Por: Jéssica I. Montero Soto.   30 diciembre, 2019
Establishment Labs fabrica, en sus instalaciones de El Coyol de Alajuela, la totalidad de implantes mamarios que comercializa. FOTO: Andrés ARCE
Establishment Labs fabrica, en sus instalaciones de El Coyol de Alajuela, la totalidad de implantes mamarios que comercializa. FOTO: Andrés ARCE

La empresa Establishment Labs anunció la colocación del implante un millón en el mercado. Aunque la compañía no aporta datos de unidades vendidas por año, sí reporta a Wall Street una proyección denominada guidance, que es una guía sobre ingresos. Según esta, terminarían el 2019 con ventas de entre $86 y $87 millones.

Este dato afianza la empresa como el tercer competidor global en el segmento, detrás de Johnson & Johnson (primer lugar con más de $300.000 millones) y Allergan ($60.000 millones).

“Es un hito importante porque aporta al mensaje de seguridad que nos ha caracterizado. Tenemos diez años en el mercado y ahora con más de un millón de unidades mantenemos una tasa de menos del 1% de complicaciones postoperatorias. Esta combinación de factores da confianza a las pacientes y nos permite ampliar el mercado para nuestros productos”, explicó Chacón.

“Hemos logrado comprobarle a Wall Street que podemos pronosticar nuestro crecimiento en forma sostenida y estamos ya en nuestros sexto semestre consecutivo de batir las expectativas”. Juan José Chacón, CEO, Establishment Labs.

Establishment Labs es una empresa de tecnologías médicas en salud femenina, inicialmente dedicada al desarrollo y comercialización de implantes mamarios y los procedimientos que los acompañan, y con operaciones en Costa Rica.

Al cierre de este año, los ingresos de ESTA (siglas que la identifican en la bolsa de valores Nasdaq de Nueva York) están repartidos uniformemente en la operación global: 30% de Latinoamérica, 30% de Asia Pacífico y 40% de Europa.

“La mayor concentración por país está en Brasil, que en este momento representa el 16% de nuestras ventas totales. Tenemos poco más de dos años de haber entrado a este mercado, que es el segundo mayor del mundo en el segmento de implantes, y hemos experimentado grandes éxitos”, aseguró Chacón.

Camino a Estados Unidos

En abril de 2018, Establishment Labs comenzó el estudio clínico obligatorio para el ingreso de sus productos a Estados Unidos, el principal mercado de implantes mamarios en el mundo. Hace unos meses concluyó la etapa de cirugías de aumento y revisión de aumento: esta parte del estudio incluye a 550 pacientes, a quienes se unen 250 casos de cirugía reconstructiva, para sumar las 800 cirugías que componen el estudio.

“Las cirugías reconstructivas van un poco más lento porque esos casos toman más tiempo en estar listos; tienen más proceso, pero avanzan muy bien. Ahora nos queda seguir a las pacientes para dar los resultados de seguimiento sobre efectividad y seguridad a 24 meses. Esperamos que esto suceda en el segundo semestre de 2021”, proyectó Chacón.

Puntualmente, los primeros reportes de datos de los estudios se presentarían en el segundo semestre del 2021, si bien el seguimiento de pacientes se extiende por diez años.

Los costos millonarios de estos procesos son asumidos en su totalidad por la empresa. El desarrollo de este estudio fue una de las principales motivaciones para levantar fondos en bolsa, mientras en paralelo se continúa la expansión en otros lugares.

De hecho, en el 2019 se consolidó la operación en diez mercados donde ESTA tiene presencia directa con su marca Motiva Implants y de los cuales proviene el 45% de sus ingresos: se trata de Brasil y nueve países europeos.

Ya la empresa alertó a Wall Street sobre su proyección de superar la barrera de los $100 millones en ingresos anuales en el 2020.

Juan José Chacón es el CEO y fundador de Establishment Labs. Foto: Albert Marín.
Juan José Chacón es el CEO y fundador de Establishment Labs. Foto: Albert Marín.

“Nombramos una directora de educación que da seguimiento a la cohesión en el mensaje de nuestros más de 600 empleados en todo el mundo, en especial los más de 100 que tenemos en ventas, con herramientas de e-learning. Gracias a esta estructura podemos tecnificar a nuestra fuerza de ventas: Teniendo en cuenta geografías tan diferentes, debemos utilizar desde webinars hasta cuestionarios electrónicos para asegurarnos de que se entregue un mensaje cohesionado, que es nuestro diferenciador”, afirmó Chacón.

Mientras se concreta el ingreso al mercado que podría catapultar sus ingresos, el equipo de Establishment Labs prepara lanzamientos de nuevos productos en 2020 y 2021: el primero, el próximo año, serán expansores tisulares que se utilizan en la reconstrucción mamaria, con una nueva tecnología que elimina los imanes utilizados para localizar el transmisor del implante.

“El problema de los imanes es que las pacientes con este tipo de expansores no podían recibir resonancias magnéticas, debido al metal. Además, los imanes ejercen un efecto escudo que obliga a que reciban terapia con una radiación mayor a la que necesitan”, aseguró Chacón.

Este tipo de expansores data de los años 90, sin mayores cambios o innovaciones por parte de la industria desde entonces.

El otro lanzamiento será la cirugía mínimamente invasiva para aumento. Según Chacón, es algo que no existe en el mercado de aumento mamario.

“Tendremos los primeros procedimientos en 2020 y esperamos comenzar a recibir ingresos de esta innovación en 2021.

Vida en la Bolsa

Este fue un año de alta volatilidad en Wall Street, debido tanto a la incertidumbre en Estados Unidos con respecto al futuro de la economía como a eventos aislados en ciertas áreas de inversión. Esta coyuntura afectó directamente a Establishment Labs, que cotiza en Nasdaq desde julio de 2018.

“Vimos hacia mediados de año una rotación entre los inversores que estaban buscando sectores de alto crecimiento (nosotros estamos en emerging medTek, o sea, tecnología médica emergente). El sector se vio afectado por esa rotación de inversores que en forma oportunista salieron de alto crecimiento y se fueron a activos más duraderos”, relató Chacón.

Una parte de este efecto fue acentuado por lo que sucedió con la start-up WeWork, que generó incertidumbre al cuestionarse su modelo de negocios y la justificación para ser considerada en el sector de tecnología emergente, donde pretendía cotizar. El escándalo alrededor de esa empresa hizo que un segmento de los inversionistas dudara del sector completo.

“A nosotros nos tocó, durante meses, hablar con inversionistas actuales y potenciales para reforzar la importancia de nuestro modelo y nuestra capacidad probada para tener ingresos sostenidos y predecibles. La acción llegó a bajar a $17 en junio y, a medida que se fue calmando la situación, la vimos subir durante los últimos dos meses, rondando los $25 y $26”, explicó.

A pesar de esa crisis coyuntural, Chacón afirmó que este año ha sido excelente para Establishment Labs como empresa pública, es decir, que cotiza en la bolsa.

“Hemos logrado comprobarle a Wall Street que podemos pronosticar nuestro crecimiento de forma sostenida y estamos ya en nuestros sexto semestre consecutivo de batir las expectativas de Wall Street con respecto a nuestro crecimiento. Significa que podemos seguir en este camino de transformar una industria y lograr las partes de mercado que nos corresponden”, resaltó el empresario.

CIFRA

$100 millones

Ingresos anuales que proyecta superar Establishment Labs en 2020

RECUADRO

Complicaciones bajo control

La contractura capsular y la ruptura del implante son las dos razones más comunes de quejas y también son las fallas más conocidas asociadas con implantes mamarios.

Para los productos de Establishment Labs, un estudio retrospectivo en 2.506 pacientes de hasta 3 años informó tasas de complicaciones con implantes Motiva de 0.36% (índice de confianza 95%, rango de 0,19% a 0,68%) y no se informaron casos de ruptura de implante relacionada con el dispositivo ni casos de contractura capsular.

Fuente: Establishment Labs