Por: Cristina Fallas V.   15 noviembre, 2017

Un 61% de las empresas y universidades, tanto públicas como privadas con más de 100 colaboradores, integra la responsabilidad social en la estrategia de sus negocios, según el primer estudio Estado de Responsabilidad Social de Costa Rica.

Esta investigación fue liderada por el Consejo Consultivo Nacional de Responsabilidad Social (CCNRS) en alianza con el Club de Excelencia en Sostenibilidad de España.

Las conclusiones del estudio fueron presentadas este 15 de noviembre en el auditorio de la Universidad Latina de Costa Rica en San Pedro.

Para su realización se contó con la participación de 481 empresas: 395 pequeñas y medianas empresas (pymes), 20 organizaciones no gubernamentales y 66 grandes empresas, que según el Ministerio de Economía, Industria y Comercio (MEIC), son compañías públicas y privadas, así como las universidades, que tienen más 100 colaboradores.

Justo en ese grupo se presentan los resultados más optimistas. Por ejemplo, un 57% de las compañías grandes están alineadas con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), mientras que, en el caso de las pyme es un 24%.

Asimismo, un 67% de las pyme consultadas tiene políticas de responsabilidad social, entre las más comunes aquellas vinculadas con el medio ambiente, empleados y respeto por los derechos humanos. En el caso de la gran empresa, la cifra es de un 95%.

Un 53% de las empresas encuestadas de más de 100 empleados integran en su planilla un porcentaje de personas con discapacidad. Jeffrey Zamora
Un 53% de las empresas encuestadas de más de 100 empleados integran en su planilla un porcentaje de personas con discapacidad. Jeffrey Zamora

También un 72% de las empresas encuestadas de más de 100 empleados cuenta con indicadores para medir su gestión de sostenibilidad y responsabilidad social, mientras que, en las pyme solo el 25%.

“Este primer Estado de Responsabilidad Social es una gran oportunidad que nos permite visualizar el reto de cómo interiorizar en las organizaciones el tema e identificar las posibilidades país, de forma que nos permita medir en el tiempo la evolución y maduración de las organizaciones en esa área, el impacto de las políticas públicas y acciones gubernamentales y el calado de las tendencias internacionales”, mencionó Gustavo Araya, presidente del CCNRS.

Por su parte el secretario general del Club de la Excelencia en Sostenibilidad de España, Juan Alfaro de La Torre, mencionó que el propósito del estudio era analizar el impacto país de prácticas de responsabilidad social que son tendencia internacional como la mejora de la competitividad, el fomento de la igualdad de oportunidades, la promoción de talento y la apuesta por la educación y la formación.

También la incorporación al mercado de trabajo de jóvenes y colectivos en riesgo de exclusión, el compromiso con la transparencia y la rendición de cuentas, la movilidad sostenible, gestión ética o la contribución social y entre otros temas.

Aspectos por mejorar

El estudio señala diversos desafíos para la "gran empresa".

Uno es que haya presencia de políticas de responsabilidad social en las compañías y que haya una gestión de promoción de la diversidad e inclusión social, entendida como políticas inclusivas de grupos excluidos o en situación de vulnerabilidad (personas con discapacidad, colectivo LGBTI, refugiadas y demás).

Además, que existan procesos de compras responsables con criterios de sostenibilidad vinculados a los contratos con proveedores, así como, un desarrollo de reportes integrados.

En cuanto a la responsabilidad social en el ambiente, se detalla que las compañías deben fomentar la movilidad sostenible.