Finanzas

17 municipios interesados en financiar gestión de residuos por medio de bonos

La mayoría son gobiernos locales pertenecen a la Gran Área Metropolitana

17 gobiernos locales iniciaron la primera etapa para incursionar en mercado de valores o por lo menos acercarse a nuevos esquemas de financiamiento para solventar una necesidad específica, la gestión de residuos.

Representantes de los municipios asistieron a dos capacitaciones sobre mecanismos de financiamiento no tradicionales como la titularización, los fondos de inversión de desarrollo de proyectos, y los bonos temáticos. Instrumentos que hasta la fecha son poco explorados por estas entidades e incluso algunos serían nuevos en el mercado.

Las municipalidades tienen altas expectativas, pero aseguran que antes deberán mejorar sus conocimientos sobre el mercado bursátil y conocer a profundidad con cuales herramientas cuenta.

“Es importante brindarles a los gobiernos locales las herramientas necesarias para que puedan diversificar sus fuentes de fondeo. Por medio de la titularización de flujos de dinero, bonos temáticos y fondos de inversión de desarrollo de proyectos, las municipalidades podrían materializar proyectos que reactiven la economía de sus cantones, generando empleo, y permitiendo incluso avanzar en el cumplimiento del Plan Nacional de Descarbonización y en los objetivos de desarrollo sostenible. Además, resulta crucial apoyar a las municipalidades en temas de gobierno corporativo, que es uno de los requisitos que exige la OCDE”, indicó María Brenes, directora de negocios de la Bolsa Nacional de Valores (BNV).

Esta es una iniciativa que surgió a través de la alianza público privada entre el Instituto de Fomento y Asesoría Municipal (IFAM) y la Bolsa Nacional de Valores (BNV).

Dentro de los tres principales ejes temáticos sobre los que desean desarrollar el proyecto encabeza la lista la gestión integral de residuos, el servicio de agua potable, saneamiento y manejo pluvial así como la movilidad sostenible e infraestructura vial verde.

De las 17 municipalidades participantes al menos diez están interesadas en desarrollar proyectos relacionados con la gestión integral de residuos sólidos, en algunos casos inclusive ya cuentan con un programa establecido, pero necesitan recursos para ejecutar las siguientes etapas.

Brenes aseguró para este tipo de proyectos una buena herramienta serían los bonos verdes, los cuales permitirían colocar tasas de fondeo más competitivas debido al camino avanzado del país en términos de materia ambiental.

Asimismo Brenes confirmó que al ser la gestión de residuos el común denominador entre los proyectos de gobiernos locales han podido observar un interés de parte de inversionistas internacionales en proyectos verdes.

“Los bonos verdes nacieron para ayudarle a los países en sus esfuerzos de combate contra el cambio climático, ya hay muchos inversionistas interesados y las municipalidades pueden sacar provecho de esta herramienta”, explicó Brenes

Por su parte, Marcela Guerrero Campos, presidenta ejecutiva del IFAM, añadió que la entidad está enfocada en transformarse en agente financiero de los gobiernos locales, promoviendo este tipo de herramientas más ágiles y flexibles. Entre las metas estarían el financiamiento de proyectos de impacto social y ambiental.

Incluso agregó que la institución también entraría a participar en el mercado para más adelante apoyar a otras municipalidades que no cuentan con los recursos o el perfil suficiente para el mercado.

No obstante, los denominados bonos verdes son instrumentos relativamente nuevos en el mercado, casi inexplorados localmente. En Latinoamérica han tenido poca penetración en los mercados.

El mensaje para los inversionistas que valoran la obtención de un bono verde es por medio de la reputación, pues los rendimientos monetarios pueden ser similares a los títulos usuales con diferencia de beneficios ambientales.

Actualmente solo la Municipalidad de San José está inscrita como emisora y es supervisada por la Superintendencia General de Valores (Sugeval) desde el 2002. Precisamente el pasado 17 de diciembre venció la única serie de bonos que tenía en circulación por poco más de ¢4.000 millones.

La emisión de esos valores se realizó con el fin de cancelar pasivos bancarios, financiar proyectos de infraestructura y comprar maquinaria y equipo.

Requisitos

De las 17 Municipalidades que participaron en la primera etapa de capacitación solo seis eran regionales, el resto correspondían a gobiernos del área central del país.

Según Guerrero esto responde a que en el proceso de selección se escogieron municipios que contaran con planes más avanzados en identificación y estructuración, pero que además de tener solidez financiera, determinada por el Índice de Gestión Municipal (de la Contraloría General de la República) y mejores prácticas de gobierno corporativo.

Por otra parte, la jerarca confirmó que en el proceso de selección a nivel regional fue fundamental escoger municipios que sirvieran de ancla (en aspectos de población, necesidades y estructura financiera) para que más adelante pudieran funcionar como un ejemplo para otras y promover este tipo de proyectos en todos los municipios.

Uno de los principales requisitos será tener solidez financiera, determinada por el Índice de Gestión Municipal (de la Contraloría General de la República) y mejores prácticas de gobierno corporativo, según se había anunciado en agosto pasado.

EF consultó tres municipalidades interesadas en desarrollar proyectos. Sin embargo, la mayoría desconoce las herramientas que tienen a su alcance para participar en el mercado.

Brenes agregó que el reto es una capacitación continua, pues admite que son muy pocos los municipios familiarizados con los recursos de la BNV y las herramientas.

Tobías Murillo, Alcalde Garabito explicó que su plan es acceder al financiamiento para desarrollar un ‘salón de eventos’ que atraiga al sector turismo y a la vez ayude en el proceso de reactivación.

El alcalde de Turrialba, Luis León, expresó que en el cantón cuentan con varios organismos internacionales que les han ayudado a mejorar el desarrollo de proyectos sostenibles. Junto con otras herramientas y la eventual emisión de bonos verdes esperan empezar un proceso de gestión de residuos.

Por su parte Cartago tiene tres proyectos sostenibles en su plan, pero aseguran que desde la llegada del alcalde su principal reto ha sido ‘limpiar’ la estructura y hacer metodologías que les permitan medir sus resultados continuamente.

Andrea Hidalgo

Andrea Hidalgo

Periodista de la sección de Finanzas y Negocios de El Financiero. Licenciada en Periodismo Social. Excolaboradora del proyecto #NoComaCuento de La Nación.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.