CISCO

La opinión de Howard Charney, un ejecutivo de Silicon Valley para reducir la brecha digital


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Howard Charney es un ejecutivo del círculo de Silicon Valley quien opina que cada generación cree vivir en tiempos de transición y que experimenta cosas que nunca antes ha registrado la historia. Su opinión la sustenta en la experiencia. Este hombre alto, delgado y extrovertido es el vicepresidente de la oficina del presidente de Cisco.

Él ha vivido, por más de 30 años, en el vivero donde germinan las ideas innovadoras y la tecnología. Lo ha visto desde la silla de Cisco, la empresa que ha liderado la fabricación de los equipos de telecomunicaciones, pero que hoy agrega a sus cajas el diseño de software y soluciones para enfrentar la era de la movilidad y los censores.  

Este estadounidense, de cejas blancas y muy tupidas y tiende a prescindir del saco para conversar, combinó dos profesiones que conviven distantes en los campus universitarios. Charney es abogado especialista en propiedad intelectual e ingeniero mecánico del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT).

Howard Charney reconoce que la época que vivimos se caracteriza por una mayor facilidad de acceso a los aparatos electrónicos.

“Si es una época de transición, pero lo que pasa es que el precio de los dispositivos electrónicos está cayendo de manera precipitada. Antes solo las personas de dinero tenían teléfonos inteligentes”, dijo Howard Charney, quien visitó el país para participar en la reunión de clientes y socios de negocios de Cisco en la región.

Según comenta, el mercado de electrónicos está bajando los precios de los dispositivos en un rango de entre 20% y 25% por ciento al año. Una “fuerza del mercado” que se están convirtiendo en un instrumento para reducir la brecha.

“Ahora cuando visto Masái, en Kenia, la gente tienen smartphones. Y créame, esta gente no tiene nada. Kenia es un país pobre. Tiene (un individuo) vacas, dos esposas y un teléfono inteligente”, añadió el ejecutivo.

Para él, el mayor acceso a los dispositivos debe acompañarse de la alianza público privada para proveer conectividad de alta velocidad a precios bajos para todo el mundo.

“Esto (la falta de infraestructura) es un problema que se debe trabajar con los proveedores de servicio, el gobierno y compañías como Cisco, Microsoft y Google. Eso pasa todo el tiempo”, agrega.

Dice que reconoció esta visión en el Gobierno, mediante una conversación con la Presidenta Laura Chinchilla. Empero, sabe que ella dejará la silla presidencial en mayo y espera que quien ocupe su lugar mantenga ese objetivo.

Tal vez por ello, Howard Charney propuso a la administración Chinchilla conectar cada escuela del país a una red de Internet banda ancha. Su propuesta fue aceptada con agrado y se aprovechará para apoyar a la Fundación Omar Dengo y a la Academia Nacional de Ciencia en el proyecto que creará una red educativa.

En la edición impresa de EF a partir del próximo domingo encontrará más detalles sobre la conversación que EF mantuvo con Howard Charney, los cambios en el mercado y el giro en la estrategia de Cisco para mantenerse en la industria tecnológica.

Sostenbilidad y financiamiento