Por: Joanna Nelson Ulloa.  21 diciembre, 2017
El restaurante se ubica en Barrio Escalante desde este año. Foto: Lúpulus Beer Shop para EF.
El restaurante se ubica en Barrio Escalante desde este año. Foto: Lúpulus Beer Shop para EF.

A su regreso de España de estudiar una maestría, el administrador hotelero Eddy Fernández Solórzano tomó la decisión de no regresar a trabajar a la empresa de rent a car en la que laboró antes de irse del país, sino que se inclinó por emprender.

En España, pudo conocer muchos negocios en los que vendían cerveza artesanal y quedó encantado con el concepto.

Además, su maestría en dirección comercial y mercadeo se enfocaba mucho en la importancia de emprender y allí aprendió cómo iniciar una empresa desde cero.

Inicialmente, su intención era abrir un local en el que se vendiera una amplia variedad de cervezas artesanales.

Pero sus planes cambiaron por un asunto ajeno a su control y terminó abriendo un gastropub.

Eddy Fernández y su esposa María José Valerín son socios en el restaurante. Foto: Lúpulus Beer Shop para EF.
Eddy Fernández y su esposa María José Valerín son socios en el restaurante. Foto: Lúpulus Beer Shop para EF.

Apoyo de amigo y de familiares

Eddy armó su plan de negocios y le presentó el proyecto de la tienda cervecera a su amigo Amit Jain, un inversionista ángel indio, quien decidió respaldarlo económicamente.

En los trámites para abrir su negocio, las autoridades municipales le indicaron a Eddy que en ese sitio no se podía otorgar la patente de licorera que él requería.

Sin embargo, le dijeron que sí podía montar un restaurante y vender la cerveza.

Como Eddy tenía estudios en gastronomía, al final no le pareció tan mala la idea –más bien fue algo mejor─ y creó un restaurante de street food gourmet, enfocado en hamburguesas y otra comida, siempre con su idea original de vender cervezas.

Sus propietarios planean, a futuro, convertir su negocio en franquicia. Foto: Lúpulus Beer Shop para EF.
Sus propietarios planean, a futuro, convertir su negocio en franquicia. Foto: Lúpulus Beer Shop para EF.

Con el dinero invertido por su amigo, sus ahorros y el aporte de algunos miembros de su familia reunió $30.000 y abrió Lúpulus Beer Shop en el 2015 en el Centro Comercial Calle Real, en San Pedro.

Su local era pequeño, de alrededor de 60 metros cuadrados.

Las hamburguesas son la especialidad del negocio. Foto: Lúpulus Beer Shop para EF.
Las hamburguesas son la especialidad del negocio. Foto: Lúpulus Beer Shop para EF.

Dado su interés en expandirse por la buena aceptación que tuvo su pyme, en febrero de este 2017 el negocio se pasó a Barrio Escalante a una casa y el espacio actual del restaurante es de 400 metros cuadrados.

Este traslado significó una inversión de alrededor de $100.000 en su remodelación y equipamiento.

Aparte de hamburguesas, el restaurante ofrece ceviche, bowls de salmón y de atún, cortes de carne, tiraditos de atún, croquetas de jamón serrano, crocante de camarón, y pollo, entre otros alimentos.

Sus propietarios quieren abrir un local en el área oeste del país. Foto: Lúpulus Beer Shop para EF.
Sus propietarios quieren abrir un local en el área oeste del país. Foto: Lúpulus Beer Shop para EF.

Las cervezas artesanales las adquieren de diferentes proveedores y tienen una cerveza de la casa que una empresa fabrica para ellos. Se llama Guadalúpulus, la cual es una golden ale.

A futuro, Eddy espera abrir un negocio en el oeste del país y, quizás en un par de años, convertir a su restaurante en una franquicia.