Por: Laura Ávila.   29 noviembre, 2020
El mall virtual ofrece los productos por categorías ―como moda, juguetería, zapatería, tecnología y accesorios―, para que los clientes puedan hacer la búsqueda mediante palabras claves y así puedan conocer la oferta que tienen las tiendas. Foto: José Cordero.

El 2020 es el año de la reinvención y por eso Lincoln Plaza decidió dar el salto al e-commerce con la página www.milincoln.com para que más de 165 tiendas comercialicen los productos por la vía digital.

El sitio web es un medio para diversificar los canales de ventas pues los comercios sufrieron gran impacto producto de los cierres para evitar la propagación del nuevo coronavirus.

“Estamos seguros de que esta plataforma sumará a los esfuerzos que venimos realizando para apoyar a todos nuestros inquilinos en medio de esta emergencia nacional, queremos brindarle a nuestros clientes una canal más para poder realizar las compras de sus comercios favoritos de Lincoln Plaza desde la comodidad de su casa, siendo el primer mall omnicanal de Costa Rica” agregó Federico Baltodano, Gerente de Proyecto de Portafolio Inmobiliario, mediante comunicado de prensa.

El mall virtual ofrece los productos por categorías ―como moda, juguetería, zapatería, tecnología y accesorios―, para que los clientes puedan hacer la búsqueda mediante palabras claves y así puedan conocer la oferta que tienen las tiendas.

Marcas como EPK, Uno Sports, Claire´s, Totto, Xiaomi, Miniso, Toys, Librería Internacional, Ópticas Munkel, Aldo Nero e Ibiza ofrecen sus productos a través del sitio web.

La plataforma cuenta con chat interno y sistemas de pago seguro donde los clientes podrán pagar sus compras mediante cualquier tarjeta de crédito, ya sea Visa o Mastercard.

Una vez que se realice la compra los consumidores podrán tener el producto en un lapso de cuatro a seis días, pues el tiempo de entrega depende del área geográfica donde se encuentre el cliente.

Ventas en línea, estrategia para compensar reducción del aforo

Diversificar los canales de venta es un as bajo la manga para los comercios que durante la crisis sanitaria deben operar con un aforo del 50%, de acuerdo a los lineamientos emitidos por el Ministerio de Salud.

De hecho, el comercio en línea y otorgar descuentos durante varios días ayudaron a redondear las ventas durante el tradicional Viernes Negro, de acuerdo a una publicación del diario La Nación del pasado 28 de noviembre. Esa estrategia ayudó al sector a llegar a un nivel de transacciones similar al del 2019, de acuerdo a una estimación preliminar de Arturo Rosabal, vicepresidente de la Cámara de Comercio de Costa Rica (CCCR).

Este año las empresas esperaban un aumento en las compras para esa fecha y se anticiparon con diversos métodos para poder hacer una entrega ágil de la paquetería. Contratar proveedores o plataformas externas, fue uno de los mecanismos implementados.

Durante el 2020 diversas industrias sufrieron un golpe producto de la crisis sanitaria. Los sectores que reportaron mayor impacto negativo son hoteles y restaurantes con una caída del 59,3%, transportes y almacenamiento (27,4%), y comercio (15,5%), según el Índice Mensual de Actividad Económica (IMAE) publicado el pasado 9 de octubre.