Por: María Fernanda Cisneros.   19 diciembre, 2019
A pesar de que formalmente aún no se ha admitido la Administración por Intervención Judicial, Aldesa ha venido ejecutando el plan de saneamiento financiero. Fotografía: Alejandro Gamboa Madrigal
A pesar de que formalmente aún no se ha admitido la Administración por Intervención Judicial, Aldesa ha venido ejecutando el plan de saneamiento financiero. Fotografía: Alejandro Gamboa Madrigal

El Juzgado Concursal de San José dio el visto bueno para que Aldesa Corporación de Inversiones continúe con el proceso de solicitud de Administración y Reorganización con Intervención Judicial.

Aldesa acudió al Juzgado desde marzo del 2019 para pedir una intervención judicial y de esta manera solventar los problemas de liquidez que la compañía enfrenta.

Desde entonces, Aldesa ha recibido paros en el camino que le han impedido continuar con el proceso para la solicitud, debido a que el Juzgado le ha rechazado el trámite por problemas de forma y no de fondo. Es decir, no cumplía con los requisitos para analizar si podía o no calificar para un proceso de intervención.

El primer rechazo llegó en abril, luego otro en mayo y seguidamente uno más en agosto.

El 12 de agosto Aldesa envío un recurso de revocatoria, nulidad y apelación y es este trámite el que recibió al fin un sí por parte del Juzgado. Esta vez cumplió con los requisitos.

En dicha solicitud, Aldesa aclaró al Juzgado los siguientes puntos: primero, la totalidad de estados financieros de empresas de Aldesa fueron presentados (lo cual se aclaró con un índice); segundo, las empresas que no presentan lista de activos y pasivos son empresas no operativas que no tienen activos ni pasivos, y así está documentado en el expediente; y tercero, algunas empresas de Aldesa consolidan sus activos y pasivos, por lo que ambos se anulan en el consolidado y al no tener compromisos con terceros no existe lista de activos y pasivos.

Asimismo, se incorporó una declaración jurada por parte de un contador externo sobre lo anterior, y solicitaron una audiencia para aclarar cualquier duda adicional sobre los requisitos presentados, explicó Aldesa.

¿Qué sigue? El paso siguiente es la revisión de aspectos de fondo de la solicitud.

“Para tal efecto, el juzgado debe nombrar a un perito que, en el plazo de 10 días hábiles, emita un criterio de técnico sobre la viabilidad del plan de salvamento que justifica la solicitud”, indicó la carta que dirigió Javier Chaves, presidente de Aldesa Corporación de Inversiones, a los inversionistas el 18 de diciembre.

El fallo dio un plazo de tres días para que Aldesa y los acreedores procedan a indicar el tipo de profesionales y especialidades a nombrar como peritos, a efecto de que lleven a cabo la pericia solicitada. También en ese plazo, deben calcular e indicar cual es la transcendencia económica del presente asunto, cita el documento del cual tiene copia EF.

A la fecha, añadió, Aldesa ha ejecutado $70 millones en arreglos de pago y prevé llegar a $100 millones al primer trimestre del 2020. Esta cifra correspondería a la mitad de los pasivos que posee la compañía.

“Dicho resultado, incluso antes de que se aperture el proceso, demostrando así la viabilidad del plan”, indicó Chaves.

Entre tanto, de un total de 592 inversionistas, 16 presentaron denuncias, de las cuales seis fueron desestimadas de plano por la Sugeval, y las diez restantes están en proceso de investigación.