Por: Jéssica I. Montero Soto.   20 junio
En la plataforma también se pueden descargar algunos manuales de prácticas ambientales sostenibles. (Foto: Archivo GN/ Imagen con fines ilustrativos)
En la plataforma también se pueden descargar algunos manuales de prácticas ambientales sostenibles. (Foto: Archivo GN/ Imagen con fines ilustrativos)

Las empresas del sector servicios están enfrentando dificultades para encontrar gerentes, profesionales y operarios con la mezcla correcta de habilidades, flexibilidad de horarios y perfil académico para los puestos disponibles.

Esto se desprende de los resultados de la Encuesta Nacional de Puestos de Trabajo en el Sector de Servicios del 2018, desarrollada por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Inec) a solicitud de la Comisión Nacional de Préstamos para Educación (Conape). El estudio fue presentado el 20 de junio.

Carlos Luis Ledezma, jefe del Departamento de Planificación de Conape, destacó que esta información le permite a Conape cumplir una de las disposiciones de su ley.

“La Encuesta Nacional de Puestos de Trabajo en el Sector Servicios, permite a Conape tener información actualizada y oportuna para su toma de decisiones. Nos llama mucho la atención el tema del manejo de paquetes de computación, porque hay una necesidad muy significativa de las empresas para que las personas tengan un manejo adecuado de esta herramienta”, explicó Ledezma.

Carlos Ledezma fue el director del Proyecto por parte de CONAPE. Fotografía: Alejandro Gamboa Madrigal.
Carlos Ledezma fue el director del Proyecto por parte de CONAPE. Fotografía: Alejandro Gamboa Madrigal.

La investigación se concentró en conocer los perfiles de los puestos existentes en el sector servicios (ocupados o por ocupar) y encontrar las condiciones y características que deberían tener las personas antes de comenzar a buscar trabajo en las empresas del sector.

Por ejemplo, el 53,4% de los puestos requieren secundaria completa, bachillerato o licenciatura universitaria, mientras otro 15,2% de los trabajos se reservan para personas con grados técnicos o diplomados universitarios. Las personas con escolaridad menor a la secundaria completa deben disputarse el 31,4% de la oferta laboral en servicios.

Esto es relevante si se considera que el país ha apostado por su desarrollo en ese sector, por lo tanto, la mayoría de nuevos puestos se crean en empresas dedicadas a los servicios, y quienes aspiren a tener opciones laborales podrían verse obligados a adaptar su perfil a la oferta que se haga desde los servicios.

Poco menos del 18% de las posiciones en este sector están pensadas para ocupaciones elementales, operarios y artesanos. El grueso (casi un 55%) apunta a técnicos de nivel medio, profesionales y gerentes.

¿Qué buscan?

En la encuesta se consultó sobre los requisitos del sector de servicios para los puestos de trabajo.

Lo que más solicitan las empresas privadas del sector a sus aspirantes es el manejo básico de computadoras y paquetes de informática, con un 70,5%. Esto aplica para casi todos los puestos disponibles.

El siguiente requisito es la disponibilidad de horarios (64%), certificaciones en conocimientos relacionados con el puesto (43%) y el conocimiento de un segundo idioma (28%).

En cuanto a habilidades que se requieren para los puestos, el compromiso con la calidad del trabajo fue la principal, excepto en las actividades profesionales donde ese primer puesto lo asume el autocontrol.

El aprendizaje continuo es unas de las habilidades más frecuentes en información y comunicaciones; actividades profesionales y en enseñanza. También es importante la orientación al cliente en actividades financieras y la iniciativa en las actividades profesionales.

Con respecto a la contratación de personal, el 49,8 % de los establecimientos contrató al menos una persona durante el 2018. Las cinco categorías ocupacionales en las que más se contrató, en orden de importancia, fueron: ayudantes de preparación de alimentos; profesionales de nivel medio en finanzas y matemáticas; empleados de servicios de información al cliente; camareros y bartenders; y limpiadores y asistentes domésticos, de hoteles y oficinas.

También se consultó sobre los puestos que fueron más difíciles de ocupar en el sector de servicios. En orden de dificultad, fueron gerentes (51%), profesionales (36,2%), operarios y artesanos (35,8%), vendedores de comercio y servicios (32,2%), y técnicos de nivel medio (28,5%), entre los más destacados.

El 40,7 % de los establecimientos contó con puestos vacantes durante el 2018. La mayor cantidad de puestos vacantes se registró en los grupos ocupacionales de profesionales y de vendedores de comercios y servicios. El 30,6 % de esos puestos vacantes se consideró difícil de ocupar. Entre las principales razones por las que estos puestos fueron difíciles de llenar, están la falta de habilidades requeridas de los postulantes, falta de experiencia y no tener el perfil académico.

Las categorías ocupacionales con más puestos vacantes difíciles de ocupar, fueron: empleados de servicios de información al cliente; ayudante de preparación de alimentos; conductores de camiones pesados y de autobuses; maestros de enseñanza primaria y maestros preescolares; y profesionales de nivel medio en finanzas y matemáticas.

Ante esta situación, las empresas reconocieron dos consecuencias principales de mantener puestos vacantes:

-Recargo de funciones al personal actual

-Dificultad para alcanzar estándares de calidad y objetivos

Por actividades

La encuesta se aplicó en 2018. El total de unidades del marco muestral fue de 5.564 establecimientos del sector privado, representativos de las nueve actividades económicas del sector:

  • Alojamiento y servicios de comida (21,3% del total del sector)
  • Servicios administrativos (13,7%)
  • Actividades financieras (12,4%)
  • Actividades profesionales (11,2%)
  • Enseñanza (11,2%)
  • Transporte y almacenamiento (8,8%)
  • Salud y asistencia social (6,3%)
  • Información y comunicaciones (6%) y
  • Otros servicios (9,1%)

Fuente: Inec