Por: María Fernanda Cisneros.   8 marzo

Aldesa enfrenta problemas de liquidez en los proyectos inmobiliarios que gestiona la compañía en el ámbito privado.

Por lo anterior, Aldesa Corporación de Inversiones (subsidiaria dedicada al desarrollo de proyectos inmobiliarios) presentará este viernes 8 de marzo una solicitud de intervención judicial y suspensión pagos a los inversionistas, según un artículo publicado este mismo día por el diario La Nación.

La petición de administración y reorganización con intervención judicial se presentará al Juzgado Concursal del I Circuito Judicial de San José y corresponde a la unidad de negocio que opera desligada del negocio bursátil de la compañía.

Este tipo de proceso corresponde a un instrumento jurídico que busca garantizar la continuidad del negocio en las mejores condiciones posibles. No se trata de una quiebra de la empresa o un convenio de acreedores.

Así el panorama, la institución tomó una serie de medidas para solventar la iliquidez que enfrenta, y que fue en parte impulsada por la incertidumbre entre los inversionistas ante la crisis fiscal.

Terra Campus es uno de los proyectos desarrollados por una de las subsidiarias (4D Desarrollos Inmobiliarios) de Aldesa Corporación de Inversiones. Foto: Garrett Britton 4T.
Terra Campus es uno de los proyectos desarrollados por una de las subsidiarias (4D Desarrollos Inmobiliarios) de Aldesa Corporación de Inversiones. Foto: Garrett Britton 4T.
¿Cuáles medidas tomará Aldesa como salvamento?

Primero, cerrará el puesto de bolsa como una medida para reorganizar la compañía. Este proceso conllevará el traslado de las custodias de los clientes a Inversiones Sama S.A. Se trata de una operación que implica a 1.200 clientes y $220 millones que se trasladarán a Sama.

En segunda instancia, la empresa despedirá a una importante cantidad de colaboradores, un total de 53 funcionarios, según indicó La Nación Javier Chaves, presidente de Aldesa.

El tercer anuncio corresponde más bien a la reafirmación de que la unidad de fondos de inversión y desarrollo de proyectos continuará con su operación habitual, ya que la gestión de estos proyectos servirá como fuente de efectivo para atender los pasivos de Aldesa.

La sociedad administradora de fondos de inversión administra ¢99.230 millones en activos netos, de los cuales el 13% corresponden a fondos de mercado de dinero.

Como cuarto punto a destacar está que el proceso de administración judicial conlleva la suspensión de pagos a inversionistas de la parte inmobiliaria privada, la que se solicitó por un periodo de tres años y a menores tasas de interés.

Estas medidas buscan proteger el patrimonio de los clientes de la institución, los intereses de los accionistas y las fuentes de ingresos de los colaboradores.

El Grupo Bursátil Aldesa y subsidiarias registró pérdidas por ¢17,5 millones en 2017, según los últimos estados financieros auditados publicados en su sitio web.

En ese año, las estimaciones por el deterioro de activos se habían más que duplicado y los ingresos operativos habían caído de forma leve.

La situación financiera del puesto de bolsa

Las utilidades de esta unidad de negocio reflejaba cifras negativas desde octubre del 2017, según una revisión que hizo EF de los estados financieros del puesto de bolsa en la Superintendencia General de Valores (Sugeval).

Las pérdidas iniciaron en ese mes con ¢2,9 millones en rojo, pero alcanzaron una cifra negativa de ¢14,4 millones al cierre de ese año.

Luego, las pérdidas se agudizaron hasta alcanzar un monto de ¢132,7 millones al cierre del 2018.

Los pasivos del puesto de bolsa se duplicaron en 2017, respecto al año previo y para el 2018 crecieron nuevamente.

El apalancamiento subió de forma consecutiva en los dos últimos años, mientras los ingresos siguieron la senda contraria.

Al mismo tiempo, los activos y el patrimonio cayeron.

La rentabilidad sobre el patrimonio pasó de 8,69% en 2016 a -6,86% en 2018, y este deterioro es también visible en los márgenes de utilidad neta y operativa.

Algunos antecedentes

Esta institución fue fundada en 1968 como una firma de consultoría financiera, años después conforma el puesto de bolsa y seguidamente la sociedad administradora de fondos de inversión.

Una de sus movidas más recientes fue la participación como puesto de bolsa representante del emisor Infinito Versol para el desarrollo del proyecto residencial Málaga City, ubicado en La Aurora de Alajuelita.

Este proyecto enfrentó problemas para financiarse y no logró obtener fondos mediante la colocación de bonos de deuda en la Bolsa Nacional de Valores, por lo que el programa de bonos se desinscribió.

Inicialmente el proyecto sería desarrollado por Rock Constructions and Development, pero posteriormente (en agosto del 2018) lo asumió ALD Inmobiliaria. Esta empresa inclusive cambió el nombre del proyecto a Terra Verbena.

“El proyecto se desarrollará en conjunto con la Constructora Traesa y la Urbanizadora La Laguna. La construcción tanto de la infraestructura como de las casas, se financiará a través de un crédito bancario que ya fue aprobado para asegurar la reactivación, continuidad y conclusión del proyecto”, explicó el comunicado de prensa emitido por Residencias Málaga en agosto pasado.