Edificador de nuevas empresas en la construcción


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Freed Corrales vio en el exterior oportunidades de negocios en sector de construcción que podía aprovechar en Costa Rica; habló con las personas indicadas, tomó la iniciativa y terminó por concretar sus proyectos.

Su motivación desde el inicio consistió en traer al país las técnicas más novedosas en construcción y eliminar el mito de que esas tecnologías no se pueden aplicar debido al costo. “Queremos destruir ciertos mitos, existen técnicas disponibles y que están al alcance de la mano. Nosotros ya tenemos 15 años en el país y esa es una prueba”, afirmó.

VEA EL ESPECIAL: 40 menores de 40 2016

En el 2000, Corrales cursó sus estudios de especialización en mecánica de suelos e ingeniería en cimentaciones en el Centro de Estudios y Experimentación de Obras Públicas en Madrid, España. En ese momento, conoció al representante en Panamá de la firma europea Rodio-Swissboring y vio que había oportunidad para que también llegaran a Costa Rica.

Para el 2001, luego de hacer los contactos con los altos mandos de la compañía, la firma ganó el contrato para una obra y así fue como iniciaron operaciones en suelo costarricense.

Según Corrales, al inicio de la década pasada, no había, en Costa Rica, empresas privadas especializadas en el manejo de taludes, cimentaciones y en general obras de geotecnia.

Solo el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE ) ejecutaba ese tipo construcciones y con unas 3 técnicas de un total de 25, explicó Corrales.

A la fecha, la empresa continúa en el campo de las obras geotécnicas, por ejemplo, con la elaboración de pilotes especiales para edificios altos; con el control y estabilización de taludes en carreteras,y pasos a desnivel. Una de las obras más recientes consistió en hacer un sótano a un edificio en pie a 50 metros del parque Central de San José.

Corrales insiste en que las técnicas que antes se utilizaban para este tipo de trabajos podían ser consideradas como artesanales y hasta riesgosas. “Ahora se usan técnicas más económicas y seguras. La tecnología y el conocimiento que traemos están al alcance del mercado local”.

Empero, las oportunidades no se quedaron con la empresa que logró instalar en Costa Rica.

Posterior a la llegada de Rodio-Swissboring, Corrales también se encargó de traer a la compañía Bessac, la cual se especializa en la elaboración de túneles y microtúneles con medios mecanizados, es decir, maquinaria que se encarga de las perforaciones.

La llegada de esa nueva compañía se concretó en el 2014 al ganar la licitación para el túnel de 1,75 kilómetros de largo para la planta de tratamiento de aguas residuales del Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillado y que se ubica al sur de la capital.

Este es el primer túnel del país que se construyó en medio de la ciudad.

A partir de este momento, Corrales considera que el principal reto será la incursión en las actividades de manejo de suelos, específicamente, en el mejoramiento para habilitar grandes construcciones.

En Costa Rica, hay lugares que tienen suelos poco útiles y que no soportan edificios de gran tamaño o construcciones especiales y pesadas como tanques de agua o combustibles, para lo cual hay técnicas que se ajustan a las necesidades y son baratas.

En detalle

Edad: 39

Empresa: Rodio-Swissboring Costa Rica S. A.

Cargo o profesión: Fundador y gerente general

Sostenbilidad y financiamiento