Por: Manuel Avendaño Arce.   29 mayo
Elian Villegas, asumirá como ministro de Hacienda el próximo lunes 1.° de junio, para relevar en el cargo a Rodrigo Chaves. Fotografía: Roberto Carlos Sánchez, Casa Presidencial.
Elian Villegas, asumirá como ministro de Hacienda el próximo lunes 1.° de junio, para relevar en el cargo a Rodrigo Chaves. Fotografía: Roberto Carlos Sánchez, Casa Presidencial.

Proteger a los afectados por la pandemia, contener y reducir el gasto público, y mantener la estabilidad de las finanzas estatales son las tres misiones que el presidente Carlos Alvarado le encomendó a Elián Villegas, quien anoche asumió la complicada cartera de Hacienda justo cuando el país padece una complicada crisis económica.

En entrevista con EF, la mañana de este viernes, el nuevo jerarca reveló las tres tareas que le encomendó Alvarado, antes de anunciar el sorpresivo relevo del economista Rodrigo Chaves, quien solo estuvo siete meses al frente de la cartera de Hacienda.

“Tenemos que trabajar la reducción del gasto, hay que hacer una revisión importante de este rubo y a partir de ahí tomar algunas directrices y medidas que nos ayuden a disminuir el gasto público que tenemos en este momento”, explicó el nuevo ministro.

El reto de contener y luego reducir el gasto público es una de las consignas que también entonaron Rocío Aguilar y Rodrigo Chaves, aunque la inflexibilidad del presupuesto nacional, los destinos específicos y la oposición sindical siempre interfieren con acciones puntuales en este rubro.

Entonces, ¿qué planea hacer diferente el nuevo ministro de Hacienda?

“Ofrezco llegar con ojos frescos a revisar el gasto para saber en qué estamos gastando el dinero, para ver dónde podemos recortar. Siempre cuando alguien tiene un gasto asignado puede perfectamente justificar la necesidad de ese dinero, pero ahí es precisamente donde hace falta llegar a definir con exactitud y tener mano dura al respecto porque son momentos difíciles donde es necesario, se quiera o no, recortar el gasto público”, zanjó.

El nuevo ministro asume la cartera con mayor rotación desde 1978. En la actual administración es el tercer funcionario en ocupar esa silla.

Revisar la deuda interna

Otro de los puntos medulares en los que se enfocará Villegas es en la revisión de la deuda interna con los inversionistas del mercado doméstico.

“Voy a plantear una revisión junto con los inversionistas institucionales del país y una comprensión de que somos mutuamente necesarios. En medio de los inversionistas y el Ministerio de Hacienda está Costa Rica, por eso tenemos que revisar la estructura de tasas de interés y los plazos a los cuales está colocada la deuda para lograr un manejo más sano del flujo de caja del Gobierno”, añadió el jerarca.

A criterio del abogado, trabajar en esta reestructuración de la deuda en el mercado interno ayudará a reducir el déficit fiscal del país.

¿Reforma fiscal suficiente?

La aplicación de la moratoria en el Impuesto al Valor Agregado (IVA) y el tributo sobre la renta, sumado a la contracción del consumo por las medidas de confinamiento, generaron una caída del 23,4% en los ingresos fiscales a abril del 2020.

La recaudación registró una reducción interanual de ¢81.799 millones, la cifra equivale al 0,23% del Producto Interno Bruto (PIB), según datos de Hacienda.

El IVA decreció 35,5% lo que representa una brecha de ¢41.729 millones (0,12% del PIB) menos con respecto a un año atrás. Otros tributos como el selectivo de consumo, el de las importaciones, el derecho de salida del país y el de los combustibles también mostraron caídas de dos dígitos.

Únicamente el impuesto sobre las utilidades (renta) aumentó ¢12.477 millones (0,04% de la producción nacional) con respecto a abril del 2019.

A esto se suma el levantamiento de la regla fiscal que los diputados aprobaron por medio de una ley el 19 de mayo. El exministro Chaves, pidió expresamente al presidente Alvarado vetar esta normativa.

Sin embargo, el mandatario firmó la ley el pasado 20 de mayo, en contra de los criterios del Banco Central de Costa Rica (BCCR), la Contraloría General de la República (CGR) y de su entonces ministro de Hacienda, Rodrigo Chaves.

Villegas tiene claro que debe lidiar con estas condiciones durante su gestión.

“La Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas (9.635) es un plan nacional, no es algo que sea de un partido político, ni siquiera podemos decir que es una iniciativa del Poder Ejecutivo. Es un tema donde estuvieron involucrados los diputados, el Gobierno y la sociedad civil. El Ministerio de Hacienda debe respetarla y es el camino que debemos seguir”, comentó.

Defender la regla fiscal

Para el nuevo ministro defender y aplicar la regla fiscal es el inicio de un circulo virtuoso que puede ayudar a obtener mayores ingresos para el fisco y para las inversiones que requiere el país.

“Es lo que hay que hacer, es lo que corresponde. El Ministerio de Hacienda deberá ser muy estricto en todos los temas (de la regla fiscal) y en lo que queremos hacer”, puntualizó.

La regla, incluida en la Ley 9.635, aplica un criterio cuantitativo para limitar el crecimiento del gasto corriente −el dinero de salarios, pensiones, alquileres, etc.− según la relación de la deuda del Gobierno Central con respecto al PIB nominal.

La aplicación de esta norma es vital para mantener la estabilidad de las finanzas estatales. Sin embargo, como ocurrió con otras reglas similares en el pasado, los gobiernos no fueron exitosos en acatarlas y aplicarlas.

El presupuesto nacional 2020, con una deuda pública que superará ampliamente el 60% de la producción nacional, tendrá que ajustarse a la regla para poner bajo control el crecimiento del gasto corriente ante la compleja situación financiera del país que se ve agravada por el impacto del coronavirus.