Tecnología

Desarrolladoras de software ticas aumentan proyectos y vacantes por demanda generada a partir de guerra en Ucrania

Dnamic, Encora y Proximity tienen más de 450 vacantes para diferentes proyectos de desarrollo informático

Una importante firma de la industria musical a nivel global, y con sede en Estados Unidos, tenía contratada a una empresa de desarrollo informático en Ucrania que le brindaba servicios de outsourcing. Con la guerra iniciada por Rusia el pasado 24 de febrero, perdió el contacto con ellos.

La compañía, que no autorizó ser nombrada para este artículo, solicitó a la desarrolladora costarricense Dnamic hacerse cargo de varios proyectos que le urgían.

Otra firma que tiene una plataformas en línea para compra y venta o intercambio de vehículos en EE. UU. solicitó el desarrollo de una app para dispositivos móviles que les urge y para el cual prefieren a una desarrolladora ubicada en el mismo continente.

“Vamos a ver una demanda 10 veces mayor”, dijo Arturo García, CEO y cofundador de Dnamic. “Las empresas especialmente de EE. UU. y Canadá ya no están viendo muy atractivo encargar proyectos de outsourcing en tecnología a firmas del Este de Europa y se están centrando en América Latina y especialmente en Costa Rica”.

Aunque al inicio del 2022 no había movimientos de traslado de proyectos a la región, pues no se creía que Rusia fuera a invadir Ucrania, después del inició del conflicto bélico se aceleró la búsqueda de desarrolladores y contactos en América Latina y en Costa Rica.

El régimen político del país, la cercanía geográfica y el huso horario (nearshoring), la disponibilidad de talento técnico con dominio del inglés y la afinidad cultural son ventajas que están destacando ante las firmas norteamericanas, que estarían reconsiderando contratos con informáticas en países vecinos de Ucrania, como Polonia, incluso en casos donde las relaciones tienen décadas.

La ola de solicitudes de proyectos para desarrolladoras costarricenses proviene de clientes actuales y nuevos que tienen algún impacto en sus iniciativas digitales por la situación de sus proveedores en Ucrania.

“Tenemos clientes directos que tenían equipos en ese país y, de manera repentina, perdieron acceso a esos recursos. Inmediatamente nos contactaron para tratar de minimizar el impacto”, dijo Adolfo Cruz Luthmer, CEO de Proximity-10Pearls Latam.

Un nuevo cliente de Proximity-10Pearls Latam, por ejemplo, tenía cientos de recursos en Ucrania y en un día perdió contacto con el 80%, lo que provocó disrupciones en sus proyectos y operaciones.

Cruz confirmó que se quintuplicaron los contactos y los requerimientos de información, así como aumentó la concreción de nuevos clientes en los últimos 45 días. La firma tiene más de 150 posiciones abiertas para diferentes perfiles (desarrolladores full stack Node/React, QA automation, DevOps, Machine Learning, AI y varias más).

Otro efecto es el incremento en la velocidad de concretar nuevos proyectos, pues el “mercado está caliente” y hay urgencia debido a que la demanda supera la oferta.

“Los eventos de los últimos dos años han puesto el foco en el riesgo que representa tener los recursos en modelos offshore, especialmente en Asia y Europa del Este, para las empresas estadounidenses”, sostuvo Cruz.

Encora reportó que solamente en la primera semana, tras el estallido de la guerra, recibió 250 peticiones de nuevos recursos con empresas clientes. A la semana siguiente se concretó otra solicitud de un cliente que tenía proveedores en Europa del Este y estaba buscando alternativas en zonas más estables.

“Tan solo en las primeras dos semanas logramos colocar casi 400 posiciones”, aseguró Mario Chaves, presidente para las Américas de Encora. “Esto es completamente inusual. De febrero en adelante, el mundo cambió. Muchas empresas que no habían probado el modelo nearshore anteriormente comenzaron a girar su mirada hacia Latinoamérica”.

Las empresas en Norteamérica, que tenía proveedores en Europa del Este, están buscando alternativas para disminuir su riesgo. Aumentó también la urgencia de concretar los acuerdos, surgieron nuevos clientes, se pasó de solicitudes de uno o dos recursos por mes a 20 adicionales. Actualmente, Encora tiene 260 plazas disponibles.

Se espera que las nuevas relaciones no sean temporales, pues ahora las firmas estadounidenses verán las ventajas de contratar desarrolladoras del mismo continente y huso horario, así como el valor agregado que les ofrece la industria de la región. “Aunque la guerra puede terminar en cualquier momento, ya hay una disrupción que no va a desaparecer en el corto plazo”, afirmó Chaves.

El fenómeno no se está dando para todas las firmas. Publicis Global Delivery, una compañía internacional con operaciones locales, respondió a EF que no han reportado cambios a raíz del conflicto bélico. Accenture indicó que no participaba de este reportaje.

La coyuntura actual representa un segundo empujón en la demanda de servicios informáticos en los dos últimos años, lo que está cambiando el ritmo de desarrollo de las firmas.

Dnamic empezó a operar en 2014 enfocándose en el mercado de Nueva York. La firma brinda servicios de desarrollo de software y desarrollo web, innovación y automatización basándose en inteligencia artificial, automatización de test de calidad de software, automatización con sistemas de robotic process automation (RPA), y tercerización de procesos de negocios (recursos humanos, contabilidad y gerencia) mediante nearshoring, entre otros.

“Nos enfocamos en darles a los clientes las tecnologías, el talento y la estrategia para asegurar cualquier iniciativa de transformación digital”, explicó García. La firma pasó de tres personas a 35 en tres años.

En el 2020, después de un periodo de casi cinco meses iniciales de incertidumbre, las empresas clientes en EE. UU. empezaron a reactivar sus proyectos de digitalización, con lo que se incrementaron los contratos y la planilla. Actualmente Dnamic alcanza casi 80 personas y tiene clientes ubicados en California, Arizona, Texas, Kentucky, Pennsylvania, Georgia y Florida, así como en Inglaterra, Francia y Australia.

Antes de la pandemia la firma mantenía unos 10 proyectos simultáneos. Desde el segundo semestre del 2020 se duplicaron. En ese año la empresa pasó a operar con la modalidad de trabajo remoto.

A partir del inicio de la guerra en Ucrania se incrementaron las solicitudes y se acortó el tiempo de cierre de contratos (se pasó de tres meses a solo unas semanas). Actualmente se manejan 23 proyectos en promedio de forma simultánea.

Dnamic también está incorporando nuevos recursos tecnológicos para responder a la demanda. Por ejemplo, sumó varias herramientas para pruebas automatizadas (Functionize) y para automatización de negocios (UiPath).

Ahora la demanda también está creciendo desde Europa y la India, con firmas interesándose en desarrollar alianzas con desarrolladoras del continente americano.

Hay un claro impacto en la planilla. Dnamic cuenta con 45 vacantes en este momento y está iniciando una nueva operación en el municipio de Zapopan, en Guadalajara, México, para la gestión de 25 recursos en ese país. La compañía ya ha tenido informáticos contratados en Argentina y Perú.

Dnamic también apuesta a que el incremento de la demanda no es solo por la actual coyuntura en Europa del Este. “Va a seguir creciendo en los próximos dos años”, afirmó García.

Carlos Cordero Pérez

Carlos Cordero Pérez

Carlos Cordero es periodista especializado en temas tecnológicos. Escribe para El Financiero y es autor del blog "La Ley de Murphy".

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.