Economía y Política

Evite estos errores comunes al declarar el impuesto sobre la renta

La declaración D-101 la deben presentar personas físicas con actividades lucrativas en el país y personas jurídicas

Se aproxima el cierre fiscal y, con él, la presentación de diversas declaraciones de impuestos.

Una de las más comunes es la D-101, del impuesto a las utilidades, que deben completar personas físicas con actividades lucrativas en el país y personas jurídicas.

La fecha límite para presentar la declaración es el 15 de marzo del 2022, y debe abarcar el periodo comprendido entre el 1.° de enero y el 31 de diciembre del 2021.

EF conversó con Mario Hidalgo, socio de Impuestos y Legal de Grant Thornton, y Bryan Mora, socio de Impuestos y BPS de Deloitte, para conocer los principales errores que suelen cometerse en este proceso.

  • Base confiable: Suele suceder que no se parte de una base confiable o la contabilidad se registra erróneamente. Lo primero es asegurarse de haber preparado la contabilidad de acuerdo a las normas contables. Por ejemplo, tener en orden el tema de inventario, activos fijos, los debidos auxiliares, etc., puesto que la declaración conlleva una segregación de la información.
  • Basarse en “reportería”: Mora comentó que un error común es tomar como base los reportes, que no siempre están correctos. por eso es importante asegurarse que todos los documentos estén conciliados.
  • Conciliación fiscal: Este concepto se refiere a la diferencia entre la base contable y la fiscal. Hay información de los gastos no deducibles que no se deben meter en la declaración, como ocurría antes. Lo que hay que hacer es excluirlo de la información que se va a declarar.
  • Ingresos de activos y pasivos: se suele caer en el error de incluir en este apartado los activos y pasivos personales, los cuales no deben reportarse en esta sección.
  • Inclusión de gastos deducibles: A veces hay confusión sobre cuáles son los gastos deducibles que se pueden aplicar. Por ello, se deben tener en cuenta tres requisitos que deben cumplir para ser gastos deducibles: que sean útiles y necesarios para generar ingresos, que tengan comprobante y que se le hayan aplicado las retenciones correspondientes.
Francisco Ruiz León

Francisco Ruiz León

Periodista de la sección de Economía y Política de El Financiero. Bachiller en Comunicación Colectiva con énfasis en Periodismo por la Universidad de Costa Rica.