Por: Irene Rosich.   10 marzo

Y ya queda poco para que las redes sociales se inunden de historias de nuestros amigos en la playa, de picnic, subiendo fotos de sus almuerzos y con amigos celebrando Semana Santa. Es una época en la que aumentan todo este tipo de conversaciones en redes sociales y los negocios tienen una oportunidad para aprovecharlo.

Miles de personas conectadas al celular buscando opciones, es una excelente oportunidad para aumentar el alcance de su audiencia, estar presente y convertir a ventas.

Según datos de un estudio de Facebook en México, durante esa semana en el 2017, 31% de los mexicanos viajó y tuvo un 8% en expectativa de crecimiento de ventas minoristas. Los principales temas durante esa semana fueron: almuerzo de domingo (54%), viajes (18%), feriado religioso (15%), chocolates/ huevos de pascua (7%) y regalos (5%).

Claro que depende del rango de edades estos porcentajes varían. Por ejemplo; para los jóvenes de entre 18 y 24 el interés por los chocolates de pascua es un 27% mayor que en otras audiencias. Por esto, como la primera recomendación antes de crear una campaña es revisar su público meta y sus intereses para hablarles y que sea más fácil que le escuchen.

Facebook nos sugiera seguir las siguientes etapas para aprovechar la época:

Descubrimiento (finales de febrero). Es el momento para que logren que las personas descubran su producto o servicio. Apostar por el mensaje correcto, combinar los intereses de las personas con su campaña de anuncios y explorar los nuevos formatos del feed aumentará la posibilidad de reconocimiento de marca.

Consideración (mediados de marzo). Creando ofertas, y eligiendo anuncios con un C2A (call to action) para lograr conquistar la atención y así aumentar la consideración entre potenciales consumidores. Siempre con coherencia y consistencia visual en el mensaje. Por ejemplo; Fanta por medio de Messenger generó 2,6 millones de cupones para que las personas probaran su nueva bebida. Lo que nos dice que con habilitar un botón se puede facilitar más la conversión.

Compra (finales de marzo-abril). Es la etapa para invertir en conversiones. Destacar las opciones de los productos y ofertas con anuncios que sigan el objetivo del negocio.

Y no desesperarse. Por querer vender, muchas veces olvidamos que el cliente no quiere a las marcas invasivas. Quiere y se enamora de las marcas que le generan valor.