AFIRMA EXPERTO MEXICANO

"Más que construir un un centro de convenciones, lo importante es saber administrarlo"

Congresos son una excelente vía de generación de ingresos, pero no llegan solos, hay que "pelearlos"


  • Facebook (Recomendar)
  • Tweetea!

El desarrollador que cree que por construir un centro de convenciones, los eventos llegarán solos, está en un grave error, enfatizó Javier Gámez, director ejecutivo de Cancún Center.

Gámez presentó la ponencia "Desarrollo de la industria turística a través de un Centro de Convenciones" durante el evento "Costa Rica, con el gusto del turismo de reuniones", que se realizó este jueves por la noche en el hotel Hilton Cariari.

Durante su exposición, explicó que el reto de este tipo de desarrollos es administrar el local y no construirlo. Además, enfatizó en que la estrategia no es promocionar las características del centro, pues no se venden edificios, se debe promocionar el destino de manera integral.

En Costa Rica no existen aún centros de convenciones de calibre internacional y fuera de un hotel. En noviembre del 2012, el Instituto Costarricense de Turismo (ICT) firmó la orden de inicio para la construcción de la primera infraestructura de este tipo en el país, que estará ubicada en Barreal de Heredia.

Estrategia integral

Los congresos son una excelente vía de generación de ingresos, pero no llegan solos, hay que "pelearlos", dijo Gámez. Añadió que este mercado funciona como cuando un país logra ser sede de un evento deportivo, no solo tiene que tener la infraestructura para el deporte, sino facilidades como transporte, hospedaje, trayectoria, etc.

Por tal motivo, un congreso se planea con años anticipación, dado que implica reunir las condiciones país para luego entrar en la pelea por ganar esa actividad. En el caso de Cancún Center, por ejemplo, actualmente se están negociando traer eventos que se realizarán hasta el 2016.

Parte de la estrategia integral es analizar si existe el hospedaje cercano suficiente, cercanía con el aeropuerto y facilidad de traslado.

En esta parte es vital contar con el apoyo de los empresarios locales, para lo cual hay que saber como no competir con ellos con eventos similares o "robando" actividades que tradicionalmente se hacen en un lugar específico.

"Si los hoteles de la zona tienen salones con capacidad para 2.000 personas, pues entonces en el centro solo se realizarán eventos mayores a esa cifra, así no se compite por espacio y más bien los eventos del centro traen huéspedes a estos hoteles", comentó Gámez. 

Sin embargo, además de congresos, los administradores deben definir el perfil del centro y de los eventos que desean atraer, pues no puede vivir solo de congresos. Gámez explicó que los eventos internacionales se organizan durante la temporada baja de turismo para ayudar a solventar esa caída, por lo que debe haber una estrategia de promoción para la temporada alta.

Ventajas de los eventos

Este tipo de inversión resulta una alternativa ganadora en muchos aspectos si se sabe administrar, reiteró Gámez, no para los desarrolladores de la infraestructura, sino al destino como un todo.

Los participantes de los congresos y convenciones gastan en promedio cinco veces más que el viajero tradicional.

Este dinero se distribuye en varios negocios. Se estima que de cada participante, el 93% de sus gastos quedan en la ciudad y el 7% al centro.

Otra de las ventajas es que normalmente los participantes de los congresos son representantes de alto cargo en sus empresas, que puede fungir como líderes de opinión en sus países. "La publicidad de boca en boca es la mejor para cualquier destino".

Finalmente, el desarrollo de congresos en el país son vías para subir los estándares intelectuales del país. "Si en Costa Rica se realiza un congreso médico pediátrico, los pediatras del país tienen más posibilidades de participar que si fuera en México", ejemplificó.


INCLUYA SU COMENTARIO