Negocios

Los casos de TigoSport y FUTV van a investigación a la Comisión de la Competencia por las transmisiones de fútbol

Grupo de diez cableras regionales presentarán denuncias contra FUTV

Las dudas provocadas en el mercado de las transmisiones de fútbol en Costa Rica generaron que la Comisión de la Competencia (Coprocom) iniciara una investigación de los casos de TigoSport y FUTV.

Podría también llevar en el corto plazo a una intervención por parte de la Superintendencia de Telecomunicaciones (Sutel).

Coprocom recibió una denuncia en diciembre anterior contra Tigo (la marca de Millicom) e inició una investigación de oficio en relación con FUTV.

“Ambas investigaciones se encuentran en proceso para determinar si concurren o no los elementos y las condiciones que ameriten que se inicie la etapa de instrucción del procedimiento especial”, respondió Yanina Montero, directora del órgano técnico de Coprocom.

Eduardo Castellón, vocero de Sutel, dijo que ante esta entidad no hay ninguna investigación sobre este tema.

Paralelamente un grupo de diez cableras regionales presentarán denuncias ante Coprocom y Sutel contra FUTV argumentando que se podría estar en presencia de una concentración del mercado y para que se investigue, en el segundo caso, si se usan frecuencias sin la respectiva concesión del Poder Ejecutivo.

“Hay condiciones importantes para consultar a Sutel y a Coprocom”, explicó Juan Manuel Campos, director de CiberRegulación y quien estaría presentando la denuncia de las cableras.

Cambios

El paso de las transmisiones de fútbol de la televisión abierta a servicios de suscripción es parte de la tendencia en el mercado dado el impacto del video y la música a través de Internet, la disminución de la publicidad tradicional y el aumento del mercadeo digital.

Las televisoras locales también alegan que la incursión de TigoSport alteró sustancialmente la situación e hizo “insostenible” la operación, pues califican de “irracionales” a los equipos de fútbol que aparentemente duplicaban o triplicaban los montos actuales en los contratos por transmisiones.

Asimismo, su objetivo es impedirle que se adueñe del mercado totalmente.

TigoSport, por su parte, justifica que invierte y desarrolla el deporte local.

“Nuestro objetivo es que todas las disciplinas sean fortalecidas gracias a la inversión privada que generamos. Asimismo, procuramos que nuestros clientes tengan más y mejor contenido para su entretenimiento”, argumentó Leandro Lagos, director de servicios residenciales de Tigo Costa Rica.

El ejecutivo agregó que han tenido acercamientos para incorporar a FUTV en su grilla de programación, pero que no se ha llegado a ningún acuerdo y que están a la espera de la propuesta comercial.

En el caso de TigoSport, Lagos indicó que no se ha explorado la posibilidad de que otras cableras brinden el servicio, aunque no lo han descartado.

En la competencia de las empresas de televisión abierta y por suscripción, los equipos de menor cantidad de aficionados estarían obteniendo contratos más lucrativos.

“La diferencia es que el costo (para las televisoras) no lo están cubriendo los anunciantes, sino que se lo están trasladando al usuario final”, indicó Mauricio Garnier, socio director de Garnier BBDO.

Es el mismo esquema de servicios premium de Spotify o YouTube, donde no se tiene publicidad. A los anunciantes el cambio los obliga a una mayor segmentación.

No es el único modelo. En medio del esquema de la publicidad tradicional y el de la suscripción se encuentra el de Amazon, donde se “paga un poco, pero la publicidad es poca”.

“Hace 15 años no se podía pagar para quitarse la publicidad”, recalca Juan Bernárdez, estratega de White Rabbit Saatchi & Saatchi.

Reacción

La exclusividad de TigoSport no inquietó mucho a las cableras regionales, pero con FUTV la preocupación surgió pues se quedarían sin posibilidad de contar en su grilla con los partidos de fútbol de los equipos de más afición.

La otra inquietud surge porque para incluir a FUTV ahora deberán pagar (de $1,45 a $2 por suscriptor), obligándolas a cargarlo a la mensualidad del cliente o a desembolsar los montos correspondientes, con los consecuentes desequilibrios en sus finanzas.

Hasta el momento las cableras incluyen a los canales de televisión abierta, que cubren 60% del territorio, por mandato del reglamento de telecomunicaciones, lo que se conoce como must-carry, sin costo pues en el país no se incluyó tal obligación (must-offer).

Para los canales, las cableras se benefician de incluirlos pues cuentan con su programación (telenovelas, noticiarios y transmisiones de fútbol).

Para las cableras los canales se benefician al ampliar la cobertura y ser más atractivos para vender más espacios publicitarios.

“Nuestra ley está pensada para casos en los que las cableras intenten negarse a incluir a los canales de televisión abierta”, dijo Marco Ureña, socio director en competencia y telecomunicaciones de la firma Batalla.

Ureña agregó que se debe revisar ese modelo, pues no se ajusta a la realidad, y es necesario avanzar a esquemas como retransmission consent, “siempre evitando que una parte abuse de la otra”.

Nebulosa

Una de las principales dudas sobre el caso de FUTV es la relación con Teletica y Repretel.

Los representantes de FUTV insisten que ambas televisoras son sus proveedoras, encargadas de producir los partidos.

Sobre los inversionistas la respuesta es que “por ahora es confidencial”. Tampoco aclaran el estatus de las concesiones de frecuencias con las que operarán.

“Lo único que puedo decir es que es un grupo de empresarios que claramente tienen una visión de colaborar con el crecimiento del fútbol costarricense”, dijo Rodolfo Travers, director estratégico de FUTV.

Travers explicó que lo que sucede en el país también ocurre a nivel global en la industria del entretenimiento, incluyendo a los deportes, que el fútbol debe reinventar su modelo de negocios para competir y hacer frente a los cambios tecnológicos.

Esto incluiría a “los socios o aliados estratégicos” que utilicen el contenido de FUTV para llegar a sus clientes, aunque también dijo que las tarifas son confidenciales tanto como los acuerdos “a largo plazo” con los equipos.

Pero en el Registro Nacional en la inscripción de la sociedad “Los XI Titulares del Domingo LXTD S. A.” aparecen como presidente Román Fallas Cordero y como secretario Felipe Carrera Calderón, ambos ejecutivos de Teletica.

Esta sociedad es la que, según La Gaceta del 6 de diciembre del 2019, registró la marca de FUTV.

Ni René Picado, de Teletica, ni Fernando Contreras, de Repretel, respondieron las consultas enviadas por EF.

Christian Campos, especialista legal y exmiembro de Coprocom, explicó que se debe analizar el riesgo a la competencia cuando se miran decisiones de agentes económicos, especialmente si estos son rivales o competidores.

“Por lo que se ve, da insumos que hacen ver riesgos”, recalcó Christian Campos.

Cancha marcada
Datos sobre los canales exclusivos de transmisión de fútbol:
FUTV empezará a realizar las transmisiones a partir del 29 de febrero, tras la cesión de los derechos de Televisora de Costa Rica (Teletica) y Representaciones Televisivas (Repretel) con seis equipos de fútbol, incluyendo cuatro tradicionales. El nuevo canal tiene presencia en 12 cableras, entre ellas Cabletica.
TigoSport había iniciado operaciones hace unos dos años y tiene contratos con cinco equipos de primera división. Las transmisiones se realizan mediante la cablera Tigo y tiene convenio con Coopelesca, que tiene su servicio de televisión por suscripción en la región norte.
Fuente: Notas publicadas.
Cristina Fallas Villalobos

Cristina Fallas Villalobos

Es periodista de la sección de Negocios de El Financiero.

Carlos Cordero Pérez

Carlos Cordero Pérez

Carlos Cordero es periodista especializado en temas tecnológicos. Escribe para El Financiero y es autor del blog "La Ley de Murphy".