Guía práctica: Ayude a sus empleados a escapar de las presas

Estrategias del sector empresarial para aliviar el caos vial

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes
  • Gráficos
  • /economia-y-politica/Presas-empleados-teletrabajo-busetas-horarios-jornadas-congestion_vial-GAM_ELFCHA20160624_0004_5.jpg
    326x204
    Guía práctica: Ayude a sus empleados a escapar de las presas
    / 24 JUN 2016

index

Eche un vistazo a la imagen que acompaña este artículo. Fue tomada el miércoles pasado a las 4:26 de la tarde. El termómetro marcaba los 21 grados centígrados y el Instituto Metereológico reportaba lluvias con tormenta.

Estamos en la zona con mayor tráfico promedio diario: más de 98.600 automóviles transitan en esta zona. En ellos, estudiantes, turistas y trabajadores atados a las carreteras pierden parte de su vida, concentran estrés, modificaciones en el humor y cambios en su estado fisiológico.

No es para menos, se trata de un problema de costos crecientes que, según el Estado de la Nación le cuesta al país más de un 2,8% de la producción. Además, se agudiza por una infraestructura antigua que se enfrenta a un parque automotor siete veces mayor al de hace tres décadas.

Mientras el Gobierno alista planes en infraestructura y regulación, ¿qué pueden hacer las empresas? Recopilamos algunas de las iniciativas del sector privado para ayudar a los empleados a enfrentar la congestión vehicular.

LEA: Mopt quiere dejar de tomar decisiones a ciegas

infografia

Guía práctica contra el caos

Son las 5:30 a. m. y Leonardo Rivas espera frente a su casa en El Molino, de Cartago, a tres cuadras del colegio San Luis Gonzaga. Todos los días, es una de las primeras personas en tomar las busetas de Laboratorios Stein, que le llevan hasta Escazú, donde trabaja en funciones administrativas.

Un subsidio de la empresa, le permite pagar casi menos de la mitad en servicios de transportes de lo que usualmente gastaría en los cuatro buses públicos que deberían tomar, invertir menos tiempo y tener mayores condiciones de seguridad.

Es una estrategia utilizada por casi un 40% de los 416 colaboradores de la compañía. También la utilizan centenas de empleados en otras empresas como Western Union, Durman o Intel.

La medida del transporte colectivo de trabajadores (gratuita o subsidiada parcialmente) es solo una entre casi una decena de opciones que las empresas pueden aplicar entre sus empleados.

LEA: La solución a las presas es acelerar trámites

Las hay de todos tipos: algunos se alían a las herramientas tecnológicas, hay quienes aplican cambios en los horarios de la empresa y otros plantean empezar a medir por objetivos la productividad de los empleados.

“Lo más importante es recordar siempre que los colaboradores son más productivos si son mental y físicamente estables”, recuerda María Vanessa Zamora, docente de comportamiento organizacional en la Ulacit.

Si no es posible brindar busetas, también se puede promover el transporte compartido de automóviles.

LEA:Startup trabaja en app que impulsará 'carpooling' en empresas

Este año, Movistar y Purdy Motor comenzarán a aplicar un plan piloto que incentiva el carpooling (transporte compartido) entre empleados, a través de una aplicación móvil.

Workride , emprendimiento costarricense, desarrolló una aplicación que sugiere a los empleados qué compañeros podrían acompañarlos en el viaje y divide entre los usuarios los costos del combustible.

“La iniciativa busca generar ahorros a las empresas en alquiler de parqueos, disminuir costos de combustible y disminuir el impacto ambiental”, explica Karla Espinoza, gerente de Comunicación de Telefónica.

“Lo primero es una reunión de los empleados por zona”, agrega Ana María Sequeira, gerente de Relaciones Corporativas de Purdy Motor. “El plan puede impactar hasta unas 400 personas en la primera etapa. La idea es permitir la identificación visual y quiénes podrían hacer carpoling ”.

La medida –consideran– no solo reduce la contaminación, sino que también puede fortalecer las buenas relaciones entre colaboradores y reducir el estrés en el viaje.

infografia

Teletrabajo: una puerta abierta

LEA:Así es la caja de herramientas del teletrabajo

El año pasado, la aplicación Waze identificó los 10 peores lugares para manejar en el mundo. Costa Rica se ubica en el número diez, pero aún más arriba –en la posición 4– le acompaña Colombia.

Allí, acostumbrados al congestionamiento vial, han aplicado planes de teletrabajo desde hace casi una década y en el 2012 se arrancó un plan masivo para estos empleos.

“(El objetivo es ) masificar esta modalidad laboral. Así se pueden incrementar los niveles de productividad de entidades públicas y privadas, generar ciudades más sostenibles y promover la inclusión social”, destaca David Luna, ministro colombiano de Tecnologías de la Información.

La iniciativa incluye asesoramiento a las empresas para calcular los beneficios económicos y productivos de aplicar teletrabajo, talleres gratuitos y cursos que aumentaron la cantidad de teletrabajadores de 31.500 a 55.000 en el último cuatrienio.

“Colombia está muy por encima, especialmente en ese tema cultural”, agrega Álvaro Cisneros, gerente comercial para Centroamérica de Aranda Software, empresa que, entre sus productos, desarrolla programas de control de escritorios remotos. “Ahí la administración pública y privada es mucho más abierta a trabajar por objetivos”.

Cisneros destaca que existen múltiples herramientas para controlar la efectividad, e inclusive geolocalizar a los empleados.

“Todo eso podemos medirlo a un nivel muy granular”, afirma.

LEA:Desarrolladora GAP refuerza teletrabajo ante presas

El Programa Nacional de Teletrabajo en Costa Rica aún no conoce cuántas personas utilizan este tipo de empleo. Tampoco existe ley que lo regule, aunque unos tres decretos han tratado de incentivar la forma de trabajo.

Jorge Lluvere, coordinador nacional de Teletrabajo, estima que un tercio de los colaboradores en las oficinas tiene el potencial de teletrabajar. El Ejecutivo pretende que en el 2018 la mitad de las instituciones estén aplicando programas de este tipo: una estrategia que también puede generar posibilidades de empleo a personas con discapacidad o a mujeres jefas de hogar.

Otros incentivos

Que su colaborador esté sentado en la oficina no implica, necesariamente, que esté al tope de su productividad.

Empezar a medir su desempeño por objetivos puede permitir al empleado administrar su tiempo de forma autónoma y asegurarle productividad a la compañía.

Si no es posible, también pueden cambiarse los horarios y readecuarlos de forma escalonada, o procurando evitar las horas pico.

“Sí es necesario que las empresas se pongan de acuerdo antes con los empleados, para que no haya reclamos”, subraya Eric Briones, jefe del Departamento Legal de Inspección de Trabajo.

Por ejemplo, BLP –firma de abogados en Lindora– permite a los 220 trabajadores tener horarios de entrada y de salida flexibles para evitar las horas de tránsito pico.

Acueductos y Alcantarillados y la Contraloría de la República transformaron sus horarios para que los empleados eviten las presas, y salgan entre 3:00 y 3:30 pm.

Cambiar las jornadas aún no está permitido por ley. La legislación impide, por ejemplo, sistemas en los cuales los colaboradores trabajen cuatro días y gocen de tres días libres por semana. Empero, si el empleado y el empleador están dispuestos a disminuir la cantidad de horas de trabajo o variar los días, se pueden hacer transformaciones.

También se puede promover el uso de medios de transporte alternativos, como bicicletas o vehículos ecoamigables. Intel reserva un espacio en parqueos a los empleados con autos de este tipo o a quienes practican carpooling .

Por último, si su empleador no toma la iniciativa, nunca está de más enviar una sugerencia o formar comités que enfrenten el problema. “Las presas también pueden generar insatisfacción laboral. Tenemos que aprender a buscar nuestras soluciones”, afirma Zamora, docente de comportamiento Organizacional.

Zonas con mayor tránsito diario promedio

La más reciente estimación del Lanamme, efectuada con datos del 2013, identifica las diez zonas con mayor tránsito vehicular diario promedio.

Ubicación Tránsito diario promedio
Frente a Migración, 500 m después de Hospital México 98.616
Puente sobre río Virilla (puente de la platina)98.616
Puente sobre río Tiribí (Alajuelita / los Hatillos)89.253
Ciudadela 15 Setiembre (centro infantil)84.935
Hatillo (puente sobre el río María Aguilar)81.074
Hatillo 3 (plaza)79.685
100 m antes de la intersección del Juan Santamaría79.590
Mall San Pedro (cruce ferrocarril)78.176
San Sebastián (100 m después de la parroquia)74.657
Hatillo 4 (100 m antes de rotonda Rancho Guanacaste)74.215
Sostenbilidad y financiamiento