Columna Scientia: Biodiversidad e información


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  

Hace 11 años, en una columna titulada ‘Algunos retos en Tecnología de Información’, escribía: “Bioinformática. Tenemos una biodiversidad envidiable y en estudio por el INBio y las universidades. ¿Cómo podemos usar la TI para preservar, entender y utilizar mejor nuestra enorme riqueza biológica? Requerimos desarrollar estratégicamente la aplicación de la matemática y la TI en este campo.”

Pienso que el reto sigue ahí. Hemos avanzado, indudablemente. El INBio ha desarrollado investigación de primer nivel, galardonada internacionalmente, sobre nuestra biodiversidad y, con la dirección de mi amigo, Dr. Erick Mata, y el patrocinio de nuestro columnista y cofundador del INBio, Dr. Rodrigo Gámez, el equipo de profesionales informáticos del INBio lleva años desarrollando aplicaciones innovadoras para manejar información sobre la biodiversidad costarricense y ha llegado a convertirse en ejemplo mundial de investigación aplicada en este campo, así como de colaboración fructífera entre disciplinas.

El INBio fue creado en 1989. Su misión es apoyar los esfuerzos de Costa Rica por conocer su diversidad biológica y promover su uso sostenible. Su premisa es que debemos estudiar la biodiversidad para comprenderla, valorarla y aprovecharla; esto requiere que la biodiversidad sea conservada.

Para parafrasear a Herbert Simon, nuestras valoraciones de la utilidad de la biodiversidad estarán inevitablemente limitadas por nuestra racionalidad, dada la imperfección de la información y nuestro conocimiento. El INBio contribuye a entender más y mejor, por su rigor científico y la excelencia de sus procesos informáticos que permiten organizar, acceder y analizar información cada vez mejor sobre la biodiversidad costarricense.

Es imperativo que el INBio sobreviva económicamente. Actores públicos y privados deberíamos unirnos para apoyarlo. ¡Es vital!

Sostenbilidad y financiamiento