El Ministerio de Educación alerta sobre campaña de "desinformación" en redes sociales

Por: Laura Ávila, Manuel Avendaño A. 9 febrero

20 escuelas fueron cerradas por padres de familia este jueves en Pérez Zeledón, Limón y San Carlos, por la oposición a los programas de educación sexual que implementará el Ministerio de Educación Pública (MEP) en el curso lectivo 2018.

Imagen con fines ilustrativos/ Fotografía: John Durán.
Imagen con fines ilustrativos/ Fotografía: John Durán.

Sonia Marta Mora, ministra de Educación, aseguró este jueves que está muy “alarmada” por la alteración de los Programas de Educación para la Afectividad y la Sexualidad Integral que contribuyen a crear una campaña de desinformación en la ciudadanía.

EF revisó los contenidos de los tres programas de educación sexual del MEP y ofrece un resumen de los temas que se imparten en cada uno de los ciclos del sistema educativo costarricense.

Los lectores podrán encontrar en cada ciclo, el link y el documento en PDF para que hagan una revisión del programa completo.

¿Qué se enseña en la escuela?

Para primer grado el MEP propone tres criterios de evaluación: reconocer las características básicas del cuerpo y los aspectos biológicos que determinan la identidad de una persona; distinguir hábitos de salud e higiene y apoyar las actividades recreativas de la comunidad que promueven el cuidado de la salud.

La institución propone a los profesores realizar actividades lúdicas para que los estudiantes expresen lo que hacen con la cabeza, el tronco, abdomen y extremidades superiores.

El ejercicio contempla que los estudiantes reconozcan la localización de los glúteos y genitales; así como las formas adecuadas de expresar afecto -saludos, abrazos-.

Como parte de los ejercicios el MEP plantea que los estudiantes realicen siluetas o modelos del cuerpo humano, que utilicen imágenes, cuentos o recursos tecnológicos para facilitar la “información acerca de las semejanzas y diferencias del cuerpo humano”.

Uno de los objetivos que tiene esta guía es que el estudiante esté en capacidad de reconocer las situaciones que pueden afectar su integridad.

- Reconocer situaciones cotidianas que pueden afectar el bienestar personal y comunitario.

- Describir medidas preventivas contra las manifestaciones de violencia que perjudican la integridad física, espiritual, psicológica y sexual de las personas.

- Comprender la necesidad de denunciar toda manifestación de violencia que se presente en la institución, hogar o comunidad.

En segundo grado el MEP propone reconocer los cambios que se dan después del nacimiento; comprender la influencia de las buenas relaciones humanas para el cuidado de la salud y la importancia de apreciar las condiciones que permiten mantener las buenas relaciones entre personas de distintas edades dentro de una comunidad.

Los profesores organizan actividades recreativas para que los estudiantes respondan los siguientes cuestionamientos: ¿Cómo es mi cara? ¿Cómo es mi cuerpo? ¿Soy alto o pequeño? ¿Cuáles características distinguen a los hombres de las mujeres?

- Identificar medidas para la prevención de accidentes y enfermedades y su importancia para el bienestar personal y comunitario.

- Describir soluciones para evitar las situaciones que pueden generar accidentes o causar enfermedades en la comunidad.

- Valorar la necesidad de mejorar su propio entorno para el cuidado de la salud, mostrando solidaridad y respeto ante las normas que garantizan el bienestar común de las personas. Situaciones de aprendizaje.

En tercer grado la guía afectividad y sexualidad plantea que los estudiantes reconozcan los huesos y los músculos; describir sus funciones en las actividades diarias y cómo se deben de cuidar para tener una buena salud.

Para promover el aprendizaje la cartera propone a los profesores que los estudiantes realicen dibujos de la silueta para que detallen ¿Dónde se localizan los huesos largos del brazo y el antebrazo? ¿En qué parte del cuerpo se localiza los músculos más fuertes?

En este grado académico los estudiantes podrán aprender a:

- Reconocer los órganos que participan en el proceso digestivo de los alimentos, como parte del cuidado del cuerpo humano.

- Comprender el proceso digestivo mediante los cambios que sufren los alimentos, para ser aprovechados por el cuerpo humano.

- Tomar conciencia de la importancia del proceso digestivo en el cuidado de la salud de las personas.

Para cuarto grado el MEP propone que los estudiantes aprendan a analizar los niveles de organización del cuerpo humano; cómo funciona el proceso de respiración y valorar las medidas preventivas que contribuyen a la salud del sistema respiratorio.

Aquí cada estudiante recibirá un material impreso para que recorte los dibujos de las células y las agrupe según su tamaño, forma etc. Así el estudiante estará en capacidad de reconocer las partes básicas de la célula: membrana, citoplasma y núcleo.

28/07/2017. La profesora de Ciencias del Colegio México, Annia Román, imparte una clase de educación sexual a jóvenes de noveno año. Fotografía: Mayela López.
28/07/2017. La profesora de Ciencias del Colegio México, Annia Román, imparte una clase de educación sexual a jóvenes de noveno año. Fotografía: Mayela López.

En quinto grado las guías plantean que los estudiantes identifiquen los cambios que experimentan los hombres y mujeres al inicio de la madurez sexual; la relación entre sexo, género y sexualidad humana; y la importancia de las medidas preventivas que contribuyen al cuidado de los sistemas reproductores masculino y femenino.

Mediante actividades lúdicas se deben considerar diferentes aspectos: ¿Cómo ha cambiado tu comportamiento ahora a diferencia de cuando tenías seis años? ¿Cuáles son los cambios que has percibido en tu cuerpo?

En sexto grado los estudiantes podrán aprender a identificar los componentes del sistema nervioso y sus funciones; las medidas que contribuyen a mantener un buen funcionamiento de este sistema; y las consecuencias que tiene el consumo de drogas para la salud.

A través de textos, cuadros y gráficos se estudian los componentes del sistema nervioso: células, órganos del sistema nervioso central, médula espinal así como las funciones del sistema.

Dentro de los contenidos que podrán aprender los estudiantes están:

- Reconocer las glándulas que forman el sistema endocrino y las funciones que cumplen en la coordinación y equilibrio de la salud del cuerpo humano.

- Describir la relación entre los sistemas nervioso y endocrino para comprender su importancia en el funcionamiento del cuerpo humano.

- Valorar el equilibrio adecuado entre los sistemas del cuerpo humano, para mantener una buena salud física y mental.

¿Qué se enseña en sétimo, octavo y noveno?

El MEP plantea tres ejes temáticos para los estudiantes de sétimo año de colegio que son:

1- La vivencia plena de la sexualidad en armonía con el bienestar y desarrollo personal y social

En este eje se le enseñará a los estudiantes que la vivencia de la sexualidad permite a las personas obtener bienestar y desarrollo personal. Esto se logra mediante el reconocimiento y respeto de los cuerpos, y la promoción de vínculos afectivos que favorecen la convivencia pacífica.

Los alumnos también recibirán educación para disfrutar de los placeres de una vivencia sexual de manera segura, informada y responsable.

2- Corresponsabilidad en el disfrute de la sexualidad, desde el ejercicio y garantía plena de derechos

Este eje está enfocado en reconocer y respetar los derechos humanos en las relaciones interpersonales.

“A partir del reconocimiento, ejercicio, defensa, exigibilidad y respeto de los derechos humanos es posible vivir la sexualidad desde el autocuidado y el cuidado mutuo”, señala el documento en la página 27.

“Este eje además pretende trascender la vivencia individual o en pareja de la sexualidad, para lograr además una plena conciencia de la responsabilidad que como personas ciudadanas tenemos de incidir en la garantía de los derechos sexuales y los derechos reproductivos en un nivel local, nacional y global”, agrega el documento.

3- Ejercicio de la sexualidad para la igualdad y equidad social

En este eje se desarrollan temas para explicar como el control y el poder han provocado violencia social fundamentada en la vivencia sexual de las personas.

Este eje desarrolla ocho subejes que se resumen a continuación:

Cuerpos y corporalidades: rescata los cuerpos como elemento fundamental y concreto de la vivencia de la sexualidad de las personas, la cual no se desarrolla en lo abstracto y no se refiere solamente a la dimensión emocional y espiritual.

Afectos y vínculos: apunta hacia la formación para la vivencia del amor y sus diversas expresiones, pero también para el reconocimiento y gestión de las múltiples emociones y afectos (positivos y negativos) que surgen en la relación.

Placer y bienestar: busca enseñar que la sexualidad no se asocia a lo prohibido o reprimido. Por el contrario, rescata y legitima los placeres de la vivencia sexual segura, informada y responsable, y enseña cómo esta experiencia garantiza bienestar y desarrollo para las personas.

Corresponsabilidad social: Todas las personas son sujetas de derechos, también son sujetas de responsabilidades en la vivencia de su sexualidad. Este subeje profundiza la enseñanza de los derechos y responsabilidades que se relacionan con la sexualidad y la afectividad.

Salud sexual y salud reproductiva: Este tema coloca un énfasis específico en el desarrollo de competencias para la promoción de la salud sexual y la salud reproductiva así como a la prevención. Se busca el fortalecimiento de factores y conductas protectoras, así como la reducción de riesgos para la salud de las personas.

Identidades y diversidades: este punto resalta que la sexualidad no se vive bajo estándares normativos ni a través de esquemas rígidos, impuestos y homogéneos, sino que se expresa de formas diversas y a través de una amplia diversidad de identidades de género y orientaciones sexuales.

“Se busca trascender los binomios hombre-mujer y masculino-femenino, para abordar más bien la diversidad de las vivencias y las expresiones de la afectividad y la sexualidad, todas ellas legítimas y respetables, siendo todas las personas sujetas de derechos y responsabilidades”, indica el documento del MEP.

Derechos sexuales y derechos reproductivos: desde este subeje el MEP busca el fortalecimiento de todas las personas para el ejercicio individual y social del derecho a una sexualidad segura, informada, corresponsable y sin discriminación.

Incluye la defensa, promoción y exigibilidad del cumplimiento de los derechos sexuales y los derechos reproductivos, así como la efectiva aplicación de las leyes, normas, reglamentos y compromisos adquiridos por el país en materia de estos derechos.

Cultura, poder y violencia: se promueve la comprensión de cómo determinados sistemas culturales han favorecido el ejercicio del poder y del control por parte de algunas personas que oprimen y violentan a otras.

“Desde esta perspectiva se enfatiza la promoción de cambios culturales orientados al desarrollo de relaciones igualitarias, respetuosas y libres de violencia, así como a la prevención y erradicación de todas las formas de violencia como condición necesaria para el bienestar colectivo”, contemplan el programa educativo.

Imagen con fines ilustrativos. Fotografía: John Durán.
Imagen con fines ilustrativos. Fotografía: John Durán.
¿Qué se enseña en décimo y undécimo?

Para décimo y undécimo año del colegio persisten los subejes descritos en el programa de sétimo, octavo y noveno, y se refuerza el enfoque constructivista que inspira la creación de los tres programas de educación sexual.

Este es el resumen de los objetivos que se desarrollarán para décimo y undécimo año:

- Reconocer el placer y el bienestar propio y de la otra persona, como condiciones necesarias para la vivencia plena de las relaciones sexuales corporales, genitales y coitales.

- Identificar las condiciones necesarias para el establecimiento de relaciones sexuales corporales, genitales y coitales placenteras y orientadas al bienestar propio y de la otra persona.

- Ser consciente de que las relaciones sexuales corporales, genitales y coitales deben vivirse de forma tal que aporten al bienestar y desarrollo propio y de las otras personas.

- Reconocer las nuevas masculinidades, las nuevas feminidades y otros cambios culturales necesarios para garantizar la igualdad de derechos y oportunidades para todas las personas.

- Identificar las condiciones y características de las relaciones entre pares y en pareja libres de abuso y violencia.

- Estar comprometido(a) con el no ejercicio de las distintas formas de abuso y violencia sexual, así como con su prevención, denuncia y erradicación.

- Comprender las responsabilidades de diversos actores sociales para la garantía del ejercicio de los derechos sexuales y reproductivos de las personas.

- Identificar los mecanismos de participación e incidencia ciudadana existentes para la exigibilidad, el ejercicio pleno y la defensa de los derechos sexuales y reproductivos.

- Estar comprometido(a) con el ejercicio de sus derechos y obligaciones ciudadanas en relación con la afectividad y sexualidad, a nivel local, estatal, nacional y global.