Cercanía, bajas tasas de interés en créditos y buen servicio motivan a los usuarios

Por: César Augusto Brenes Quirós y Sergio Morales Chavarría 1 septiembre, 2013

Si algo caracteriza a los usuarios de entidades financieras es la lealtad ante su banco principal, ya sea privado o público.

El estudio de EF reveló que en el Banco de Costa Rica (BCR), Banco Nacional (BNCR), Banco Popular y BAC más del 80% ve nada probable cambiar de entidad.

La mayor fidelidad la registran el BCR y BNCR con 91%.

El Financiero | Archivo
El Financiero | Archivo

El dato cobra relevancia si se toma en cuenta que esas dos instituciones comparten el primer lugar entre quienes usan y tienen un banco principal.

De acuerdo con la investigación, el 69% de los residentes cuenta con una cuenta bancaria. Los principales clientes son hombres, personas de más de 24 años, de nivel socioeconómico más alto, con actividad económica, residentes de zonas urbanas y de mayor nivel educativo.

Las transacciones más realizadas por estas personas son los depósitos a cuentas propias, a cuentas de otros, el pago de servicios públicos y el retiro de efectivo.

El Financiero | Archivo
El Financiero | Archivo

Además, el 64% posee una cuenta de ahorro o corriente, el 56% una tarjeta de débito y el 17% un plástico de crédito.

Menos efectivo, más tarjeta

El mayor aumento –de cinco puntos porcentuales– en productos bancarios corresponde al uso del débito.

El Financiero | Archivo
El Financiero | Archivo

Aunque el efectivo es el medio de pago favorito por el 53% (en 2012 era 59%), la tarjeta es ahora preferida por 22% de los ticos, bastante lejos del 13% registrado el año pasado.

“El usuario es más consciente de los beneficios de usar una tarjeta como medio de pago preferible al efectivo”, dice Marco Calderón, director de Banca de Medios Electrónicos de BNCR.

La seguridad de la transacción, la flexibilidad en la cantidad de dinero que se pagará y el desuso de los cheques contribuyen a la tendencia.

Basta echarle un vistazo a la cantidad de plásticos circulantes. Según el último estudio del Ministerio de Economía, Industria y Comercio (MEIC), en el país existen 4,9 millones de tarjetas de débito emitidas y 1,7 millones de crédito.

Y cuando se trata de transacciones superiores a los ¢10.000, el uso se hace más intenso.

Lo importante en un banco

Al igual que en el 2012, la cercanía, las bajas de interés en los créditos, el buen servicio y atención, y pertenecer al Estado son las principales razones que hacen a un consumidor seleccionar una entidad bancaria.

Estas motivaciones varían según la institución y el perfil del consumidor.

Por ejemplo, la cercanía es particularmente importante para los clientes del BNCR y BAC; las bajas tasas de interés de crédito para usuarios del BAC; el buen servicio es exigido con mayor énfasis en el BCR y pertenecer al Estado es más importante en el BNCR.

En cuanto a los tipos de consumidor, los despreocupados –usuarios más endeudados– le otorgan mayor relevancia a las tasas de interés que al servicio; mientras los inseguros a la cercanía.

¿Muchas deudas?

Un 55% de los costarricenses acepta tener alguna deuda y la mayoría destina parte de su ingreso a pagarla.

A pesar de que el último estudio de tarjetas de crédito del MEIC detectó una caída de deudas del 1% entre enero y abril pasados, el estudio de EF revela que para el 12% de ticos estas llegan a representar más de la tercera parte de sus ingresos.

Los endeudamientos son más comunes en las personas de nivel alto y con trabajo remunerado.

Fernando Víquez, gerente general de Bansol, justifica el último comportamiento debido a la mayor capacidad de pago de estos niveles, lo que les permite adquirir mayor deuda.