TECNOLOGÍA

Columna Conectados: Cuide sus datos, no hay de otra



  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

El Internet móvil ilimitado se escapa de las manos de los ticos. Primero llegaron las reducciones de velocidad y ahora se camina hacia el cobro por descarga de datos.

A partir del próximo 1° de marzo, los clientes de telefonía móvil pospago de Kölbi podrían sufrir reducciones de velocidad en el Internet en caso de sobrepasar el límite de datos que contrataron por mes. Lo mismo que ya sucede con Movistar y Claro.

¿Lo han seducido con el lema “Internet ilimitado”? Y en ese aspecto es cierto, es ilimitado, porque usted podrá seguir consumiendo datos, pero en caso de que usted sobrepase los 10 GB en un mes, por ejemplo, sufrirá un jalón de orejas y se le reducirá la velocidad. ¿Entonces hasta que punto es un servicio libre? El argumento de los operadores es: “Hay usuarios que consumen más Internet y esto afecta a los demás puesto que la red es compartida”.

Los clientes prepago son quienes ya están acostubrados a pagar por la descarga de datos, mientras que por el lado pospago se sigue pendiente la aprobación de esta misma práctica.

Hacia atrás. Pero la tendencia mundial se encamina hacia el uso ilimitado, pues se ha determinado que el hecho de que existan otras personas que consumen más Internet que otras, no es problema de la gente, sino de los operadores y de la banda ancha de los países. Así lo reafirmó la firma especializada en telecomunicaciones Tefficient, que aseguró que los servicios ilimitados serán la tendencia durante este año.

“Uso justo” del Internet, es la política con la que tenemos dos caminos: buscar planes que ofrezcan más capacidad o cuidar los datos que descargamos. Es decir, trate de conectarse lo más seguido que pueda a redes wifi seguras, si quiere descargar videos, hágalo desde una red fija, no directamente de la suya móvil, trate de no compartir Internet con otros dispositivos. Cuide lo que gasta para que no se lleve la sorpresa de tener una navegación más lenta... ¿Es esto justo?

Sostenbilidad y financiamiento