Por: Jéssica I. Montero Soto.   20 marzo
La suspensión de contratos es una medida de excepción para empresas interesadas en mantener la relación laboral con sus colaboradores pero imposibilitada temporalmente para ejercer su actividad productiva con éxito. Foto: Shutterstock
La suspensión de contratos es una medida de excepción para empresas interesadas en mantener la relación laboral con sus colaboradores pero imposibilitada temporalmente para ejercer su actividad productiva con éxito. Foto: Shutterstock

La crisis económica que provoca el nuevo coronavirus en diferentes sectores productivos ya llevó a decenas empresas a solicitar la suspensión de contratos en Costa Rica, es decir, a pedir autorización para dejar de pagar salarios y garantías a sus trabajadores, por motivos de fuerza mayor.

Datos del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS) registraban que 32 empresas del sector comercial, 17 de servicios y una de negocios agropecuarios ya pidieron el respaldo de la ley para aplicar esta medida.

En caso de que todas las solicitudes se encuentren a derecho, las personas temporalmente sin ingresos por esta medida ascenderían a 1564.

Otros negocios están optando por cierre de operaciones y bajas masivas en sus planillas, en primera instancia temporales. Este es el caso de los hoteles RIU y de la aerolínea Copa.

Geovanny Díaz, jefe de prensa del MTSS, explicó que el Ministerio evalúa cada caso y revisa los indicadores, además de hacer visitas en el sitio, para valorar si la figura legal es pertinente.

Ese recurso es considerando una última instancia para proteger los contratos de trabajo, es decir, que se mantenga la relación laboral una vez que la empresa se recupere. Pero la ley obliga a que la coyuntura de crisis sea externa e inevitable, y no producto de la mala administración.

El Hotel RIU Palace seguirá operando, pero con planilla reducida a partir del lunes 23 de marzo. Foto: John Durán
El Hotel RIU Palace seguirá operando, pero con planilla reducida a partir del lunes 23 de marzo. Foto: John Durán
Cierres

RIU decidió cerrar por completo su establecimiento denominado RIU Guanacaste a partir del 19 de marzo. Los clientes que se encontraban hospedados en el local en esa fecha fueron trasladados a RIU Palace. Ambos se encuentran en playa Matapalo, en Carrillo.

Mediante su firma de relaciones públicas, RIU informó que ha creado un gabinete de crisis para hacer evaluaciones diarias de la situación.

“Durante este tiempo en el que el Riu Guanacaste estará cerrado, y de acuerdo a lo estipulado por las autoridades administrativas del país, la gran mayoría de los trabajadores deberán acogerse a la baja temporal a la espera de su posterior reincorporación. Se mantendrán contratados varios empleados para tareas de mantenimiento y seguridad del establecimiento. En el caso del Riu Palace Costa Rica, que se mantendrá operativo, una parte de los trabajadores se deberán acoger también a esta baja temporal a partir del lunes (24 de marzo)”, explicó la administración de los establecimientos, vía correo electrónico.

Copa Airlines anunció el 20 de marzo que, a raíz de la prohibición de todos los vuelos internacionales de pasajeros en Panamá, a partir del próximo domingo 22 de marzo a las 11:59 p.m. hasta el 21 de abril de 2020, el Hub de las Américas de Copa Airlines suspenderá sus operaciones de manera temporal, lo cual implica que la Aerolínea cancele todos los vuelos durante ese periodo.

Este centro de conexiones sirve de paso hacia 80 destinos en 33 países, incluida Costa Rica. La empresa omitió informar cuáles serían las medidas aplicadas a sus colaboradores durante ese periodo.