de datos para que los clientes colocaran sus propios servidores y equipos de almacenamiento ( colocation ) a brindar hospedaje y espacios virtuales en los equipos ( hosting ).

Ahora con la nube, hay quienes acusan que es un cambio de nomenclatura nada más. No obstante, los proveedores y los gerentes de tecnología de las empresas que ya usan computación en la nube dicen que se trata de un esquema o modelo que sí tiene marcadas diferencias, en especial la flexibilidad para ajustar los recursos y capacidades a los ciclos de demanda.

“En la nube se puede usar más de la capacidad inicialmente contratada cuando ocurre algún acontecimiento extraordinario”, dijo Said Machado, director de consultoría de EMC, que hace dos semanas lanzó una oferta de nube híbrida, para que las empresas tengan servicios provistos por terceros y otros en su propia nube.

El esquema de la nube implicó un cambio rotundo en la comercialización de programas informáticos. “Fue una revolución, pues no es la venta de software tradicional”, dijo Yuri Porras, director regional de nuevas tecnologías de Microsoft, cuyo portafolio incluye Office 365 y la plataforma Azure (para que los clientes diseñen sus aplicaciones de cloud ).

La promesa de los proveedores es que con la nube las empresas usan y pagan por aplicaciones, servidores, equipos de almacenamiento y redes según la demanda, por temporadas e incluso por minutos como en casos de campañas muy específicas de mercadeo.

Además, los servicios brindan acceso sincronizado a través de diversos dispositivos; se realizan actualizaciones tecnológicas con menores traumas y costos; se cumple la legislación sobre la ubicación de los datos de los clientes, a través de los acuerdos de confidencialidad; se mantiene la privacidad de cada empresa o institución; y existen altos niveles de seguridad.

“Un proveedor ofrece más zonas y niveles de protección que lo que puede alcanzar una empresa por sí sola”, respondió Guido Goicoechea, CEO de Software Consulting Group, que comercializa soluciones empresariales de SAP en la nube.

El abanico de proveedores es amplio y el mercado vive una intensa dinámica. Las firmas anuncian constantemente alianzas o proyectos, como el de la Nube de Nubes de Cisco (llamada Intercloud , una integración de nubes de distintos proveedores).

Este mercado, según la firma de investigación IDC, alcanzó $45.748 millones en el 2013 y crecerá un 23% anual hasta el 2018.

La mayor parte de esa inversión se concentrará en sistemas gerenciales o ERP (24%), relaciones con los clientes o CRM (18%), servidores (9%), de colaboración (7%) y de seguridad (6%).

Gartner, otra firma de investigación, dice que para 2018 el 30% de los ERP se usarán en la nube y que el 70% de las empresas tendrán ERP usando nube híbrida.

Maduración

Normalmente las empresas empiezan a hacer pruebas de computación en la nube con proyectos menores y luego las extienden. Paralelamente, los proveedores van ampliando su oferta.

El primer paso fue que se entendieran las nuevas facilidades.

“Cuando iniciamos, el mercado no conocía este tipo de necesidades. El cliente evolucionó al concepto puro de nube”, afirmó Rónald Jiménez, presidente de Codisa, que empezó con servicios de colocation y hosting, y ahora ofrece servicios de infraestructura con su propio centro de datos (incluso a otros proveedores de cloud ) y de software .

El cambio también tocó a empresas como GBM, la cual durante los últimos cinco años desarrolló siete datacenter en América Central (y tiene planes para uno más en Miami), un centro de monitoreo ubicado en Costa Rica, y una oferta de servicios de computación en la nube, que incluye aplicaciones de IBM y SAP.

“Tenemos todo tipo de servicios para dar capacidad en demanda, donde se contrata lo que se requiere en almacenamiento, procesamiento, memoria, disco y aplicaciones”, dijo Claudia Hernández, gerente de ventas de servicios administrados de GBM.

José Ordóñez, gerente regional de desarrollo de negocios de Oracle, que también cuenta con una amplio portafolio de soluciones en la nube, destacó la facilidad y rapidez de instalación de este tipo de servicios, así como el acceso mediante diversos dispositivos. “El hecho de que la población use servicios en la nube facilita la adopción”, insistió.

La rápida instalación se complementa con la facilidad para que los proveedores actualicen las tecnologías de los servicios, plataformas o infraestructura.

“Hasta en las redes se deben hacer renovaciones, pues hay exigencias de más velocidades y de calidad, así como cambió el tipo de datos que se procesan: se pasó de texto a video”, explicó.

Sostenbilidad y financiamiento