El Museo de Ana Frank lanza un asistente de voz en Facebook

"En el mundo de hoy, la historia de Ana Frank es más relevante que nunca", afirmó el director del museo, Ronald Leopold, asegurando que se trata del primer "chatbot" -programa informático de inteligencia artificial- de este tipo en el mundo para un museo


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  

Ámsterdam.- Lejos de las famosas páginas del diario, los internautas podrán a partir de ahora conversar con la Casa Museo de Ana Frank en Facebook, a través del "chatbot" que la institución de Amsterdam lanzó este martes para conocer la historia de la célebre adolescente judía muerta en un campo nazi.

LEA: Inteligencia artificial ya habla en los chats

"En el mundo de hoy, la historia de Ana Frank es más relevante que nunca", afirmó el director del museo, Ronald Leopold, asegurando que se trata del primer "chatbot" -programa informático de inteligencia artificial- de este tipo en el mundo para un museo.

"Más de 70 años después de la guerra, la mitad de nuestros visitantes tienen menos de 30 años", añade, "por lo tanto hay que encontrar nuevas maneras de dar un contexto histórico fiable para crear una conexión con la historia".

El príncipe Constantino de los Países Bajos toma la palabra durante la presentación del chat bot que el Museo de Ana Frank lanzó en Facebook. (AFP)

Un "chatbot" es un programa informático con el que los usuarios pueden dialogar directamente a través de Facebook Messenger. Basado en la inteligencia artificial, se espera que el programa mejore con cada pregunta planteada por los internautas.

LEA Columna Conectados: Los bots y la automatización

Por ahora, este asistente se contenta con proponer a cada usuario varias opciones: ¿Quiere saber más sobre las horas de apertura del museo o sobre la historia de Ana Frank? ¿Sobre su diario o el Anexo secreto donde la familia Frank se escondía? ¿Sobre su detención sobre la vida en Ámsterdam antes de la guerra?

Ana Frank, nacida en Alemania el 12 de junio de 1929, salió de su país con su familia en 1933 para escapar de los nazis. Instalados en Ámsterdam, pasan a la clandestinidad en julio de 1942, en el apartamento acondicionado detrás de una falsa biblioteca en la última planta del 263, Prinsengracht.

Junto a la familia Van Pels y Fritz Pfeffer, los Frank pasarán escondidos allí dos años, hasta agosto de 1944, antes de ser descubiertos y deportados.

"Las generaciones que vivieron los horrores de la guerra desaparecen poco a poco", aseguró el príncipe Constantino, presente en el lanzamiento del programa. "Es importante encontrar nuevas formas de contar una historia que no debe olvidarse nunca", destacó.

El diario de Ana Frank es una de las obras más leídas en el mundo. Traducido en 67 lenguas, el libro ha vendido más de 30 millones de ejemplares.

La adolescente murió de tifus a principios de 1945 en el campo de concentración de Bergen-Belsen (norte de Alemania), unos días después que su hermana. Su padre, Otto Frank, fue el único superviviente del Anexo.

Sostenbilidad y financiamiento