Por: Laura Ávila.   19 febrero, 2018

Tras muchos meses de incertidumbre los nublados con respecto al futuro de las relaciones comerciales entre Costa Rica y Reino Unido empiezan, lentamente, a aclararse.

El plan de las autoridades del Reino Unido es adaptar los términos del Acuerdo de Asociación entre Centroamérica y la Unión Europea a las relaciones a sus relaciones con estos socios comerciales durante su periodo de transición y retiro de la UE, el cual puede durar hasta dos años.

Aunque el Ministerio de Comercio Exterior (Comex) afirma tener más claridad, todavía existe incertidumbre debido al proceso de negociación en la que están inmersos en Londres y Bruselas.

Mientras ese pulso de voluntades se define al otro lado del Atlántico, en Costa Rica los representantes del sector exportador claman por una mayor proactividad de Comex con el objetivo de salvaguardar las condiciones de las que gozan los envíos ticos al mercado británico.

Tras Brexit hay mayor claridad

El gane del Brexit puso la certeza de las relaciones comerciales entre Costa Rica y el Reino Unido en contrarreloj. El intercambio entre las partes se rige, desde 2013, según las reglas del Acuerdo de Asociación entre Centroamérica y la Unión Europea (Accue), un texto que perdería vigencia para Londres tras su rompimiento con Bruselas.

Para reestablecer la certeza, Reino Unido pretende adaptar los términos del Accue, trasladarlo a la legislación inglesa y hacer ajustes con relación al histórico de exportaciones al menos durante el periodo de transición, según explicó John Fonseca, viceministro de Comercio Exterior.

Este proceso provisional -que duraría dos años- brinda mayor certeza jurídica, consolida lo que el Reino Unido tiene pactado con sus socios comerciales y brinda mayor claridad sobre las cuotas que se negociaron por producto.

La propuesta del Reino Unido plantea calcular la proporción que le corresponde a su mercado con respecto a lo que años atrás negoció la Unión Europea.

El ejemplo más claro es el del banano. Costa Rica estableció una cuota de exportación de 1,3 millones de toneladas métricas por año.

De esa cifra que se negoció para el bloque europeo, se debe de sacar la proporción que le corresponde al Reino Unido, tomando en cuenta el histórico de las exportaciones que se realizaron a través del Accue.

De acuerdo a cifras de la Promotora de Comercio Exterior (Procomer) entre 2013 y 2017, Costa Rica exportó 1.109.577 toneladas de banano hacia el mercado inglés.

“El Reino Unido lo que plantea es que muchas de las limitaciones de las cuotas que se dieron durante la negociación del acuerdo con Centroamérica, no necesariamente eran por sus características de mercado, sino por las de la Unión Europea. Nos plantean que eventualmente se pueden habilitar espacios más ambiciosos en cuanto a acceso de mercados, mientras sea de interés de las dos partes”, agregó el Viceministro de Comercio Exterior.

En esa vía también se podrían negociar otras líneas arancelarias, por ejemplo, aquellas que fueron excluidas o que se incluyeron con restricciones dentro del Accue.

Con la implementación del Brexit, Reino Unido pretende ser más liberal con sus socios comerciales ya que podría establecer relaciones comerciales de forma independiente y no en bloque como lo hacía con la Unión Europea.

Esto se podría reafirmar con la visita que Theresa May, primera ministra británica, realizó en enero a China. May calificó el encuentro como “La era dorada de las relaciones entre Reino Unido y China”, y con este encuentro pretende construir economías sustentables a futuro, según detalló en su perfil oficial de Facebook.

Pulso político

De acuerdo a informaciones de medios internacionales, la Primera Ministra británica estableció como hoja de ruta un proceso de transición hacia el Brexit, que iniciaría en marzo de 2019 y que debería de concluir en diciembre de 2020. Sin embargo, el proceso de discusión enfrenta obstáculos en temas que trascienden el comercio exterior.

En diciembre anterior el Parlamento y el Consejo Europeo determinaron que los ingleses habían progresado lo suficiente para dar un nuevo paso, pero durante las negociaciones que se entablaron en febrero, surgieron obstáculos.

La Unión Europea considera que el proceso debería de finalizar el 31 de diciembre de 2020 y hasta esa fecha los ingleses deberían de cumplir las reglas europeas, pero con limitantes, sin derecho a voz ni voto, según informó la agencia AFP,

El bloque europeo quiere imponer reglas y suspender los beneficios al mercado único, que establece la libertad de circulación para evitar un juego desleal.

Por su parte, el Reino Unido rechaza otorgar los mismos derechos a los ciudadanos europeos que lleguen a suelo británico tras el Brexit, que a los que lo hicieron antes del 29 de marzo de 2019.

Otro de los puntos donde hay diferencias entre las partes, es que los ingleses no desean aplicar nuevas reglas adoptadas durante la transición, y desean continuar participando en temas de justicia y asuntos internos de la Unión Europea.

Más acción

Ante la coyuntura política que experimenta Reino Unido, Cadexco considera que el Comex debería de solicitar a la brevedad un espacio para negociar las condiciones de acceso y garantizar que no haya una afectación a las exportaciones nacionales.

En 2017 las exportaciones a Reino Unido representaron $202 millones y con respecto al 2016, tuvieron un incremento del 13%. Los principales productos que se exportan hacia este mercado son banano, piña, otros dispositivos de uso médico, café oro y melón.

Andrés Gamboa, director ejecutivo de Cadexco, afirma que aún no hay claridad sobre cómo van a quedar las relaciones comerciales con Reino Unido y desconoce la estrategia que va a seguir el gobierno británico para continuar con las relaciones comerciales entre países.

Por su parte el Viceministro de Comex asegura que hay varios foros de comunicación con el sector exportador para discutir los avances del tema como el Consejo Consultivo de Comercio Exterior, la junta directiva de Procomer y el Consejo de Facilitación del Comercio (Conafac).

“De acuerdo con COMEX Costa Rica está preparada para discutir mecanismos y formas para que nuestro comercio bilateral con Reino Unido se fortalezca en el momento que sea viable iniciar con este proceso”, agregó el director ejecutivo de Cadexco.

De momento los exportadores costarricenses trabajan diferenciando su oferta, desarrollando nuevos productos y buscando nuevos mercados para responder adecuadamente a las exigencias internacionales.